Pedro Ramírez Vázquez, genio inigualable del espacio arquitectónico
MXCity
Pedro Ramírez Vázquez es uno de los grandes arquitectos del siglo XX, imprescindible para la comprensión del diseño arquitectónico de los espacios más complejos de la ciudad, como el Estadio Azteca o la Basílica de Guadalupe.

Pedro Ramírez Vázquez, la arquitectura al servicio del ocupante.

 

Pedro Ramírez Vázquez es uno de los arquitectos  más representativos de la cultura mexicana. Dentro de sus obras-legado se encuentran el Estadio Azteca, el Museo de Antropología e Historia de México, la Nueva Basílica de Guadalupe y el Palacio Legislativo de San Lázaro. Su obra se basa en una plástica de líneas sencillas con una extrema elegancia que permanecerá por generaciones en nuestro país y en el mundo.

Este inigualable arquitecto vivió 94 años con 70 de profesión. Fue egresado de la máxima casa de estudio, Universidad Nacional Autónoma de México, donde impartió cátedra como maestro. Presidente del Comité Organizador de los Juegos Olímpicos de México 1968. Ganador del Premio Nacional de Bellas Artes en 1973. Fundador y primer rector de la Universidad Autónoma Metropolitana, doctor honoris causa por varias universidades mexicanas. Fue Premio a la Vida y Obra en 2003. Arquitecto y gran Urbanista.

Este increíble arquitecto se preocupó por tener como una de sus herramientas principales el cambio de la sociedad, servir a nuestra comunidad y, sobre todo, se ocupó como muchos profesionales y artistas de su generación por buscar una multitud de formas expresivas, de expresiones juguetonas con las estructuras, y por reconocer al arte como una pieza fundamental en los espacios arquitectónicos.

Gracias a Pedro Ramírez, nuestra ciudad es un enorme complejo dotado de entidades culturales, deportivas con una planeación revolucionaria, capaz de llevar el país rumbo al nuevo orden, y al mismo tiempo con la habilidad de atender las necesidades de entretenimiento y de estética visual que requería la sociedad mexicana de mediados del siglo XX. Es este arquitecto es posible ver al mismo tiempo, a un personaje plural capaz de reunir evocaciones precolombinas con técnicas industriales, y de unir materiales y visiones diversas.

En 1966 Pedro Ramiréz diseño el Estadio Azteca, con miras a la Copa del Mundo en México 68; donde cualquier aficionado de los 110 mil espectadores tiene una excelente visibilidad

Para nuestra cultura nacional mexicana, y para la ciudad misma, Pedro Ramírez Vázquez es uno de los grandes arquitectos del siglo XX. Si queremos entender la ciudad es necesario acercarse a los fundamentos del diseño de Ramírez, y debatir, conjugar y abrir espacios de dialogo incluso con sus colegas, sus jóvenes aprendices y sus amigos, con el propósito de ampliar la discusión de su obra. Su arquitectura es experimental. Siempre va en la búsqueda de un lenguaje personalizado, que explore las raíces propias donde puedan habitar las mayorías silenciosas en un encuentro intimista.

Consolidó muchas obras más en los años 70, 80, 90 y en este siglo XXI, destacándose la Embajada de Japón en México, trabajando con su hijo y colega, Javier Ramírez Campuzano, entregó el Auditorio Siglo XXI en Puebla, al que le fue demolido su acceso-mural de talavera y modificada toda la fachada, las Unidades Cuajimalpa y Lerma de la UAM, y dejó en proceso diferentes proyectos. Pedro Ramírez Vázquez dio su último aliento el 16 de abril de 2013, en la tarde de su cumpleaños número 94, en la Ciudad de México.

Su talento es posible notarlo en la enorme lista de proyectos que llevó a cabo: La Facultad de Medicina de Ciudad Universitaria; El Edificio de la Secretaría del Trabajo, Ciudad de México o los Mercados de La Lagunilla, Tepito, Coyoacán, Azcapotzalco, San Pedro de los Pinos y otros 10 mas. (1955-1957).

Aquí una lista de los proyectos más reconocidos de Pedro Ramírez Vázquez:

-Galería de Historia, Museo del Caracol, Ciudad de México (1960).

-El Museo Nacional de Antropología, Ciudad de México (1964).

-El Museo de Arte Moderno, Ciudad de México (1964).

-El Estadio Azteca, Ciudad de México (1966).

-El Estadio Cuauhtémoc, Puebla (1967).

-Embajada de Japón en México, Ciudad de México (1975).

-La Nueva Basílica de Santa María de Guadalupe (1976)

-Museo del Templo Mayor, Ciudad de México] (1987)

-Museo Amparo, Puebla (1987)

-Auditorio Siglo XXI, Puebla

Obra Internacional

-Pabellón de México en la exposición mundial de Bruselas (1958).

-Pabellón de México en la exposición mundial de Seattle (1962)

-Pabellón de México en la exposición mundial de Nueva York. (1964)

-El Museo de las Culturas Negras en Dakar, Senegal (1971)

-Edificios gubernamentales para la nueva capital de Tanzania en Dodoma. (1975)

-Museo de Nubia, Egipto (1984).

-Oficinas del Comité Olímpico Internacional en Suiza (1986).

-Museo del Comité Olímpico Internacional en Lausana, Suiza (1988).

-La capilla de la Virgen de Guadalupe dentro de la Basílica de San Pedro en la Ciudad del Vaticano (1989)

El antiguo Cine Cosmos será convertido en Faro Cultural (FOTOS)
Cristopher Garnica
El Cine Cosmos, pionero de las matinés y las promociones del 3 x 1, se convertirá en el FARO (Fábrica de Artes y Oficios) de la zona poniente de la CDMX.

El Antiguo Cine Cosmos ahora será “Faro cosmos”.

 

Durante varios años el deterioro del Cine Cosmos y su abandonado fue casusa de profunda tristeza, para las miles de personas pasan a diario por el Bulevar Melchor Ocampo y la Avenida México Tacuba, de un cine que alguna vez estuvo lleno de glamour en un espacio de más interesante y una ubicación privilegiada.

Un incendio retrasó la apertura de este precioso cine que se inauguró en 1948. El Cosmos, fue obra de los arquitectos Carlos Crombe, creador, entre otros, de los cines Colonial, Odeón, Alameda y Olimpia; y Carlos Vergara, quien lo rediseñó.

 

 

El 10 de junio de 1971, el día en que los “Halcones” entrenados por el gobierno mexicano disolvieron violentamente una manifestación estudiantil, la administración del Cosmos abrió las puertas para que quienes alcanzaran a llegar a su escalinata pudieran ingresar a refugiarse en la sala y salvaran la vida. Para estas fechas, el Cosmos ya estaba en declive, al igual que las enormes salas que habían dado lustre a la Época de Oro del Cine Mexicano, hacia los años setenta se habían convertido en salones desvencijados.

A pesar de que atravesó por una remodelación reabriendo con cinco salas, según la vox populi, el cine tenían mal sonido, pésima visión y llevaron al cierre definitivo del Macro Cosmos a finales de los años noventa. Desde esas fechas, este espacio no ha mostrado más que deterioro. Pero la nostalgia mueve muchos hilos, e igual que otros cines construidos a mediados del siglo XX (Ópera, Orfeón), hay un intento por recuperar aquellos inmuebles y rehabilitarlos.

 

 

Desde hace algunos años se venía analizando las posibilidades de su remodelación con recursos de la demarcación de la alcaldía, e incluso se estudiaron las eventualidades para integrarlos a un programa de recuperación de espacios públicos, con la finalidad de que los ciudadanos de la demarcación cuenten con un espacio comunitario de recreación; ya que el inmueble está catalogado como edificio de valor patrimonial sobre todo su fachada Art Decó. Está

Al principio se dijo que el espacio podía ser usado como funeraria, tienda departamental, pero es tal la nostalgia por el Cine Cosmos y la historia del edificio, además de que el repudio por ver aquellos ensayos fotográficos de su interior derruido, que gracias a la gestión gubernamental y ciudadana que este espacio será convertido en un centro cultural.

 

 

Para su remodelación se han invertido 50 millones de pesos. Este nuevo centro cultural albergará una escuela circense, ofrecerá al público actividades artísticas y rendirá un homenaje a los hechos de junio de 1971.

El espacio se sumará a la Red de Faros de la Secretaría de Cultura de la Ciudad de México, de los cuales brillan el Faro de Oriente, Tláhuac, Indios Verdes, Milpa Alta y Aragón por su gran oferta educativa y aporte a la descentralización de la cultura en la CDMX.

 

 

El proyecto de restauración está a cargo del arquitecto mexicano Enrique Norten, y contará con biciestacionamientos, una mediateca, librería, aulas, además habrá salas de exposición, un área de asistencia social, una cafetería y demás servicios complementarios. El centro tendrá el primer mirador del Cosmos con 30 metros de altura, el cual servirá de terraza y observatorio para apreciar el barrio de Tacuba y que apunta a ser el principal atractivo del nuevo proyecto.

 

 

 

La fachada del Cine Cosmos se va a conservar, así como el letrero original, además de algunos de los graffitis. Ambos funcionarios, acordaron que la apertura del ahora “Faro Cosmos”, podría programarse para el segundo semestre de este año y será coadministrado por ambas instituciones. Aquí presentamos una galería de fotos de la evolución del cine cosmos, hasta las primeras imágenes reveladas de este nuevo Centro cultural-artístico Faro Cosmos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Dirección: Mexico Tacuba No.54 Loca, Tlaxpana, 11370 Ciudad de México

El Año Nuevo Chino se celebra en el Museo de las Culturas del Mundo
MXCity
No te pierdes el año nuevo chino lleno de adornos, bailes, artes marciales y y el hermoso baile del Dragón y del león chino.

La celebración del año nuevo chino es una fiesta única y diversa.

 

El Año Nuevo chino es también conocido como la Fiesta de la Primavera o como Año Nuevo Lunar; y es la festividad tradicional más importante del año calendario chino, celebrada también en otros países del este de Asia.

Las celebraciones comienzan el primer día del primer mes lunar y terminan el día quince, cuando se celebra el Festival de los faroles. Durante este periodo, se produce la mayor migración humana del planeta, el “movimiento de primavera”, con millones de personas viajando a sus lugares de origen para celebrar las fiestas con sus familias.

 

 

 

La fecha de comienzo del Año Nuevo Chino viene determinada por el calendario lunisolar utilizado en China​ y en otros pueblos que se han visto influidos por la cultura han, como coreanos, japoneses, vietnamitas, singapurenses, mauricianos​ y filipinos.​

Aunque los chinos toman en cuenta las fechas del calendario gregoriano, para preservar sus tradiciones milenarias, basan la fecha según la luna nueva más próxima al día equidistante entre el solsticio de invierno (entre el 21 y el 23 de diciembre) y el equinoccio de primavera (entre el 20 y el 21 de marzo) del hemisferio norte.

 

 

En este 2019, año 4717 según el calendario chino, se celebrará el 5 de febrero aunque los diferentes barrios chinos del mundo adecuan las fechas para que la fiesta siga durante todo el fin de semana.

El Barrio Chino de la CDMX nació en los años sesentas muy cerca de la Alameda central, donde vivían inmigrantes chinos, también coreanos, indonesios y filipinos que forman parte de este vecindario. Esta celebración se lleva a cabo en el Barrio Chino de CDMX, donde se llena de colores, pirotecnia, las tradicionales danzas de los dragones y los deliciosos platillos de esta cultura asiática.

 

 

En esta celebración mundial hay diversas actividades para que no te pierdas la Danza del dragón, la danza y el canto típico de China, las demostraciones de artes marciales además de talleres y buena comida. Pero por quinta ocasión, el Museo Nacional de las Culturas del Mundo prepara una de las celebraciones más esperadas por todos los citadinos, en colaboración de la Embajada de la República Popular China en México, el Centro Cultural de China en México y la Comunidad China de México.

Cada año del calendario lunar chino está representado con un animal y 2019 es el año del Cerdo de Tierra. Perteneces a este signo zodiacal si naciste en 1923, 1935, 1947, 1959, 1971, 1983, 1995, 2007, 2019 y en el futuro para el 2031; Según el horóscopo chino, las personas que nacen bajo el signo Cerdo son compasivas, generosas, de trato fácil, ambiciosas, serias, responsables y modestas.

 

 

Si tu animal en el calendario chino es el Cerdo puedes usar amarillo, gris, marrón y dorado como tus colores de la suerte. En el Museo se exhibirán 120 piezas que ofrecen un recorrido por las diferentes tradiciones religiosas y artísticas de este país, y la Sala de China estará en tres secciones que abordan las Creencias tradicionales, el Florecimiento cultural y el Intercambio comercial.

El Museo Nacional de las Culturas, presentará ofrendas de figuras humanas y recipientes de diseños zoomorfos, que acompañaban a los muertos hacia su otra vida. Asimismo, se exhibirán dos jarrones, uno recubierto con laca y otro de porcelana verde, así como una escultura en madera tallada, que tienen la representación de Shoulao, dios de la longevidad.

 

 

Aquí te dejamos los horarios y actividades que tendrán lugar el 2 de febrero por el Año Nuevo Chino en el Museo de las Culturas.

 

Desfile por la calle de Moneda para celebrar el Año Nuevo Chino

10:00-11:00

Ceremonia de apertura

Autoridades del museo y Comunidad China de México. 11:30

Conferencia “Feng Shui y Metafísica”

Javier Chan, Sala Julio César Olivé. 12:00-14:00

 

 

Demostraciones de arte marcial, folclor y danzas tradicionales chinas.

12:00-17:00

Conferencia “Diagnóstico sensitivo táctil, la unión de la medicina tradicional china con la medicina occidental”

Dr. Guillermo Ley, Sala Julio César Olivé. 14:30-16:30

Presentación de las danzas del dragón y león

Maestro Francisco González. 12:00-13:00

 

 

Conferencia: para entender el significado de las celebraciones “El calendario chino”

Mtra. Silvia Seligson, del MNCM-INAH. 13:00-14:00

Talleres de cultura china

(consultar actividades en el museo) 14:00-16:00

Ensamble de canto y danza típica

Bailarines de Nanchang, China. 16:00-17:00

 

 

 

Año Nuevo Chino en el Museo Nacional de Culturas del Mundo

Dónde: Museo Nacional de las Culturas del Mundo (Calle Moneda 13, Col. Centro)

Cuándo: 3 y 4 de febrero de 2019, revisa cambios en el programa aquí

Entrada libre

Sitio web // Facebook // Twitter // Instagram

Sofi Tukker nos pondrá a bailar este fin de semana en el Plaza Condesa
MXCity
Sophie Hawley-Weld y Tucker Halpern forman Sofi Tukker, y se presentan en la Ciudad de México el último fin de enero 2019.

Desde su creación, Sofi Tukker se han convertido en una de los proyectos más importantes de la música electrónica, tanto así que México se ha vuelto el segundo país con más escuchas del dúo integrado por Sophie Hawley y Tucker Halpern en las plataformas de streaming.

Los originarios de Nueva York son un dúo de música House que mezcla variantes del rock y del pop con el sonido electrónico.

El duo lanzó su primer LP que lleva por nombre Treehouse, anteriormente lanzaron un EP titulado, Soft Animals.

 

 

Por sus melodías pegajosas, algunas de sus canciones han sido seleccionadas por importantes marcas mundiales para sus campañas y productos como Best Friends para Apple en iPhone X y Fifa 2018, That’s It (I’m Crazy) con el iPhone RED 8, Johny en el Fifa 2017, entre otras.

 

 

Drinkee, canción nominada a los Premios Grammy como la Mejor Grabación Dance del año, estuvo en rotación continua a nivel internacional y los llevó a recorrer grandes escenarios y festivales de todo el mundo.

Con un sonido espectacular y su estilo que ha cautivado al público de todo el mundo, Sofi Tukker llegará a México para sorprender a todos sus fans con varias fechas.

 

 

Sofi Tukker México

Fecha: Viernes 25 de enero 2019

Hora: 21:00 h

Venue: El Plaza Condesa, Juan Escutia 4 Hipódromo, Condesa

Venta de boletos: Ticketmaster

Precios:

General $520
Balcón $640
Palco $580
Sala VIP $580
Discapacitados $520

Museo del Pulque, un homenaje en la bebida de los dioses
Cristopher Garnica
En el Museo del Pulque y las Pulquerías (MUPYP)  podrán conocer la historia, cultura y los procesos de elaboración de esta bebida tradicional mexicana.

En febrero abrirá sus puertas el MUPYP: Museo del Pulque y las Pulquerías.

 

En este museo las obras y artistas  exhibidos no serán consagrados ni a emergentes, sino el patrimonio cultural de México a través de una de sus bebidas más emblemáticas, conocida como el elixir de los dioses: el pulque y a las también llamadas “Pulcatas”.

El MUPYP, Museo del Pulque y las Pulquerías,  estará ubicado en pleno centro de la CDMX, a un costado de la iglesia de San Hipólito donde se le reza a San Judas Tadeo, muy cerca del Metro Hidalgo. Y aunque hace algunos días recomendamos cinco pulquerías que tenías que conocer en la CDMX, pero saber que el pulque tendrá su propio recinto dedicado por completo a la historia, procesos de elaboración y cultura de a este elixir de sabor, es una noticia formidable.

 

 

 

Esta iniciativa museográfica nace gracias a la Asociación Nacional de Pulquerías, A.C., dueños de varias pulquerías tradicionales de CDMX y el Estado de México, quienes desde hace años decidieron unir fuerzas para constituir oficialmente una institución dedicada a preservar el pulque como una bebida única en el país. Esta asociación también se dedica a crear recorridos pulqueros por Hidalgo y Tlaxcala, eventos (Noche Pulqural), ferias como la Feria de las Pulquerías Tradicionales, Además de tener una revista, La Panana, y ahora un Museo del Pulque.

César Ponce Fonseca, presidente de la ANPT dijo en un comunicado de prensa que: “este proyecto pretende dignificar el pulque y las pulquerías tras décadas de injusto desprestigio, pues es una tradición que da de comer a muchas familias”. Esta AC, se ha dedicado también a conseguir avanzar en materia legislativa y judicial, para que las pulquerías no sean objeto de clausuras no deseadas e inesperadas, y ofrece apoyo en trámites de apertura y reapertura de los negocios.

 

 

 

La Asociación se compone de emprendedores, abogados, contadores, auditores, administradores de empresas y personal técnico que brindan servicios especializados para encaminar, apoyar y regularizar negocios; y está abierta a la participación y a la integración de nuevos miembros, y hoy en día cuenta con varias iniciativas en marcha, algunas de ellas con un recorrido exitoso.

En la página de Facebook del MUPYP, se informa que la gran apertura del recinto será el próximo 8 de febrero; con el fin de mostrar el lado histórico y cultural de esta bebida que desde la época prehispánica hasta la actualidad, ha sobrevivido en el gusto de los mexicanos, a pesar de las campañas de desprestigio y el auge en el mercado nacional de la cerveza, el tequila y el mezcal.

 

 

 

El Museo será una piza clave para que los productores de la bebida endémica se resisten a que ésta quede en el olvido y con ello, darle mayor difusión a los colectivos, programas de promoción y difusión cultural, además de recorridos a expendios que existen en la ciudad, con el propósito de que el “pulmón” siga deleitando paladares, tal y como lo hizo con los dioses, según su mítico origen.

El MUPYP también tendrá un recorrido didáctico por la historia del pulque. La dirección de la museografía estará a cargo de Allin L. Reyes: “El pulque es una bebida viva, la metáfora perfecta para describir al MUPYP, ya que lo que define a un buen museo es que sea un museo vivo, con actividades y en constante progresión”.

 

 

 

 La curaduría estará a cargo de Alfredo Rodríguez, quien pretende mostrar un diálogo permanente entre las piezas expuestas y el contexto que hay alrededor de ellas. El Museo del Pulque también tendrá una pulquería, con pulques naturales, curados y antojitos.

Con este museo el pulque seguirá siendo una bebida especial y este sitio se convertirá en una parada obligada para los turistas internacionales y, por supuesto, para muchos citadinos. Recuerda que el ocho de febrero de 2019, el museo abrirá sus puertas.

 

 

 

Museo del Pulque y las Pulquerías Tradicionales

Dónde: Exconvento de San Hipólito (Avenida Hidalgo 107-109, Centro Histórico)

Cuándo: lunes a sábado de 10:00 a 22:00 y domingo de 10:00 a 17:00 (a partir del 8 de febrero)

Entrada Libre

Sitio web // Facebook