Fashion Guide
Cho’jac es una marca de moda que une los tejidos hechos por mayas y re diseñados por alemanes
MXCity
Cho’jac es una marca berlinesa que re diseñó la bolsa ancestral de los mayas con el fin de crear una colección de bolsos y accesorios sofisticados y sostenibles honrando sus orígenes humildes y evitando su extinción.

El eslogan de la marca Cho?jac es "Artesanía Hard-Core" por la cantidad de tiempo invertido en la manufactura.

 

El Cho’jac es una bolsa de red que durante miles de años ha estado arraigada en la cultura mesoamericana, y que todavía se usa en ciertas áreas de la cultura Maya-Tzotzil. Para algunos es una reliquia que puede verse entre los artefactos en un museo etnológico, y desde el 2016, para los coleccionistas occidentales es un objeto de lujo para nuestros días.

Esta idea surge cuando el diseñador de textiles Thomas Kilian Bruderer vio este material en una exposición en el Museo Etnográfico de la Universidad de Zurich, y que las piezas aludían a técnicas en peligro de extinción; gracias a la investigación de la etnóloga suiza, Rosmarie Pazeller, quien enseño a Thomas sobre los detalles de esta técnica de tejido, que se utiliza para transportar carga relativamente pesada. Así fue como Thomas yRosmarie, llegaron a una comunidad tzotzil en el sur de México, para encontrarse con una familia que se dedica a tejer estas redes en las afueras de San Cristóbal, en las montañas de Chiapas, para seguir con una tradición de tzotziles y tzeltales.

A la Cho’jac de los mayas se le adicionaron correas de cuero originarias de ganado alemán y, nació la bolsa en dos colores, café crudo y negro asfalto, que se tiñe con ingredientes naturales como hollín y telas de araña. Además están fabricados con ingredientes reutilizables y las bolsas son 100% reciclables. El eslogan de la marca es “artesanía hardcore” como testimonio del lento y complejo proceso de fabricación de la bolsa.

El proceso para hacer una Cho’jac comienza con la cosecha de las hojas de agave sisalano. Los agricultores luego eliminan la pulpa de la fruta y golpean las hojas hasta que salen las fibras. Luego se lavan y secan las fibras y las hacen girar manualmente a un hilo en sus rodillas. Tres hilos hacen el hilo y solo entonces pueden comenzar a enganchar la malla. Hacer una sola bolsa puede tomar de cuatro a seis semanas hasta que el Cho’jac se convierte en una malla delicada y elástica. Este proceso de elaboración para producir el Cho’jac se ha transmitido de generación a generación.

El fondo sociocultural de este proyecto se centra en la cooperación con las familias indígenas de México, así como un relación estrecha con Alemania, lo que hace sostenible toda la cadena de producción del proyecto Cho’jac. Además de la participación indígena de los mexicanos, se agregan correas de cuero curtido natural que provienen del sur de Alemania, que más tarde es trabajado en un taller en Brandenburgo y los toques finales de la bolsa se aplican en un taller para personas discapacitadas en Alemania.

Así pues, el objetivo es crear un diálogo intercultural y global, cuyo valor no reside en un material costoso, raro o de prestigio social, sino en el proceso sostenible que combina la artesanía con los aspectos sociales y estéticos de lo nuevo. Este nuevo concepto ha sido nominado para varios premios importantes de diseño y se ha extendido e implementado cursos gratuitos y de fácil acceso en la región de Chiapas, con el fin de propagar esta artesanía cultural tradicional entre la población nativa e involucrar a los artesanos locales en el desarrollo de nuevos variantes de diseño.

En tiempos de desaparición del patrimonio cultural y la producción en masa, este nuevo tipo de diseños únicos éticos y duraderos, acompañados del desarrollo de consciencia social, muestra el gran esfuerzo por difundir y salvar la sabiduría ancestral de la cultura Maya.

Este diseño final de Cho’jac es vendido en el Museo Etnológico de Basilea y en varias tiendas de Zúrich, Suiza, donde ha tenido buen recibimiento gracias a una mayor conciencia sobre los productos fabricados de manera sustentable. Con los ingresos de la venta de las Cho’jac, se financia cursos de tejido en Chiapas a través de la ONG llamada Impacto, muy activa en Chiapas, que trabaja con mujeres indígenas de la región.

Historia del sarape, la prenda más colorida y multifuncional del país
MXCity
El fascinante diseño, color, calidad y tradición de los sarapes mexicanos sigue presente en nuestra cultura y vestimenta.

Foto destacada: Eva Alejandra

El sarape es una de las prendas más coloridas y útil para diversas ocasiones

 

. . .

 

En esta época de frío es común que miles de mexicanos busquen cubrirse y reconfortarse con un sarape. Por eso, hoy te vamos a contar la historia detrás de esta prenda típica y colorida que fue utilizada por charros, chinacos y plateados en el siglo XX.

La moda de cada lugar es única y combina lo actual con las tradiciones ancestrales. Esta indumentaria era utilizada para cubrir del frío y la lluvia a los hombres hace varias décadas. Tal ha sido la trascendencia de este pedazo de tela que se volvió un símbolo  mexicano. Otros nombres que recibió a lo largo del tiempo son jorongo, cotón, tilma o gabán. Incluso, actualmente mucha gente usa un diseño remasterizado del mismo llamado poncho.

 

La historia del sarape

 

Magnolia Boutique

 

El sarape nace debido al mestizaje. La llegada de los españoles provocó grandes cambios en la gastronomía, lengua y religión de los indígenas, y también en la vestimenta. Parece un trozo de tela pero esta preciosura se formó con la tilma y la capa valenciana, de origen español, justo después de la conquista.

El hilo y el teñido eran distintos, pero se adaptaron ambas elaboraciones en México, y el proceso de realización también cambió. Las prendas de estilo europeo fueron adoptadas por los nativos, aunque no del todo, pues al reproducirlas, las etnias mexicanas imprimieron su cosmovisión en el diseño, como los yaquis y los huicholes.

 

 

Los sarapes más conocidos son los de Chiauhtempan, los de Saltillo y los de Teocaltiche. Cada uno con su estilo de tejido, colorido y patrones. En Aguascalientes, Jalisco, Tlaxcala, San Luis Potosí, Hidalgo, San Miguel de Allende y Estado de México también destacan en la producción de esta prenda.

 

El sarape en el arte y en la moda

 

Wikipedia

 

Su elaboración es compleja y su importancia tal que hasta el Museo Nacional de Antropología e Historia de CDMX alberga una colección de estas prendas. Muchos artistas nacionales y extranjeros incluyeron los sarapes en sus obras de arte como: Thomas Egerton, Juan M. Rugendas, Claudio Linati, Carl Nebel y Edouard Pingret.

El sarape es una prenda única, llena de pasión y cultura que ha acompañado a los mexicanos desde tiempos coloniales y ha sido utilizada por campesinos, hacendados, artesanos, charros, revolucionarios, generales e incluso artistas a lo largo de nuestra historia. El sarape, igual que otras prendas y trajes típicos mexicanos como el huipil, la guayabera, el reboso o el traje de charro, son prendas que trae a México impregnado en cada una de sus fibras.

 

 

A pesar de que hoy en día, el sarape es considerado una prenda 100 por ciento mexicana, originalmente es una prenda de la conquista utilizada por la gente de campo y hacendados. Con el tiempo pasó a ser una prenda representativa del traje de charro y la encontramos en personajes históricos como Venustiano Carranza y Emiliano Zapata, así como en inspiración para artistas como Diego Rivera en su pintura cubista ?El paisaje zapatista? de 1915.

El sarape ha dejado huella desde Totonicapán, Guatemala, hasta la región Río Grande de los hispanoamericanos de Nuevo México. Sin embargo, de acuerdo con Laura Lorena Neira García, directora del museo del sarape y trajes típicos de Saltillo, se estima que su origen se sitúa con los tlaxcaltecas que utilizaban el sarape para cubrirse del frio del desierto, y por este mismo motivo climático, es que el sarape es un tejido delgado que lo diferencia del cotón, el cual es 10 veces más grueso.

 

Wikipedia

 

Y ya que las culturas prehispánicas no contaban con utensilios de costura como tijeras y sus prendas solían ser piezas completas y en formas geométricas, por lo que el sarape nace siendo un rectángulo, sin aberturas por en medio como sería el poncho o el jorongo y su diseño es en líneas rectas o en zigzag, con un rombo en el centro, denominado diamante, que lo caracteriza.

Asimismo, de acuerdo con Lorena Neira, el sarape se populariza a causa de la feria de Saltillo que se celebraba cada septiembre en honor a San Mateo, en donde personas de todo el país y hasta del extranjero, llegaban para adquirir sarapes finos en un acto de trueque, lo cual le dio fama y se le nombro ?saltillo? a los sarapes de alta calidad y diseño único que se encontraban en esta celebración novohispana.

 

Elaboración del sarape saltillense

 

 

Un sarape 100 por ciento saltillense debe ser tejido en telar de pedal con hilo de lana, plata u oro y este debe estar teñido con colores naturales, como la grana cochinilla para los rojos y rosados, el palo de Brasil y el palo de Campeche para los tonos naranja, café y morado y diversas plantas como el cempasúchil para los amarillos.

 Aunque esta es la manera tradicional que ha pasado de generación en generación, también existe la posibilidad de teñir el hilo con anilinas, un compuesto orgánico que facilita y agiliza la producción del mismo. El sarape de Saltillo sobresale en el mundo debido a su diseño colorido, mismo que plasmar los escenarios desérticos e interpretar el encuentro entre el cielo, las flores y la tierra. Además de los colores, el sarape está caracterizado por su diamante de 18 picos y las cenefas, que por lo general llevan dentro "la flor de la manita", una planta medicinal del desierto y representativa de la región con fines medicinales.

 

Sarapes Originales de Saltillo

 

Los artesanos han renovado el diseño de sus sarapes para plasmar su identidad y con ello contar la historia de México. Así que no todos los sarapes cumplen normas de diseño y se han sustituido las flores y los diamantes con diferentes imágenes iconográficas que reflejan la cosmovisión de las distintas etnias que lo producen.

Así fue como, el sarape se convirtió en una prenda típica reconocida mundialmente por sus coloridos diseños. A la fecha, sigue siendo utilizado por charros, chinacos y plateados siendo un símbolo nacional mexicano.

El Kutsiuri: colorido morral de la vestimenta tradicional huichola
MXCity
El kutsiuri o kuchuri es uno de los artículos más interesantes de la indumentaria tradicional de los huicholes.

El kuchuri es una prenda llena de ritual y simbolismo.

 

La vestimenta tradicional de los hombres wixáricas consiste de pantalón y camisa de manta, que también están bordadas con patrones geométricos; sombreros de palma, morrales, capas y listones multicolor. En cuanto a las mujeres, suelen usar coloridos vestidos y cubrir su cabello con un velo floreado.

Además de los morrales para transportar elementos rituales, los hombres huicholes también portan una faja con morrales más pequeños, en los que no guardan nada; sólo sirven como ornamento.

 

 

Pero dentro de la indumentaria tradicional de los huicholes, el kutsiuri o kuchuri es uno de los elementos más interesantes de ellos. Se trata de un morral bordado que utilizan para guardar elementos de sus ofrendas como jícaras, mazorcas de maíz, velas u ojos de Dios.

Estos morrales están tejidos en telar de cintura y tienen diversos bordados. Presentan imágenes de animales sagrados como el venado o el águila, y de plantas de poder como el peyote. También son comunes los patrones geométricos o florales. En el caso de los rombos, estos poseen un significado especial: se trata del nierikate, que quiere decir "instrumentos para ver".

 

 

View this post on Instagram

Avanzándole al #kuchuri ?

A post shared by Laimai ( La Miss ) (@laimaifaier) on

 

El nierikate tiene múltiples significados vinculados con la facultad visionaria, entre ellos, refiere al rostro, la visión, la imagen y al espejo del chamán. Por otro lado, también es símbolo de la estructura del mundo y sus cuatro ejes cardinales. Cuando nace un niño, el ojo central es tejido por el padre, luego se agrega un ojo por cada año de vida del infante, hasta que cumple cinco años.

En las ceremonias de ingesta de peyote, los peregrinos portan en su kutsiuri sus objetos sagrados (velas o imágenes). Una vez iniciada la ceremonia, los morrales son colocados junto al fuego.

 

View this post on Instagram

#kuchuri #huichol

A post shared by Laimai ( La Miss ) (@laimaifaier) on

 

 

Es color del kutsiuri juega un importante entramado simbólico. Según el número y color de bolsos portados, es posible definir el rango social del portador.

Este "morral sagrado" también es utilizado por los huicholes para guardar semillas de la siembra, alimentos para peregrinaciones y ofrendas para los dioses.

 

 

Así es como con un conocimiento vasto, tradiciones únicas y un modo de vida ejemplar portan con orgullos este el morral.

Los chamanes usan el Kutsiuri para guardar sus estuches que contienen sus objetos de poder.

 

Foto de portada: Ciudad Trendy

Columpio, la icónica tienda de la esquina del diseño en la Condesa
MXCity
Lo mejor del diseño capitalino, salido directamente de la Condesa, se unió para crear una plataforma online para ofrecer sus productos: conoce Columpio.
columpio

¿Qué tal suena la idea de tener a tu disposición las mejores tiendas de diseñador en un solo lugar? Ahora, el sueño se hace realidad con la plataforma online Columpio.

 

La Condesa es una de las colonias más chic y atractivas de la Ciudad de México. Se ha convertido en un centro sin igual donde convergen los mejores diseñadores, artistas, arquitectos y modistas. Si quieres conocer cuál es el último grito de la moda, o qué restaurantes o tiendas ofrecen lo más nuevo e interesante, no puedes dejar de recorrer sus calles. De hecho, la Condesa tiene su propia esquina del diseño, donde tres de las tiendas más vanguardistas y atrevidas de la capital están codo con codo. Ahora esta esquina también tiene su sitio digital, con el nombre de Columpio.

 

 

columpio

Imagen de: columpio.store

 

Columpio, junto con Mooni y Cardón, es parte de un grupo que forma un espacio colaborativo y de creación, donde se juntan artistas, diseñadores y artesanos de todo México y el mundo para ofrecer al consumidor una experiencia única. Sus piedras angulares son la innovación y la estética; si bien siempre tienen en cuenta las tendencias actuales, su objetivo es ver más allá y moldear algo totalmente nuevo.

Los creadores de la plataforma conjunta Columpio son Andrea Monroy y Teodoro Moya, venezolanos de origen. Son dos jóvenes emprendedores que ingresaron al mundo profesional de la moda con un ojo fresco y audaz. Sus viajes alrededor del mundo y su deseo insaciable por innovar, los llevaron a cristalizar este proyecto, el cual fomenta la experiencia personal, invitándonos a la aventura.

 

 

columpio

Imagen de: columpio.store

 

Su genial tienda online ofrece todos los productos de las tres tiendas, divididos en varias secciones: mujeres, hombres, joyería, accesorios, hogar, arte y colaboraciones. Columpio se enfoca en los productos de uso personal, como ropa y accesorios, pero con su propio toque particular: sorpresa, individualidad y una explosión de color. Mooni se decanta por las piezas de arte y objetos ornamentales que buscan darles a tus espacios un estilo único y alegre. Finalmente, Cardón se enfoca en la ropa y joyería de un corte más clásico, pero con ese giro innovador que resalta la originalidad de sus productos. Explora Columpio y todas sus maravillas aquí.

 

 

Columpio

Dirección: Atlixco 71, Condesa

Teléfono: 55 3418 8726

Web

 

No te pierdas el alucinante recorrido virtual por la Casa Batlló de Gaudí.

 

*Imagen destacada de: columpio.store

José Fernández, el mexicano que diseño los trajes de astronauta de SpaceX
MXCity
El diseñador mexicoamericano es responsable de los trajes que Bob Behnken y Doug Hurley utilizan abordo de la nave Crew Dragon que la NASA y SpaceX lanzaron al espacio.

La misión conjunta de la NASA y la empresa de Elon Musk, SpaceX, ha sido calificada de histórica por tratarse de la primera vez que una nave privada lleva astronautas a la EEI.

Los astronautas Bob Behnken y Doug Hurley viajan hacia la EEI en la cápsula Crew Dragon, construida por SpaceX, que actúa como una suerte de taxi contratado por la NASA para que lleve a sus astronautas hasta la estación en órbita.

 

Fotografía:  REUTERS/Thom Baur

 

En esta misión histórica, y de gran significado que tendrá para los viajes comerciales al espacio, estuvo involucrado un diseñador de origen mexicano, quien creo los trajes más avanzados de los que hemos sido testigos.

 

 

De vestir a estrellas de cine en éxitos de taquilla como Iron Man 2, El Sorprendente Hombre Araña, Capitán América: Civil WarJosé Fernandez había tenido una prolífica carrera en Hollywood. Pero en 2016, Elon Musk lo contactó para crear los trajes que hoy van de camino al espacio.

Fue en 2016 cuando SpaceX le preguntó que si quería participar en una competencia de diseño. Al aceptar, Fernandez pensó que se trataba de un proyecto fílmico, y no de un proyecto real que trataría de llevar a astronautas verdaderos al espacio y tendrían que sobrevivir en los ambientes extremos con los trajes que Fernandez crearía.

 

 

"Me di cuenta de que era para un programa espacial real. Estaban buscando conseguir un traje construido para que Elon mirara para el programa. Tuvieron dos semanas para presentarle el traje y les dije que no podría hacer un traje completo en dos semanas, pero que podría hacer un casco", explicó Fernandez para la revista Bleep.

De acuerdo con la entrevista, el diseñador hizo un trabajo, que compitió con otras compañías, y ganó gracias al diseño de su casco.

 

 

Un hombre mexicoamericano, José Fernandez comenzó su carrera primero como escultor de las criaturas de la película Gremlins en 1989. Después, durante los años noventa ascendió a escultor principal de filmes como GodzillaHombres de Negro, Alien III, entre otros.

Ha colaborado con talentosos directores como Tim Burton en Batman Regresa, El Planeta de los Simios, y La leyenda del jinete sin cabeza; y con Guillermo del Toro en Hellboy.

 

 

Pero no fue hasta 2007 que el diseñador decidió abrir su propio estudio, Ironhead Studio, en donde se expandió a trabajar con músicos como will.i.am, Daft Punk, y Kid Cudi. Entre su más reciente trabajo en cintas están Batman vs Superman y Pantera Negra.

 

 

Fernández utilizó este mismo estudio para crear los trajes que Doug Hurley y Bob Behnken están usando a bordo del Crew Dragon. Estos fueron revelados hace tres años por medio de redes sociales.

De acuerdo con el diseñador, quería hacer algo funcional pero que también estuviera lleno de estilo. Según la revista Vogue, el creador comentó que cualquiera se ve bien en smoking, sin importar la talla. Y quería el mismo efecto para los aventureros astronautas.

 

 

Esta nueva era de trajes espaciales ya va muy lejos de los voluminosos y pesados trajes que se veían hace unos cuantos años. El casco está impreso con en 3D y los guantes son sensibles para manejar pantallas touchscreen.

El traje, de una sola pieza, consta de un modelo realizado por ingeniería inversa, pero solamente pueden ser usados dentro de la cápsula de SpaceX, y no son útiles para hacer caminatas en el espacio.

Pero sus capacidades principales son las mismas que otros: proteger a la tripulación de la despresurización, en donde el aire se pierde de la cápsula. También necesita mantener a los viajeros con suficiente oxígeno y debe regular su temperatura.

Aunado a esto, tienen un enlace de comunicaciones y un aire respirable que a través de un cable conecta el asiento al traje.

 

 

x