Vida Capital
Guía Roji: recorrer el mapa a la velocidad del territorio
MXCity
La posibilidad de que el mapa mismo sea del tamaño del territorio es una posible y cuestionable utopía que en la ciudad de México (con sus calles como largos enunciados inacabables) siempre es el mapa de un territorio diferente.

Sergio Loo (1982-2014) escribió un libro de poemas llamado Guía roji que, según Maricela Guerrero, invita “a encontrarse, perderse o desprenderse de una serie de identidades” para “poner en juego el espacio —la ciudad de México y sus áreas conurbadas”.

El juego formal de Loo toma como título el único libro indispensable para moverse por la ciudad de México (al menos antes de la existencia de Google Maps o el GPS móvil), la Guía Roji, un intento editorial por cartografiar año tras año los cambios que experimenta la ciudad de México. Fue fundada en 1928 por Joaquín Palacios Roji Lara, y a través del siglo se convirtió en la empresa cartográfica más reconocible del país, ofreciendo mapas y guías carreteras de cada rincón.

Sin embargo, los lectores más asiduos de la Guía Roji suelen ser los taxistas; los buenos taxistas, los que prefieren consultar su Guía Roji en vez de hacerle perder el tiempo al pasajero con rodeos inútiles.

Esto no debería parecer extraño: Craig Epplin ha escrito sobre la posibilidad de que la ciudad de México no sea sino el mapa de la ciudad de México cubierto por sí mismo. Echando mano del famoso cuento de Borges donde un gobernante desea el mapa más perfecto del Imperio, llevando a los cartógrafos al límite del absurdo, Epplin concibe la posibilidad de que la ciudad de México sea efectivamente un mapa en proporción 1:1.

La idea de recorrer el territorio con un mapa en la mano es contraria a la literaria y romántica idea del flâneur parisino, quien no busca encontrarse sino más bien perderse y, por qué no, desprenderse del caminante que ha sido, de una calle a otra. Pero a pesar de que es posible perderse deliciosamente en el DF, es poco probable que el flâneur llegue a recorrer el territorio completo de la ciudad, salvo ejercicios de traslado literario como el ensayo “Dos calles y una banqueta”, de Valeria Luiselli (incluido en el libro Papeles falsos), donde la velocidad de la bicicleta se revela óptima para recorrer rápidamente las calles de la colonia Roma o The interior circuit,de Francisco Goldman, una crónica emocional de lo que queda cada vez que la ciudad cambia y remueve sus entrañas, tomando como título uno de los ejes viales más grandes de la ciudad: el Circuito Interior.

La idea de un libro que sea, a su vez, un instructivo para vivir la ciudad, debe descomponerse en numerosas perspectivas: ese libro debería servir tanto al que nació en el DF como al que llega por primera vez, y debería orientar tanto al flâneur como al taxista. En ese sentido, tal vez la ciudad de México sea efectivamente una “Guía roji” de tamaño real: un mapa abierto que cuenta su historia, que en algunos casos la esconde o la opaca y en otros, nos invita a conocerla.

Más de 30 mil catrinas desfilarán por Paseo de la Reforma
MXCity
Nacieron en la mente de José Guadalupe Posada y ahora invadirán la CDMX.

El día en el que todos seremos calaveras elegantes…

 

Las catrinas fueron creadas a principios del siglo XX por José Guadalupe Posada, un sofisticado artista plástico (experto en litografía y grabados) que creó para la columna semanal de un periódico la “la Calavera Garbancera”, un personaje dedicado a burlarse de las personas de origen indígena que se sentían europeas.

 

catrina

 

A raíz de esto, Posada inventó un universo absurdo y crítico protagonizado por una serie de calaveras vestidas con sombreros pomposos que vivían inmersas en la dictadura de Porfirio Díaz. Esqueletos elegantes tomando pulque y montados a caballo para retratar a la miseria y los errores políticos o en fiestas de burgueses para criticar las excentricidades de los ricos.

 

catrinas

 

Aunque la esencia y la forma de esta caricatura pertenece a Posada, el topónimo de “la Catrina” se lo puso Diego Rivera. Fue el pintor quien además la pintó por primera vez vestida dentro un mural llamado: Sueño de una tarde dominical en la Alameda Central (que actualmente se encuentra en la exhibición permanente del Museo Mural Diego Rivera).  Esta pintura le dio a la calaca el estilo y el nombre ahora conocido por todos.

Gracias a la contribución de Rivera las catrinas trascendieron su origen político y se convirtieron en el emblema del Día de Muertos. Un símbolo fascinante que expresa una de las tradiciones más arraigadas y maravillosas que tiene México, esa que tiene que ver con conectarse con la muerte a través de la celebración.

 

catrinas

 

 

Para rendirle un homenaje a las calaveras más importantes de este país y para festejar a la muerte como se debe, se ha organizado el 22 de octubre una mega procesión en la que se espera la asistencia de por lo menos 30 mil personas disfrazadas de Catrinas que ese día caminarán orgullosas del Ángel de la Independencia a Bellas Artes.

Este desfile, una iniciativa que durante un mes convocó a los capitalinos a participar en el desfile y que el día del evento pretende juntar a por lo menos 200 maquillistas profesionales que con sus pinceles y sus pinturas darán a la vida el legado que dejó José Guadalupe Posada.

 

 

Catrina

 

Cabe destacar que además de la marcha de las catrinas, ese día habrán grupos de circenses, marionetas y una serie de talleres infantiles para que los niños hereden nuestras raíces.

La mega procesión de catrinas será una verdadera fiesta para celebrar juntos el regreso de nuestros muertos a la vida, aunque sea un solo día. Esta será la sexta ocasión en que se realice la por las calles de la CDMX. La Mega Procesión de las Catrinas 2019 es ya una tradición chilanga y te contamos lo qué te espera en esta edición.

 

 

 

Mega procesión de catrinas

¿Cuándo? 26 de octubre

¿Dónde? Sale del Ángel de la Independencia.

Horario: 11:00 am

Web

Parque San Bernabé Ocotepec, el edén forestal de la Ciudad de México
MXCity
El Parque Ecoturístico San Bernabé Ocotepec, un espacio donde el bullicio y los tumultos de la ciudad parecen ser solo un espejismo, un paraíso de silencio y sonidos naturales.

La Ciudad de México todavía conserva muchos paraísos forestales que bien podrían convertirse en una opción tanto para el desarrollo sustentable como el cuidado de la calidad del aire y protección al medio ambiente.

El Parque de Aventura Ocotepec, establecido por los habitantes de San Bernabé, Ocotepec, en la delegación Magdalena Contreras y que tiene todo el potencial para convertirse en un importante centro de entretenimiento ecológico en la capital del país.

 

 

 

Ubicado a una altura que va de los 2,610 metros hasta los 3,150 metros sobre el nivel del mar, el ecoparque es hoy uno de los principales pulmones que ayudan a la ciudad a capturar carbono, además de purificar el aire.

Pero, además, con la labor de la comunidad de San Bernabe, se está convirtiendo en un ejemplo de cómo manejar y aprovechar responsablemente los bosques nativos de la zona y que todavía prevalecen a las orillas de la Ciudad de México.

De acuerdo con los Guías Certificados que hoy brindan sus servicios en este lugar, este proyecto surgió desde hace 20 años en un esfuerzo por frenar el crecimiento de la mancha urbana y garantizar el aprovechamiento sustentable.

 

 

 

Y es que la riqueza forestal del lugar es tal, que quienes verdaderamente conocen su potencial ya subían hasta los puntos más recónditos del parque y bajaban carretillas y diablitos con hongos, yerbas medicinales, e incluso practicaban la caza furtiva.

No por nada, una vez que se definió limitar el acceso de la población a este lugar, se elaboró una estrategia para que los visitantes acudan y conozcan este recinto mágico, desde el cual es posible ver a la Ciudad de México en un espectáculo poco común, desde el amanecer hasta la noche misma.

 

 

 

Asimismo, en el lugar se ha establecido uno de los distintos venadarios que hoy en día se han convertido en punto clave para el rescate del venado cola blanca y cuya población ha comenzado a recuperarse de manera importante.

El lugar cuenta a partir de ahora con un programa para que los visitantes tengan oportunidad de convivir con la naturaleza mediante el ecoturismo, con actividades en bicicleta, caminatas, campismo, rapel e incluso tirolesa.

La comunidad misma de San Bernabé participa de forma activa en el lugar, donde las personas de la tercera edad se han convertido en los responsables de la reforestación del lugar, con un vivero que es atendido por las personas con mayor experiencia del lugar.

 

 

El parque es hoy un espacio donde el bullicio y los tumultos de la ciudad parecen ser solo un espejismo, pues el silencio y los sonidos naturales del bosque hacen que el visitante se olvide por completo que a unos pasos está la urbe.

De hecho, desde la parte más alta del lugar es posible apreciar a la ciudad de México, la cual luce como un cielo estrellado en la noche, con sus luces de neón, mientras que al amanecer se oculta bajo la bruma levantada por los primeros rayos del sol.

El lugar, alberga hoy una gran biodiversidad entre las que destacan el venado cola blanca, el conejo teporingo, el coyote, la gallina de monte, y aves como el azulejo, pájaro carpintero y algunas variedades de búhos y águilas.

 

 

El ecoturismo es una alternativa de turismo que promueve la conservación de los recursos naturales y sociales. En el Parque el Parque Eco turístico de San Bernabé Ocotepec encontraras el lugar perfecto para realizar actividades que te mantengan en constante movimiento, y con encuentro de experiencias significativas en tu tiempo libre. 

En él se puede escalar en roca, subir al mirador la Peña para observar la Ciudad de México, contemplar el venadario en el que se reproduce el venado cola blanca, acampar, realizar un día de campo, disfrutar de los juegos infantiles, caminata por sendero, practicar el ciclismo de montaña, tirolesa, escalar en roca y realizar rapel en las peñas. Así como pasar unrato agradable con la familia en el área de juegos o disfrutar de unos deliciosos antojitos mexicanos en las palapas. Cuenta con estacionamiento y vigilancia permanente.

 

 

Parque Ecoturistico San Bernabé Ocotepec

Dirección: Av. Ojo de Agua 1005, la tierra unidad, 10369 CDMX

Teléfono: 55 2921 0112

Facebook

Algo sobre las lunas de octubre
Viviana Cohen
Algunos mitos, fechas y reflexiones acerca del único satélite de la tierra.
luna

Hay quienes piensan que las lunas se ven más bonitas este mes…

 

Hay quienes creen que en octubre se pueden contemplar las lunas más hermosas del año. Algunos dicen que se ven más grandes, más esplendorosas, más cercanas. Los esotéricos, incluso, tienen la suposición de que durante esta fecha el satélite se dota de poderes inexplicables que pueden inferir en la vida de los humanos y transformarla.

Sin embargo, a pesar de lo grandioso que sería que todo lo anterior fuera verdad, los científicos han asegurado que esta creencia es falsa y que en el penúltimo mes del año nuestro satélite se ve igual que en otros meses. Una explicación para esta creencia de octubre puede estar en que nuestra mente está educada para pensar que los objetos lejanos se ven más pequeños, sin embargo, esto no aplica ni para Sol ni a la Luna los únicos dos astros capaces de engañar nuestra vista.  

 

Luna

 

Lo que determina la apariencia de Luna no es el calendario sino qué tan cerca se encuentre de la Tierra . Este año, por ejemplo, podremos contemplar el fenómeno hasta diciembre y durante 2016 se vio en noviembre.  

La creencia de que la luna es más bonita en octubre se remonta al inicio de los tiempos. Viene de un mito que nos heredaron de los europeos que  festejaban el equinoccio con una serie de rituales la primera Luna Llena de otoño, que casi siempre aparecía octubre.

 

luna

 

Los antiguos conocían este día como la llegada de la “Luna del cazador”. La irrupción del astro en el horizonte significaba a la vez sacrificio y caza. Simbolizaba ese momento en el año en el que había que juntar provisiones suficientes para poder sobrevivir el invierno sin morir de hambre.

Para los primeros humanos, era tan importante la aparición de la Luna Llena en octubre, que pronto se la asoció con fantasmas, brujas y demás seres metafísicos que deambulaban invisiblemente el mundo. Gracias a esa fantasía colectiva se empezó a celebrar el 31 de octubre el Halloween y otras tantas tradiciones que perduran, como la de cachar manzanas con la boca para casarse, que todos los años se organiza en algunos lugares de Italia.

 

luna

 

Este año la Luna Llena de octubre se verá en el cielo de la Ciudad de México el 13 de octubre. Y aunque los astrónomos sugieran que la luna de otoño es la misma que la de verano, vale la pena soñar un poco y recordar aquella vieja canción que alguna vez cantara Pedro Infante titulada Luna de octubre

 

luna

 

“La luna de octubre es más hermosa porque en ella se refleja la quietud”

11 espacios públicos de la ciudad que han transformado el sentido comunitario
Alan Roque
Son puntos de encuentro que, aunque requieren de una constante adaptación, cuidados y restauración, han logrado ejercer el espíritu de comunidad en una ciudad como la nuestra.

Cada uno de estos puntos de encuentro representan la creatividad del mexicano para la improvisación cívica. 

 

Ya sea para pasar un rato, quedarse de ver o comenzar una manifestación, existen ciertos puntos de encuentro a lo largo de la ciudad de México, en el que recurrimos para cumplir con nuestras citas. Cada uno de ellos tienen en común ciertas características que no sólo facilitan estos encuentros, también ciertos patrones de conducta que, si se llegan a observar con atención, son fenomenológicamente extraordinarios e hipnotizantes.

Pensemos en sitios como la Glorieta de los Insurgentes, la Fuente de los coyotes en Coyoacán o La Ciudadela. Son puntos de encuentro que, aunque requieren de una constante adaptación, cuidados y restauración, siempre cuentan con la presencia de grupos de adolescentes o jóvenes de todos tipo de gustos y subculturas. Son ellos quienes le dan forma y vida al lugar a través de la manera en que aprehenden cada rincón, en que lo descubren como un espacio urbano para la improvisación cívica, e inclusive lo adaptan para sus necesidades.

Si se goza de un ojo curioso, en el que se deja maravillar por la conducta humana durante un proceso de gregarismo o identidad, es sorprendente descubrir estos destellos, únicos y especiales, de la cultura mexicana –o, en su defecto, capitalina–. En el momento en que quedes con alguien en algún punto de la CDMX, en vez de estar al tanto del celular, la lectura o la música, levanta la mirada y sólo observa, escucha, descubre. ¿Puedes descubrir si los que frecuentan ese punto en común son capaces de adaptarlo a sus necesidades o es realmente el punto en común que altera la conducta de sus visitantes?

En caso que te interese ese ejercicio, en tratar de descubrir el leiv motiv de estos grupos que  ocupan esos lugares en específico para bailar danzón, andan en patineta, pasan el rato, vender productos como ropa y otros menesteres, o se dedican a salir disfrazados de historietas de manga o anime, te compartimos estos lugares urbanísticamente únicos en la CDMX.

 

Glorieta de los Insurgentes

Numerosas minorías quedan de congregarse aquí, ya sea por la accesibilidad al transporte público o porque la Roma, la Zona Rosa o la Condesa estén a la vuelta de la esquina. 

 

 

 

La Alameda (detrás del Hemiciclo a Juárez y en el kiosco en la Avenida Hidalgo)

 

¿A cuántos skaters o maralabaristas conoces de la zona? O quizá, si vas en domingo, te puedes dejar maravillar por las parejas mayores bailando danzón en el kiosco del otro lado del Hemiciclo a Juárez. Y no olvidemos, por supuesto, las fuentes que sirven como albercas improvisadas para numerosas familias que visitan al histórico parque cada fin de semana. 

 

 

Parque México

Para jugar futbol, entrenar a los perros o simplemente pasar una noche de cine al aire libre, este lugar es un must para los vecinos. 

 

El Universal

 

 

La Ciudadela

Danzón y comida, ¿qué más se puede pedir? 

 

Archivo MXCity-Ciudadela 1

 

 

Las islas en CU

Todo universitario de la UNAM conoce lo inevitable que es quedarse dormido en el pasto de Las islas. O de paso, ver cómo se imparten clases de danza al aire libre. 

 

 

 

Monumento a la Revolución

Quienes suelen frecuentar este sitio son skaters, bailarines y empleados de la zona. Y uno que otro plantón de manifestantes. 

 

monumento-revolucion

 

 

Entrada de Bellas Artes

 

Museo_Palacio_Bellas_Artes_1

 

 

Ángel de la Independencia

Punto de encuentro para photo-shoots para quinceañeras, bodas y otros eventos importantes –incluyendo el festejo de partidos de futbol o manifestaciones.

 

Ángel de la Independencia

 

Fuente de los coyotes en Coyoacán

Antes era víctima de innumerables puestos de la calle, sin embargo ahora es el centro para performers y adolescentes pasando el rato. 

 

fuente de los coyotes

 

 

Abajo del reloj de, prácticamente, cualquier estación del metro

De ventas en internet a intercambio de mercancía. Los relojes del metro son el lugar ideal para hacer este tipo de transacciones. 

 

El Universal

 

La Estela de Luz

Quizá no sean skaters pero los malabaristas no faltan un sólo día en este sitio. 

 

Estela de luz

 

/Fotografía principal: mexicohermoso.com