Gastronomía
El incierto y asombroso origen del mole
MXCity
El mole poblano ha sido calificado como un platillo imprescindible para toda persona que visita el país.

La historia ha dado tres posibles orígenes a este delicioso platillo.

. . .

Sin lugar a dudas, el mole es uno de los platillos favoritos de cualquiera que se jacte de ser mexicano. Y no sólo eso, incluso medios tan reconocidos como la BBC lo han incluido en su listado de comidas mexicanas que hay que probar una vez en la vida. Y aunque decir "mole" hace parecer como si fuera una receta, la realidad es otra: hay un constante cambio de ingredientes que hacen que sea picoso, dulce, que cambie su consistencia o que su color sea distinto.

Al igual que sus ingredientes, su origen también resulta ambiguo. Hay estudiosos gastronómicos que marcan el inicio de esta tradicional receta desde los tiempos de los mexicas, haciendo alusión a las crónicas de los españoles. En una de ellas se cuenta que Moctezuma comía un platillo llamado chilmulli (o chilmole), que quiere decir salsa de chiles, que se hacía en el metlatl. Ahí se preparaba una mezcla de distintas especies y tipos de chiles como el amarillo, el colorado y el negro.

mole

A pesar de que lo anterior puede marcar un antecedente, a los mexicas les faltaban algunos ingredientes que en las recetas de hoy en día son esenciales. Eso se dio con el choque que se dio entre la cultura española y la indígena. Y es en la Nueva España donde surgen la mayor cantidad de orígenes de este legendario platillo.

Uno de ellos es que en el convento de Santa Clara, la madre superior preparaba una antigua receta en el metate: molía chiles como el ancho, mulato, pasilla y chipotle junto a un poco de jitomate y plátano macho, entre otras cosas. Las demás monjas se percataron del seductivo olor y quedaron encantadas, al punto en que una de ellas le dijo: "Ay madre, qué bien mole usted". Las religiosas que la rodeaban rieron y corrigieron: "Se dice qué bien muele", sin embargo, por lo gracioso de la situación se le quedó ese primer y accidental nombre.

El segundo posible origen se remonta a 1642. El nuevo virrey de la Nueva España, Juan de Palafox, visitó Puebla, lugar donde era arzobispo. Los frailes de un convento de la ciudad decidieron organizar un banquete para deleitar a Palafox. El cocinero principal, Fray Pascual Bailón, estaba nervioso, pues su cocina era un desastre, los ayudantes torpes y el tiempo limitado. Al momento de estar cocinando unos guajolotes en caldo, sin querer tiró una parte de su alacena. Ahí había ingredientes como clavo, avellana en polvo, almendras, pimienta, entre otras cosas. Sin otra cosa que cocinar, trató de enmendar el platillo con un poco de pan molido, mientras rogaba a Dios que todo saliera bien. Y así fue: a la hora de la comida todos los comensales lo felicitaron por ese "regalo divino culinario mexicano".

mole

La última versión ocurrió de nuevo en Puebla y por culpa de un virrey. A inicios del siglo XVIII, en el convento de Santa Rosa, lugar de la cocina más hermosa del estado, Sor Andrea de la Asunción, la mejor cocinera de la época, estaba en busca de la receta ideal para deleitar el paladar del  virrey  Thomas Antonio. Hizo una mezcla de cuatro chiles distintos y le agregó poco más de 18 ingredientes. El resultado lo vertió en unas piezas de pollo y a un lado puso un poco de arroz con chile. Cuenta la leyenda que el virrey estuvo tan satisfecho que mandó forrar la cocina con azulejo de talavera poblana. Este recinto culinario persiste hasta nuestros días y cualquiera lo puede visitar para conocer y saber un poco de este maravilloso platillo.

Sea cual sea la verdadero origen y los verdaderos ingredientes, se sabe que hoy en día existen más de 100 tipos de moles, cada uno con elementos que los unen y los hacen parte de nuestra maravillosa cultura. Sea rojo, verde, rosa o de queso, nosotros como mexicanos tenemos que hacer que este manjar persista, por su valor milenario y su proceso complejo, para demostrar que en nuestro país se cocina lo más delicioso del mundo.

mole

Autor: Alejandro Nájera.

Las mejores terrazas para visitar en enero 2021
MXCity
Panorámicas hermosas, comida fantástica, una vida nocturna animada y varias escaleras que valen la pena subir.

Encuentra la terraza ideal para tener una noche perfecta con quien tu quieras.  

 

. . .

 

El otoño de los capitalinos comienza en una terraza donde las hojas caen lentamente. Descansar de las nubes de lluvia es una de las mejores excusas para subir las escaleras y beber un rico cóctel. En lo alto de un edificio viejo, con la mejor vista a la ciudad e incluso con la comida más deliciosa, estas terrazas lo tienen todo.

Sin mencionar que las terrazas son lugares perfectos para sentirse turista en la propia ciudad. Ya que la CDMX es un gran espacio con diferentes áreas para convivir y dejarse llevar por las vistas panorámicas de la ciudad. Así que déjate llevar un poco por el lugar y encuentra algo diferente para comenzar la fiesta.

 

 

Helena

 

 

La coctelería de Helena hace referencia a diferentes cenotes de nuestras queridas playas y es un espacio lleno de moda, gastronomía y un espacio precioso en la Juárez. Podrás encontrar pan hecho en casa y coctelería de autor en la parte superior de un gran edificio entre plantas colgantes que te harán disfrutar la época de calor.

Dónde: Havre 42, Juárez

Cuando: martes y miércoles de 14:00 a 00:00 jueves a sábado de 14:00 a 02:00 y domingo hasta las 20:00

Consumo promedio: $350 – $550

 

 

Musak

 

 

El nuevo speakeasy de la Roma tiene música excelente con noches de jazz, rock y blues, acompañado de una carta de cocteles cuyos nombres rinden homenaje a las grandes leyendas de la música. El un sistema de audio de alta fidelidad y exquisita coctelería de autor es la combinación suculenta.

Dónde: Tonalá 171, colonia Roma Norte

Cuando: miércoles a sábado de 18:00 a 02:00, domingo 17:00 a 12:00.

Consumo promedio: $450

 

 

Supra

 

View this post on Instagram

Comida y Cena al aire libre con esta vista.

A post shared by Supra (@supraroma) on

 

El atardecer en una de las terrazas con una vista envidiable en un antiguo edificio de la Roma con una increíble vista 360º. Supra es una experiencia sensorial a través del arte, la música, diseño y por supuesto, la comida y deliciosos drinks.

Dónde: Álvaro Obregón 151, Piso 14, Roma Norte

Cuando: miércoles – Domingo de 14:00 a 21:00

Consumo promedio: $480

 

 

Cha Cha Chá

 

 

Con una vista al Monumento a la Revolución, la Terraza Cha Cha Chá es el spot perfecto para comer entre amigos o familia. Debes probar sus platillos con mariscos frescos como el aguachile y el ceviche de camarón y pulpo.

Dónde: De la República 157, Tabacalera

Cuando: lunes a sábado de 13:00 pm a 23:00 y domingos de 13:00 pm a 19:00 pm

Consumo promedio: $400

 

 

Toledo Rooftop

 

 

Para cualquier noche de otoño en la Ciudad de México, ya que su vista lo hace genial para cualquier fin de semana. Cuentan con DJ sets a partir de las 14 horas hasta la medianoche. El lugar perfecto para salir con tus personas favoritas.

Dónde: Toledo 39, Juárez

Cuando: jueves a domingo desde las 14:00

Consumo promedio: $400

 

 

Terraza Regina

 

 

En el Centro Histórico de la Ciudad de México, este sitio te brinda la oportunidad de bailar, reír, conocer, comer, compartir e incluso crear. Se encuentra sobre la calle de Regina cuya vida nocturna es activa y llena de restaurantes, jardines, bancas, iglesias ideales para un paseo nocturno.

Dónde: Calle 5 de Febrero 53 esquina con Regina 58.

Cuando: lunes a domingo desde las 14:00

Consumo promedio: $320

 

 

Cielo Rooftop

 

 

Esta terraza en Santa Fe se destaca de todas las demás por su alberca, excelente ambiente y las mejores vistas de esta zona de la ciudad. Encontrarás buena coctelería para refrescarte y diversos eventos con música en vivo. Mantente atento a sus redes sociales para encontrar el mejor pretexto para visitarlos.

Dónde: Antonio Dovali Jaime 70, Santa Fe (en el piso 15 del hotel Hilton Santa Fe)

Cuando: viernes y sábado desde las 19:00

Consumo promedio: $800

 

Foto destacada: Terraza Cha Cha Chá

El norte marisquero tiene los platillos más suculentos para comer mariscos
MXCity
México tiene un mar al que le sobra abundancia, variedad y belleza, pero la manera en que los norteños lo aprovechan, es única.

Grandes platos para grandes paladares en todo el norte del país.

 

. . .

 

Baja California, Baja California Sur, Sonora y Sinaloa, cualquiera de estos estados que visites te van a ofrecer platillos del mar que no tienen comparación; su geografía propicia frescura en sus pescados y mariscos, su ingenio y aprovechamiento del resto de los recursos alimenticios los han colocado en los primeros lugares de la gastronomía marina.

Además, comer mariscos es aconsejable para prolongar la experiencia marina, quedar liviano para bañarse e improvisar la parte de arriba del bikini en caso de extraviar la original.

Aquí te enseñamos los platillos más famosos para degustar este manjar para cuando visites en norte de nuestro país.

 

Aguachile

 

 

Si hay algo que también abunda en el norte, es el calor y por eso encontramos preparaciones frescas como el aguachile. Normalmente se prepara con camarones o callo de hacha, cocidos en limón y chile serrano, a lo cual se le añade cubitos de pepino, cilantro y cebolla morada finamente picada. A lo anterior hay que sumar unas tostadas y una cerveza para obtener la botana perfecta para un día en la playa.

 

Taco de pescado

 

 

Aunque la palabra taco garantiza felicidad, esta puede ser aún mayor y diferente, para lo menos para los habitantes del centro del país, si le pones mariscos. Estos tacos originarios de Baja California guardan en su interior camarones fritos con puré de jitomate y una salsa hecha de mayonesa, cátsup y chipotle, copeteados con col morada.

 

Langosta de Baja California

 

 

Hay muchas recetas, pero quizá la más destacada es la simple porque aprovecha el sabor fresco del mar. La langosta se parte a la mitad para ser sazonada con sal y pimiento para freírse en manteca (porque, en el norte, todo, lleva manteca) Se puede acompañar con arroz blanco, frijoles, tortilla harina y un vinito blanco.

 

Marlín

 

 

Este es el pez estrella de Los Cabos, "La capital mundial del marlín", ni más ni menos. Va ahumado y en taco, pero los puedes degustar en "toritos", chiles güeros asados rellenos de marlín y queso, envueltos con tocino.

 

Taco gobernador

 

 

Algunos dicen que es de Ensenada, pero los sinaloenses cuentan que el gobernador, Francisco Labastida Ochoa, se encontraba en el restaurante Los Arcos con Lola Beltrán, así que de la cocina les llevaron un taco de tortilla de harina con camarones a la mantequilla, sazonados con cebolla, pimiento, orégano, limón y bien cobijados de queso asadero derretido. Pero puedes encontrar diversas variedades?

 

Cachoreadas

 

 

Así como el sur mexicano tiene las tlayudas oaxaqueñas, en el norte hay cachoreadas. Enormes tostadas de jugosos cubos de camarón, jaiba y pulpo, que previamente fueron cocidos con el limón de un piquito de gallo; se bañan de salsa de chiltepín y se adornan con cebolla y aguacate en rodajas. Esta rica botana la puedes encontrar en Hermosillo.

 

Tacos de Pescado estilo Ensenada

 

 

Casi siempre se preparan con "angelito", un pez de la región; mismo que se tempuriza y se fríe en ¡manteca! Para después servirlo con pico de gallo sobre una tortilla de harina. Este humilde taco guarda su secreto en el capeado y en la frescura de su pescado.

Foto destacada Taco Fish

Percherones, el enorme antojito que le hacía falta a la CDMX
MXCity
La CDMX tiene un gran catálogo gastronómico de comida callejera pero ya le hacía falta el gran boom de las delicias norteñas ¿qué no?

Una delicia envuelta para gozar a cualquier hora del día, la tarde o la noche.

 

. . .

 

Hay que reconocer que la vida agitada de la CDMX ha hecho a sus habitantes expertos catadores de comida rápida. Precio, cantidad y portabilidad son los elementos básicos para calificar los alimentos que nos nutren en el transporte público o parados en un siempre salvador puesto de latón blanco.

Acá en el centro del país se conocen los burritos, escasos, pero se encuentran, lo que aún no ha llegado a tomar las calles es el pornfood norteño "burro percherón", déjanos contarte de qué se trata, vas a acabar financiando un puesto callejero.

 

 

A diferencia de los tacos, los burros van totalmente cerrados, son como una olla express que permite derretir el queso sin que se derrame, el frijol es otro de sus elementos básicos que todo mundo ubica, ¡pero espera! Ahora lleva esto a 60 cm, sí, con semejante tamaño el relleno puede ser bondadoso y abundante.

Suele usarse el frijol bayo o cualquier otra variedad oscura. El queso frecuentemente es manchego; no obstante, en el norte del país abundan los quesos locales, chihuahua, menonita y asadero.

 

 

La base es una sobaquera, tortilla de harina gigante que tomó su nombre por sus dimensiones, ¡llegan hasta el sobaco! Nunca falta la broma de que por eso saben tan bien.

El relleno puede ser tan amplio como la imaginación, pero por tratarse de un clásico sonorense, suelen ir rellenos de carne asada, la mejor de México (dicen en aquellos lares). También los hay ahogados, en una salsa base de jitomate y chiltepín, y envueltos en delicioso, grasiento y crujiente tocino.

 

 

 

Cuando está listo, se envuelve en papel, por si escurriera algún jugo, o se sirve en rodajas, así como un sushi pero sin lo saludable. Sus sazonadores más comunes son la crema, el pico de gallo y una salsa casi siempre roja, pero este puede variar, por ejemplo, con guacamole o chiles curtidos con manzana. Oh sí.

 

 

La fama de los burros percherones ha traspasado muros, la ciudad de Tucson, Arizona, es famosa por contar con cientos de restaurantes que lo sirven, entonces, el centro del país no puede perderse de este delicatesen culinario que no sabrá si admirar o devorar.

Foto destacada Ciberspaceandtime

 

Conoce estas suculentas y exóticas frutas chiapanecas
MXCity
La biodiversidad de México se traduce en sus manjares, una gran variedad de frutas que no todos conocen se encuentran en tierras mayas.

La riqueza vitamínica del sureste nacional se encuentra en sus exquisitas frutas.

 

. . .

 

Denso bosque tropical, zonas arqueológicas, ecoturismo, cercanía con los pueblos originarios; además de delicioso café, chocolate, gastronomía local es lo que Chiapas tiene para dar y repartir a todo aquel que se deje sorprender por este precioso lugar.

De las 11,123 especies que viven ahí, 4,026 pertenecen a la fauna de la cual obtenemos frutas que a veces logran llegar hasta la CDMX y otros estados.

Pero aquí te dejamos una lista de frutas exóticas que tendrás que probar en tu próximo viaje a Chiapas porque de otra manera no será posible que accedas a sus deleites.

 

Huaya

 

 

Del náhuatl hueyona, gran pulpa, es una fruta verde que a la vista parece un limón, en su interior es una gran semilla cubierta de una pulpa agridulce cuyo jugo puede llegar a manchar la ropa. También se le conoce como mamoncillo no nos preguntes porqué. Se consume en jugos, almíbar y hasta en jarabe pues se le atribuyen propiedades que activan el sistema inmunológico.

 

Chincuya

 

 

La chincuya o también cabeza de negro, es una pulpa amarilla que dicen cura la fiebre, la infusión de su cáscara verde o café, se utiliza como tratamiento contra la disentería.

Se da en un gran árbol entre 5 y 10 metros expide una fragante flotación selvática que luego da vida a esta fruta de aspecto espinoso, cuyo sabor es muy parecido al mango.

 

Ilamatzapotl

 

 

La Ilamatzapotl o zapote de anciana se puede encontrar verde, cuya pulpa es blanca y dulce, o rojo cenizo, con una pulpa rosa y agria. Su piel de patrones triangulares forma una fruta con forma de corazón que lo hacen muy resistente a las plagas. Se consume como fruta fresca, en agua y dulce.

 

Mangostán

 

 

Tapachula y Tuxtla chico son los municipios chiapanecos que cultivan hasta 32 toneladas anuales de esta fruta que por fuera parece una ciruela de cáscara dura y por dentro es una pulpa blanca y dulce con muchas propiedades como prevenir enfermedades cardiacas, reducir hipertensión, mejorar la función urinaria y eliminar el mal aliento.

 

Rambután

 

 

Este es de los pocos que podemos encontrar en los tianguis de la CDMX. Chiapas es su productor principal desde que llegó a México desde Malasia en los años 60 para regalarnos su alto contenido de vitamina C, complejo B, potasio y magnesio. Esta fruta de cáscara roja y despeinada guarda una semilla envuelta en una dulce y aromática pulpa blanca que se utiliza en agua y postres.

 

Granada China

 

 

Aunque se cultiva en otros estados, Chiapas es su principal productor. La también conocida como granadilla es prima del maracuyá, y de igual manera es dulce con suaves tonos ácidos. Con forma de huevo amarillo, su delicioso interior verdoso traslúcido se presta para hacer bromas sobre mocos, la diferencia es que esta viscosidad aporta vitaminas A y C, potasio, fosforo y magnesio.

Foto destacada La Vanguardia

x