merced
MXCity

45 años de la Cineteca Nacional, un recorrido del celuloide al arte digital
MXCity
45 años de este precioso recinto que además, cuenta con un Centro de Documentación y una Galería que exhibe obras y memorabilia de grandes figuras de la historia del cine.

45 años de llevar el mejor cine de culto a la comunidad.

 

La Cineteca Nacional es un no de los lugares históricos, culturales y visuales más importantes del país, ya que alguna vez llegó a resguardar los materiales originales del patrimonio fílmico de México provenientes de un gran número de fuentes a la par de la Filmoteca de la UNAM, y sus antecedentes se remontan a los años cuarenta.​

La primera sede de la Cineteca Nacional se inauguró en 1974 en Calzada de Tlalpan y Río Churubusco, donde ahora se ubica la Escuela Nacional de Arte Teatral del Centro Nacional de las Artes. La preservación del patrimonio fílmico de México fue tarea de coleccionistas particulares hasta la creación de la Filmoteca Nacional, en 1936.

 

 

 

La Sala “Fernando de Fuentes” era la más grande de tres salas de proyección, con quinientas noventa butacas, fue pensada para ser “la catedral del arte cinematográfico en México” por sus creadores, contó con proyectores para formatos 70, 16 y 35 milímetros y sistema de traducción simultánea inalámbrico.

Además había una biblioteca especializada en cine, Fototeca con fotogramas (stills) de películas, Área de exposiciones, a cuatro bóvedas de seguridad para el almacenaje de rollos de películas, con capacidad para 50 000 de estos materiales en 35 milímetros.

 

 

 

Asimismo contaba con la Librería Eureka, administrada por Véronique Godard, hermana del director Jean-Luc Godard y esposa del cinefotógrafo Alexis Grivas.​

En su primer año de vida la cineteca acumuló 1476 títulos, 414 de los cuales ingresaron al acervo en dicho periodo.​ Una de las películas más vistas en 1974 fue Naranja mecánica, que permaneció 153 días en exhibición y fue vista por 153 000 espectadores.​ La prensa mexicana de la época destacó los tumultos ocurridos en la cineteca por la avidez del público por ver la cinta de Stanley Kubrick.

 

 

 

En esta sede nacieron eventos como la Muestra Internacional de Cine de la Cineteca Nacional,​ el Foro Internacional de la Cineteca​ y Cine Móvil, un proyecto de vehículos adaptados con proyectores y sonido para llevar películas a poblaciones fuera de la Ciudad de México sin salas de cine.

Estas instalaciones quedaron destruidas debido un incendio ocurrido en 1982, cuya causa nunca se aclaró del todo. Tampoco se sabe el número exacto de víctimas ni el patrimonio perdido en la conflagración., pero hay estimaciones de que fueron 6506 negativos, de los cuales 3300 eran mexicanos,25​ 2.300 guiones, 9,278 libros y revistas,26​ así como dibujos originales de Sergei Eisenstein y Diego Rivera; negativos de películas de Juan Orol y Manuel Álvarez Bravo y el archivo fílmico de la presidencia de Plutarco Elías Calles.

 

 

 

Un esfuerzo gubernamental y social agrupado en el Patronato Pro-reconstrucción y Recuperación de la Cineteca hizo posible la construcción de una nueva sede en Xoco, que se inauguró a inicios de 1984. En 1994 se completaron las obras de las bóvedas que resguardan el nuevo acervo fílmico de la nación con donaciones que iniciaron en 1982​ a partir de fondos públicos, privados y de muchas entidades fílmicas del mundo.

En el 2011, iniciaron las obras de remodelación del recinto, denominadas Cineteca Nacional del Siglo XXI, por lo que la actividad de la misma se trasladó a distintas salas de la capital mexicana para no interrumpir actividades de proyección, al estar las salas cerradas por obras.

 

 

 

La Cineteca siglo XXI fue reinaugurada en el 2012, e integró nuevos edificios para completar diez salas convencionales y una al aire libre, nuevas bóvedas, un laboratorio de restauración digital, la ampliación del centro de documentación, una videoteca, un museo del cine, restaurantes, galería para exhibiciones, tiendas, librerías y oficinas administrativas.

La remodelación de la cineteca Siglo XXI tuvo a bien trabajar en la construcción y equipamiento de dos bóvedas unidas para resguardo de material cinematográfico. En la construcción y equipamiento de un laboratorio de restauración digital, así como en la construcción de un Parque Central, un Foro, equipar cuatro salas nuevas de proyección, entre otros proyectos.

 

 

 

El ganador del proyecto fue el arquitecto Michel Rojkind y su despacho Rojkind ArquitectosA 45 años de su existencia, la Cineteca Nacional se consolida como uno de los espacios más importantes para la industria, el público asiduo al Séptimo Arte y la comunidad cinematográfica nacional e internacional. A través de sus 10 salas de proyección, un Foro al Aire Libre, La Galería y la Videoteca Digital, el recinto de Xoco actualmente resguarda más de 17 mil copias de acervo fílmico.

A partir de 2014, el Departamento de Extensión Académica de la cineteca Nacional, se ha encargado de enriquecer la cultura cinematográfica y contribuir a la formación de públicos mediante diplomados, cursos, seminarios, cátedras y talleres especializados. Actualmente, la Cineteca Nacional cuenta con un acervo fílmico de más de 17 mil 750 copias en 35 milímetros y 16 milímetros, positivos y negativos; un acervo no fílmico conformado por fotografías, fotomontajes y carteles, y la Videoteca Digital Carlos Monsiváis que cuenta con un gran listado de cintas disponibles para consulta.

 

 

 

Además de su laboratorio para la restauración digital, el recinto cuenta con un Centro de Documentación y una Galería que exhibe obras y memorabilia de grandes figuras de la escena cinematográfica, entre los personajes destacan Stanley Kubrick, Alfred Hitchcock y Walt Disney.

 

 

Cineteca Nacional

¿Dónde? Avenida México Coyoacán 389, Xoco, CDMX.

¿Cuándo? Lunes desde 12:00 hrs. | De martes a viernes desde: 11:30 hrs. | Sábados y domingos desde: 10:30 hrs..

¿Cuánto? $50 general. $30 con credencial vigente de estudiante o alguna identificación que demuestre ser menor de 25 años, maestro o del INAPAM.

Sitio Web // Facebook // Twitter // Instagram

Edificaciones inusuales y fantásticas de México, las fotografías de Adam Wiseman
MXCity
A Adam Wiseman las casas no le aparecen como simples rarezas, kitsch o risibles, se guardan al interior algo que deberíamos aprehender.

Adam Wiseman, un brillante fotógrafo mexicano, realizó una curiosa serie retratando algunas de las construcciones más extrañas y fantásticas que se le cruzaron en frente, en distintas regiones en el país. La mayoría son casas, algunas podrían ser calificadas de mansiones, otras son incluso iglesias rurales, pero construidas en la modernidad.

A Adam Wiseman estas casas no le resultaron interesantes simplemente por su disonancia con el entorno. Al ver que son frecuentes a lo largo del país, comenzó a sospechar que tendría que haber una razón sociológica detrás de su existencia. En general, la obra de Wiseman está ligada a la práctica documental y a la etnografía, aunque su tirada no es hacer estudios formales a través de su obra, sino abrir preguntas en la mente de sus espectadores.

 

 

La forma en que los humanos habitamos el espacio deja a la vista mucho más de lo que imaginamos. En lo subjetivo, revela toda clase de secretos sobre nuestra vida cotidiana. Y en lo colectivo, nos muestra cómo hemos decidido ensamblar el mundo. Así, las construcciones de nuestras ciudades, responden a principios claros, ligados a nuestras culturas y tradiciones.

En ese sentido es increíblemente peculiar (y relativamente anti-funcional) una construcción que responde al más puro capricho de quien la quiere habitar. Pero en esa expresión de auténtica rebeldía y solipsismo, podría encontrarse una reflexión importante.

Mientras que las extrañas construcciones sí responden a un capricho, este encuentra su razón de ser en una narrativa muy determinada. Según su investigación, estos edificios son diseñados por inmigrantes que viven y trabajan (sobre todo de forma ilegal) en Estados Unidos.

Las enormes construcciones son financiadas por ellos mismos, que envían el dinero a su país natal y encomiendan a sus familiares que supervisen el proceso de erigir la casa de sus sueños. Algunos de estos sueños están inspirados en los referentes más extraños como los castillos de Disney (y otras referencias Hollywoodenses), el neoclasicismo (propio de algunas iglesias), las mansiones estadounidenses y las casas de los suburbios del país del norte.

Adam Wiseman le llama “arquitectura libre” a estas fantasías materializadas en block, varilla y cemento. Y como buena fantasía, tienen algo deliciosamente salvaje. Así sus acabados son ruidosos, de inmenso colorido y con torres o ventanas que responden a una lógica de organización que solo quien sueña podría descifrar.

Pero tal vez, ni él mismo. Según Wiseman, las construcciones develan la influencia de los familiares que supervisan, quienes también meten su cuchara en el diseño, posiblemente a espaldas del “libre arquitecto”. Y además, muchas de las casas que retrata el fotógrafo se encuentran inacabadas o abandonadas.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Llega a la CDMX la XXXI edición del Encuentro Nacional de los Amantes del Teatro
MXCity
Cerca de 50 propuestas teatrales de acceso gratuito llegarán a la CDMX para saciar el hambre de los amantes del teatro.

Teatro de entrada libre en diversos inmuebles de la CDMX.

 

Desde la antigua Grecia, el teatro es la rama de las artes escénicas que más se acerca a la condición humana; es el arte que mejor representa las historias de los individuos, ya que parafraseando a Albert Camus, el teatro, como la vida, se representa en un instante que y se pierde en el absurdo de la propia existencia.

Para los actores, el teatro los enfrenta a los espectadores y solo usando una combinación de discursos, gestos, escenografía, música, sonido y espectáculo, son capaces de mantener nuestra atención. Mientras que para el espectador, es solo un instante pero no podemos ver toda la construcción de la narrativa que está detrás.

 

 

 

Como homenaje a este arte, La Secretaría de Cultura, el Instituto Nacional de Bellas Artes y el Centro Mexicano de Teatro A.C. ITI Unesco presentan la XXXI edición del Encuentro Nacional de los Amantes del Teatro, donde el público podrá disfrutar de 45 obras en total: 24 de la Ciudad de México y 21 de Aguascalientes, Guanajuato, Baja California Sur, Veracruz, Morelos, Tamaulipas, Coahuila y el Estado de México.

Con ello, la sociedad se puede acercar a una diversa y rica programación en diversos espacios escénicos, con la convicción de que el teatro sea un bien social, un derecho de la población y un encuentro lúdico entre las personas que permite la reflexión.

 

 

 

Bajo esta premisa, el público podrá disfrutar de un foro de gran importancia que fomenta la profesionalización de grupos emergentes de la CDMX y diversos estados del país. Este encuentro se realizó por primera vez en 1985, en el Teatro Independencia de Pachuca, Hidalgo, y su antecedente fue la Selectiva Nacional de Teatro, que llevaba ya cinco años y la cual comenzó con solo 17 montajes.

Este evento es una fiesta de crecimiento, amor y fe, enriquecida con una diversa gama de propuestas que este año inician las actividades del Teatro Isabela Corona. La finalidad del encuentro es acercar al público a las artes escénicas sin importar sus condiciones, por lo que la entrada es libre.

 

 

 

Isabel Quintanar, fundadora y coordinadora general del encuentro, así como titular del Centro Mexicano del Instituto Internacional de Teatro de la Unesco, destacó que Los Amantes del Teatro es un encuentro autofinanciable que crece año con año. Subrayó que el público que asiste al evento es “sensible, selectivo y heterogéneo”, e hizo un llamado a que los participantes en el encuentro se conozcan entre sí para que fortalezcan sus redes de trabajo.

La XXXI edición del Encuentro Nacional de los Amantes del Teatro iniciará el sábado 12 de enero a las 17:00 con la puesta en escena Papá está en la Atlántida, escrita por Javier Malpica y dirigida por Esteban Castellanos. Ese mismo día, pero a las 18:30, se presentará El príncipe feliz, obra de Oscar Wilde, adaptada y dirigida por Germán Gastelum.

 

 

 

Además será posible ve montajes como Soñando con musicales; Sangre en los tacones; El extraño; La maraña; Dancing Queen; Poema para 3; Root beer (o me sabe a cerveza de raíz); entre muchas otras representaciones, que podrán disfrutarse hasta el 3 de febrero en el Teatro Isabela Corona.

Además habrá obras para niños, adolescentes y adultos. Puedes consultar toda la programación de la XXXI edición del Encuentro Nacional de los Amantes del Teatro en este sitio.

 

 

XXXI edición del Encuentro Nacional de los Amantes del Teatro

¿Dónde? Teatro Isabela Corona. Eje Central Lázaro Cárdenas número 445, Tlatelolco.

¿Cuándo? Del 12 de enero al 3 de febrero del 2019

Entrada Libre

Sitio web // Facebook // Twitter // Instagram

teatro@cemexitiunesco.org

Tesoros escondidos: 9 templos religiosos dignos de apreciarse (FOTOS)
Mariana Gaxiola
Desde sinagogas hasta parroquias, estos templos de índole religiosa destacan por su maravillosa arquitectura.
templos

Resulta difícil creer que estos templos se encuentran en la Ciudad de México.

 

A lo largo de la historia, las edificaciones de una ciudad se han visto inspiradas por los incipientes estilos arquitectónicos que permean la estética tangible de una sociedad. Periodos artísticos como el barroco y el bizantino, que evolucionaron al gótico y al art nouveau, para acabar convirtiéndose en art decó, son claros ejemplos de que el arte (en especial la arquitectura) avanza con el hombre y sus maneras de expresarse.

Estructuras como palacios, residencias e inclusive templos religiosos han respondido a la arquitectura de la época. Y en el caso específico de los espacios que constituyen las iglesias, parroquias y sinagogas, mucho tienen que ver con los recursos e ideologías de la religión.

En la CDMX existen templos católicos, judíos, metodistas, budistas, protestantes y muchos más. Y al ser centros donde se llevan a cabo tantos ritos de carácter espiritual, sus instalaciones deben perseguir un estilo particular que dé cabida a dichas ceremonias.

En sus fachadas converge tanta hermosura, que concebir estos templos en las calles de la Ciudad de México resulta esotérico y hasta inimaginable. Pero existen, y aunque algunos se encuentran escondidos, conviene visitarlos y apreciar su valor artístico. Aquí algunos de los más hermosos de la ciudad:

 

Parroquia del Purísimo Corazón de María


templos

 

Data de 1954, tiene una cúpula de 20 metros que remata con la imagen del Sagrado Corazón de Jesús. En su interior, cuenta con vitrales y murales de estilo art decó y gótico.

Dirección: Gabriel Mancera 415, col. Del Valle.

 

La Parroquia de la Medalla Milagrosa


templos

 

La obra se terminó de construir en 1957, por mandato del presidente Adolfo Ruiz Cortines. El arquitecto de la iglesia fue Félix Candela, y los vitrales de su interior corrieron a cargo del artista José Luis Benllure.

Dirección: Matías Romero 78, col. Vertiz Narvarte.

 

Sinagoga de Maguen David



 

Es una de las sinagogas judías más emblemáticas de la ciudad. Fue construida en el siglo XX, y en su diseño participaron Mathias Goeritz y Arturo Pani.

Dirección: Sócrates 371, col. Polanco.

 

Parroquia Verbo Encarnado y Sagrada Familia


 

Esta estructura gótica es una de las más tradicionales de la colonia Roma. Tiene un enorme campanario y su interior se adorna con bellos vitrales.

Dirección: Puebla 144, col. Roma.

 

San Ignacio de Loyola

 

 

Un referente de la arquitectura contemporánea. Sus techos a dos aguas fueron elaborados con azulejos provenientes de Puebla.

Dirección: Horacio y Moliere s/n, col. Polanco.

 

Bet Hakneset Monte Sinai Querétaro


 

Su historia comienza en 1941, cuando la Sociedad de Beneficiencia Alianza Monte Sinaí adquiere el terreno. Es hasta 1953 que se termina de construir el templo.

Dirección: Querétaro 110, col. Roma.

 

Capilla de Nuestra Señora de la Soledad


 

Félix Candela diseñó un paraboloide hiperbólico de hormigón para esta capilla. También en el proyecto participaron Fernando López Carmona y Enrique de la Mora.

Dirección: Av. Universidad 1700, Coyoacán.

 

Iglesia Metodista de México “El Mesías”

 

templos

 

Fue de los primeros templos metodistas de la ciudad. En 1901, el reverendo William Patterson adquirió el predio para construir el edificio, que se levantaría bajo la dirección de Russell C. Cook con un estilo gótico.

Dirección: Av. Balderas 47, col. Centro.

 

Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días 


 

Esta asombrosa iglesia fue construida en 1983, su inspiración yace en la arquitectura maya. También se le conoce como la Casa del Señor.

Dirección: Av. 510 no. 90, col. San Juan de Aragón.