Gastronomía
Estos son los 6 mejores panes de muerto de la ciudad
MXCity
La tradición del pan de muerto sigue viva y nos sobrevivirá a todos. Aquí 6 opciones para deleitarse con este pan de temporada.
mejores panes de muerto

Ya es temporada de pan de muerto, ¿cuál de estos es tu favorito?

. . .

En la Ciudad de México, cada época del año llega con nuevos sabores, y el Día de Muertos no es la excepción. El pan de muerto es una deliciosa tradición que se remonta a tiempos prehispánicos y aún hoy se prepara para recibir a los muertos que nos visitan el 2 de noviembre. Existen de muchos tipos, dependiendo de la región del país, pero en la Ciudad de México nos encanta el pan azucarado, redondo y con huesitos encima. Estos son algunos de los lugares donde podrás encontrar el mejor pan de muerto de la ciudad:

Maque

No sólo son variados y para todas las tallas, sino que son míticos porque aun antes de salir del horno, ya tienen dueño. Más vale llegar temprano o apartarlos por teléfono.

Dirección: Ozuluama 4, col. Condesa.

Teléfono: 2454 4662.

Página web

Pastelería Suiza

Después de más de medio siglo, la Suiza sigue siendo una de las pastelerías más solicitadas de la ciudad. Sus panes de muerto de sabor cítrico y rellenos de nata son toda una tradición que merece ser conservada.

Dirección: Parque España 7, col. Condesa.

Teléfono: 5211 0904.

Página web

La Casita

Sus pasteles son tan deliciosos que su fama se extiende a todo lo que hacen, y no sin razón. Más vale apartar tu pan, si no quieres irte a tu casa con las manos vacías.

Dirección: Aurora 5, Coyoacán.

Teléfono: 5554 8989.

Página web

Patisserie Dominique

Esta pequeña panadería francesa hace un pan tan bueno que no vas a querer que pase nunca esta época del año. Las porciones son reducidas, pero puedes encargar uno de medida familiar, si es que logras decidir compartirlo.

Dirección: Chiapas 157, col. Roma.

Teléfono: 5564 2010.

Facebook

Da Silva

Todo el pan de Da Silva es delicioso y su pan de muerto no es la excepción. Es un pan ligero, muy azucarado y con un leve sabor a naranja. Viene en varias presentaciones.

Dirección: Bolívar 18, col. Centro.

Teléfono: 5510 9628.

Página web

Superama

Para sorpresa de muchos, el pan de muerto del Superama es uno de los mejores de la ciudad. Mantequillosos, esponjosos, baratos y con mucha azúcar. Hay rellenos de nata y otras versiones, pero el clásico siempre será el mejor.

Dirección: Río Sena 23, col. Cuauhtémoc.

Teléfono: 5525 5420.

Página web

La Joya: la pulquería de la Santa María que llegó para hacer historia
MXCity
La Joya es la pulquería en el barrio de la Santa María la Rivera, en un sitio con una gran historia y tradición pulquera.

La Joya es una pulquería que revive la tradición de un gran espacio.

 

. . .

 

La pandemia hizo que muchos negocios locales cerraran sus puertas. Restaurantes, antros, cantinas y, lamentablemente pulquerías. Tal es el caso de la mítica pulquería La Xochitl.

Cuenta la leyenda que Xóchitl era una hermosa tolteca que inventó una bebida usando la miel del maguey y se lo ofreció al monarca Tepanazaltzin, quien quedó impactado por la bebida, y le pidió a Xochitl que le enseñara a todas las mujeres del palacio a prepararla.

 

@lajoyadesantamartha

 

Tepanazaltzin quedó enamorado con la bebida y con Xochitl, por lo que le propuso matrimonio, con la condición de que nunca dejara de hacer la bebida. Y así fue como en todo México se popularizó el pulque.

Pero, por el Covid, la Xochitl cerró, para darle su espacio a la Joya, donde el tradicional pulque seguirá con el legado, aunque sean unos zapatos difíciles de llenar.

La Joya forma parte de una tradición familiar, y negocio ahora es de Bruno y Joel Navarro quienes van a escribir una historia propia con esta nueva pulquería.

 

@lajoyadesantamartha

 

La Joya abrió en el mismo local en la Santa María la Ribera. En un sitio con una identidad y leyenda de nada menos que 113 años. Los dueños de la Xóchitl se negaron a heredar el nombre, así que La Joya es una pulquería nueva, con una fuerte historia detrás.

Aún, así, esta pulcata abrió en un momento difícil, ya que la pandemia, y el gobierno de la CDMX, anunció la suspensión de actividades debido al aumento en el número de hospitalizaciones por covid-19.

 

@lajoyadesantamartha

 

A pesar de todo, el pulque que se sirve en vitroleros de Otumba, en el Estado de México; el espacio tiene pocos cambios, casi ninguno. Pero tiene pulques con gran sabor y viejos conocidos.

Sirven pulque natural y cuatro tipos de curados. Aunque pronto vendrán tiempos mejores y con ello más variedad de sabor. Por ahora, solo hay pulquito para llevar, pero se espera que pronto tengan servicio de entrega a domicilio.

 

@lajoyadesantamartha

 

Pulquería La Joya

Dónde: Eligio Ancona 122, Santa María la Ribera

Cuando: jueves a martes de 12:00 a 20:00 hrs.

Cuánto: blanco $25 Curado $45

Pedidos al 5618998808 y 5613611010

Foto destacada Excélsior

10 restaurantes para visitar en diciembre 2020
MXCity
Estos restaurantes invaden la CDMX con olores, sabores y texturas propios para darle un final feliz a este raro 2020.

Restaurantes para saborear los colores, aromas y texturas de la Navidad.

 

. . .

 

No hay nada mejor que llevar a tu mejor amigo o a tu pareja a uno de estos destinos gastronómicos en la CDMX. La navidad y año nuevo traen más y mejores lugares para disfrutar todo tipo de platillos con propuestas de todas partes del mundo. Hoy en día, además, se ofrecen menús innovadores, de alta calidad y para todo tipo de paladares, así como de precios para nuestros bolsillos. Asimismo, los restaurantes cada vez se esmeran más por crear un diseño arquitectónico y el ambiente peculiar, con el fin de hacer de la estancia de los comensales una gran experiencia en todos los sentidos.

Sin duda, vivir en la CDMX significa tener un sinnúmero de propuestas gastronómicas para disfrutar, y de experiencias qué gozar. Es por eso, que en MxCity te hemos traído los mejores lugares para disfrutar de buenos momentos, y algunos de estos nuevos restaurantes en la CDMX que vale la pena conocer.

 

Madereros

 

 

En la San Miguel Chapultepec, el chef Mario Espinosa y su socio el diseñador Ricardo Casas crearon un increíble espacio para disfrutar de buena comida y ambiente en una antigua casa. Ofrecen desayunos, comida y cena.

Dónde: General Antonio Leon 72A, San Miguel Chapultepec

Cuando: lunes a domingo desde las 10:00

Cuánto: $ 390

 

Bagels Lepu

 

 

Bagels surge para recordar los sabores de un hogar norteamericano, pero en la CDMX y con la posibilidad de probar bagels deliciosos. Aquí se venden de 50 a 100 bagels diarios, elaborados con productos frescos, locales y en su mayoría orgánicos, es un proyecto socialmente comprometido.

Dónde: Havre 52, Juárez

Cuando: de martes a domingo desde las 08:00 h

Cuánto: $150

 

Pigeon

 

 

En Pigeon, la comida es delicioso, la vista increíble y los precios accesibles. Es un sitio casi vegetariano, con productos locales y de cosechas de Yolcan, con opciones de pescado, pollo y carne. Rico, bonito, delicioso.

Dónde: Plaza Río de Janeiro 56, col. Roma Norte

Cuando: martes a sábado desde las 11:00 am

Cuánto: $290

 

Ojo de Maíz

 

 

Una opción deliciosa, variada, vegana y para cualquier antojo. No te pierdas la ensalada de jitomates, las enmoladas de jamaica y las flor de calabaza rellenas. También hay postres, café y mezcal.

Dónde: Citlaltepetl 23F, Condesa

Cuando: lunes a domingo de 12:00 a 22:00

Cuánto: $390

 

Valiendo Burger

 

 

Hamburguesas punk. Con buen sabor, rica carne y mucho punch. Así, con pocas palabras pero mucho contenido. Hamburguesas con toda la onda punki de la CDMX.

Dónde: Higuera 40 A, La Concepción

Cuando: lunes a domingo de 9:00 a 21:00 h

Cuánto: $ 120

 

Migrante

 

 

Este nuevo concepto en la Roma, recupera técnicas y sabores del chef  que te trasportara a una cocina rica, variada y compleja de entender hasta cierto punto. Pero bien vale la pena esta propuesta para la CDMX.

Dónde: Chiapas 168, Roma

Cuando: martes a domingo desde las 11:00

Cuánto: $320

 

Stone Rex

 

 

Ya sabemos que de la combinación de stoner rock, un T-Rex y una de las bandas más emblemáticas del rock de los setenta, surge Stone Rex. Un sitio con cortes típicos de la parrilla norteamericana en un sitio más que reconocido de la ciudad.

Dónde: Zacatecas 39, Roma Nte.

Cuando: Lunes a domingo, 13:00 – 22:00 hrs.

Cuánto: $380

 

Fairchild 1869

 

 

Una casa de coctelería botánica con la mejor gastronomía tropical de CDMX. El concepto ofrece un lugar acogedor para descubrir nuevos sabores de bebidas y alimentos de México y el mundo, acompañados de música y espacios que inspiran a buscar la mejor compañía.

Dónde: Galileo 27, Polanco

Cuando: lunes a sábado desde las 13:00

Cuánto: $450

 

Animal

 

 

Un espacio que eleva una experiencia casual en un lugar de brasa para crear entradas, platillos, antojos, bebidas únicas y especialidades que conjugan sabores regionales, clásicos de las calles mexicanas, caprichos en ingredientes y presentaciones inesperadas. Espera su apertura este mes.

Dónde: Calderón de la Barca 108, Polanco

Cuando: Reservaciones

Cuánto: $450

 

Desierto Norte

 

 

Sándwich de queso y tocino, grilled cheese sándwich, hot dogs y otros platos ricos para desayunar y comer. La estrella de la casa es la hamburguesa con queso y cocino,en un sitio adorable.

Dónde: Rancho Los Laureles, en el Paraje Valle de las Monjas; carretera México-Toluca s/n, colonia La Venta

Cuando: jueves a domingo desde las 10:00

Cuánto: $200

Foto destacada Publimetro

Los pastes, traídos por Inglaterra y Pachuca los hizo tradición mexicana
MXCity
El paste fue introducido por británicos, pero hoy en día forma parte de una tradición hidalguense arraigada con mucho cariño.

El paste es un claro ejemplo de apropiación cultural devenido en tradición.

 

. . .

 

La historia del paste es curiosa, intrincada uy muy interesante. En las minas hidalguenses cientos de inversionistas ingleses, en conjunto con mineros, convivían y traían consigo platillos. Los mineros mexicanos llevan comida casera mexicana, mientras que los mineros ingleses llevan algo que llamaban "pastry" similar al "Shepard pie": una tarta rellena de papa y queso, que compartían con los mexicanos.

El pastry, poco a poco, fue evolucionando gracias a la creatividad de los mexicanos dando pie a lo que hoy en día conocemos como paste.

 

 

Pero la historia larga es un poco más compleja. Fue después de concluida la guerra de Independencia de México, que las minas de la región se encontraban abandonadas, buscando inversión extranjera para rehabilitar y trabajar las minas.

José María Romero de Terreros, III Conde de Regla, dirigió su atención hacia Inglaterra, y en 1824 se fundó la Compañía de Caballeros Aventureros de la Minas de Pachuca y Real del Monte.

 

 

Los mineros de Cornualles eran conocidos por su equipamiento de última generación y su experiencia, así que se le propuso ir a México a trabajar en las minas de plata.? Empezaron a llegar a México en 1824, pero la primera gran ola de mineros y maquinaria de Cornualles desembarco en Veracruz, en el año 1825, llegando la maquinaria a Mineral del Monte, hasta 1826.

A medida que los mineros se establecieron, intentaron mantener su cultura y tradiciones, pero con el tiempo estas se empezaron a funcionar con las locales, las influencias culturales se hicieron presentes en el paisaje, lo que proporcionó un patrimonio único en México, por lo que algunas veces es llamado "El pequeño Cornwall de México".

 

 

En cuestión de gastronomía, los migrantes de Cornualles, empezaron a cocinar el cornish pasty, ante la dificultad de su pronunciación, los mineros mexicanos lo renombraron como paste. Pero también modificaron su contenido y los pastes se mantenían calientes durante las horas de jornada, agregándole una trenza con la cual los mineros sujetaban el paste para no ensuciarlo.

La receta se fue transformando y al paso del tiempo los mineros empezaron a aceptar la inclusión y combinación de ingredientes propios de la región, lo que le dio un sello e identidad al ahora llamado "paste hidalguense".

 

 

Los elementos que se incorporaron se traducen en ingredientes como el perejil, frijoles refritos, rajas, mole, atún, queso, pollo, e inclusive pulque, que le dieron identidad y carácter mexicano al producto.

Fue en 1906, que las minas del distrito son adquiridas por la United States Smelting Refining and Mining Company, de origen estadounidense; y para principios del siglo xx, la presencia y migración córnica disminuyó hasta su desaparición.

 

 

En la década de 1970 y 1980, diversos negocios familiares fueron los pioneros en la proliferación del paste, en los municipios aledaños a Mineral del Monte y Pachuca de Soto. La proliferación de estos locales se dio a partir de la década de 1990 y la década de 2000, es cuando surgen distintas cadenas comerciales al estilo de comida rápida.

Hoy en día, podemos comer pastes hidalguenses en el centro de México como el estado de México, Querétaro, Puebla y Tlaxcala. Y el 31 de julio de 2018 la LXIII Legislatura del Congreso de Hidalgo declaró a Mineral del Monte como "Cuna del Paste en México", y al paste como Patrimonio Gastronómico y Cultural de Hidalgo.

 

 

La principal característica del paste es la cocción de sus ingredientes y naturaleza la de su relleno. La masa tiene que ser firme como para poder sostenerla en la mano, y tiene que llevar mucha pimienta; en el paste hidalguense, se trabajan en lugar de dejarla reposar durante un día, como se hace con el paste córnico.

? La masa de trigo que envuelve al alimento debe estar barnizada para conferirle una coloración dorada característica y debe ser lo suficientemente robusta y resistente para mantener su forma tanto en el horneado como en la degustación, sin romperse o agrietarse.

 

 

Los ingredientes del relleno del paste deben estar crudos al momento de ser envueltos en la masa, y se rellena de carne picada, papa, cebolla, perejil y chiles poblanos o jalapeños.?

 En Hidalgo, al igual que en Cornualles, se preparan paste con rellenos distintos al denominado tradicional;? el relleno del paste hidalguense también se puede elaborar utilizando ingredientes precocidos y/o cocidos como lo son los pastes de mole, frijol y tinga. El relleno dulce como se hace de arroz con leche, piña, manzana, mermelada y otras exquisiteces.

Ahora que sabes la historia, a disfrutar de la deliciosa gastronomía hidalguense.

 

Foto destacada: Pastes hidalguenses

Palabras esenciales en náhuatl de nuestro vocabulario gastronómico
MXCity
Estos nahuatlismos están presentes en la comida mexicana y son usados de manera cotidiana aunque de forma casi invisible.

Las palabras y su significado siempre tienen un lugar de origen.

 

. . .

 

La cultura náhuatl, y sobre todo la lengua, esa mezcla de la aportación de diferentes culturas prehispánicas, sigue viva en todo el territorio nacional. Este idioma se expandió por la parte sur como Veracruz y otras zonas de Centroamérica, lo que hizo que la lengua se difundiera.

En la actualidad, el náhuatl es una mezcla de culturas como la otomí, zapoteca, mixteca o mazahua, entre otras; y aunque al principio esta lengua era hablada principalmente por los gobernadores, caciques y mercaderes, poco a poco se fue adoptando por el pueblo en general.

 

 

La herencia náhuatl también está presente en la comida, pues muchos de los nombres de ingredientes o utensilios vienen de esta lengua. Aquí te dejamos algunos nahuatlismos en la comida mexicana y su significado; al menos de los más conocidos y usados por el grueso de la población.

Aguacate: proviene de ahuacatl y significa testículo, por su forma tan similar.

Chilpachole: El nombre de este platillo típico de Veracruz, elaborado con jaiba y espesado con masa, viene de las palabras chilli, que significa chile, y patzolli, cosa revuelta o enmarañada.

Chicatana: Especie de hormiga arriero voladora de color rojizo y cabeza grande.

Chipotle: este chile tiene como componentes en su nombre las palabras chilli, chile, y poctli, humo, que se interpreta como chile ahumado.

 

 

Guajolote: Esta ave ha sido muy apreciada desde tiempos prehispánicos. Su nombre, hueyxolotl, viene de las palabras huey, grande, y xolotl, monstruo, al parecer, porque cuando hincha sus plumas se ve temible.

Atole: De atolli. Bebida hecha a base de masa de maíz.

Chía: esta planta herbácea perteneciente a la familia de las Labiadas que se distingue por sus flores azules y la pequeñez de sus semillas. Ideal para el agua de limón.

 

 

Huitlacoche: este hongo del maíz, que no se consume en todo México, tiene como nombre en náhuatl cuitlacochtli, de cuicatl, excremento o suciedad, y cochtli, dormir; es decir, suciedad o excremento dormido.

Chile: Del náhuatl chilli, planta caracterizada por su sabor picante y que los mexicanos adoramos.

Jitomate: En náhuatl, xitomatl, de xictli, ombligo, y tomatl, tomate, es decir, tomate con ombligo, para diferenciarlo del tomate verde que tiene cáscara.

 

 

Mextlapique: Este es el nombre más adecuado para la preparación que se conoce como tamal de charales. Viene del náhuatl michin, pescado, y tlapictli, envuelto en hojas de maíz.

Comal: del náhuatl comalli, y es el objeto donde se cuecen y calientan las tortillas de maíz, pero también las de harina y trigo entre muchas otras cosas.

 

 

Molcajete: este utensilio esencial para elaborar salsas, tiene su nombre de mulli, mole o salsa, y caxitl, cajete.

Elote: el elotl es la mazorca de maíz tierno en un estado intermedio entre jilote y camagua; símbolo de nuestra identidad nacional.

 

 

Pápaloquelite: Esta hierba, popular en la Ciudad de México en puestos de tacos, viene de papalotl, mariposa, y quilitl, quelite, es decir, quelite mariposa, por la forma de sus hojas que parecieran alas extendidas de este insecto.  

Tenampa: aunque ya sé que te recuerda al nombre de un bar popular en Garibaldi, en realidad el tenámitl, es el muro de piedra en la muralla.

Huaxmole: esta preparación tradicional en varios estados de México elaborada con guajes. Su nombre proviene de huaxin, guaje, y mulli, mole o salsa, es decir, mole o salsa de guaje.

Cacahuacintle: Mazorca de maíz cuyos granos tienen forma de cacao.

 

Foto destacada: Cultivadores de maíz

x