MXCity | Guía de la Ciudad de México

Prendes: la historia de un restaurante legendario

El restaurante cuenta con más de un siglo de tradición culinaria?

 

A finales del siglo XIX, justo cuando daba inicio la época que hoy se conoce como el porfiriatio, comenzaron a inaugurarse al centro de la ciudad diversos cafés y restaurantes donde el lujo era el protagonista. Tal fue el caso del Prendes, un lugar que fue fundado por los hermanos asturianos, Manuel y Rafael, en 1892.

Cabe mencionar, que el establecimiento se erigía en donde hoy se ubica el majestuoso Palacio de Bellas Artes. Y es que por la construcción de este apabullante recinto, el restaurante tuvo que ser reubicado a la Calle 16 de Septiembre. Sin importar el cambio de domicilio, el Prendes seguía reuniendo en sus entrañas a personajes míticos como Emiliano Zapata, quien alguna vez ingresó al lugar, con todo y caballo, para disfrutar de un buen filete.

 

 

 

Cuenta la historia que hacia 1919, desembarcó en el Puerto de Veracruz un joven asturiano de apenas 15 años, que con el tiempo se convirtió en el cocinero que fraguó el estilo inconfundible y de calidad que hasta la fecha caracteriza a la carta de este icónico restaurante. Todos los días, muy de madrugada, el joven partía al Mercado de la Merced y de San Juan para adquirir producto como carne, mariscos y vegetales.

 

 

 

Todavía figuran en el menú platillos originales como el filete Prendes, los sesos a la mantequilla negra, los escamoles a la hidalguense y los gusanos de maguey. Cabe mencionar, que Diego Rivera era muy fanático de este último plato, razón por la cual el restaurante se convirtió en uno de los primeros en ofrecerlos en su carta.

Con el paso de los años, el Prendes ganó prestigio entre la élite capitalina, por sus fantásticos platillos, la exquisitez de su cava y el lujo que definía su decoración. Intelectuales, empresarios, políticos y artistas solían darse cita en las mesas con manteles largos del restaurante, para allí llevar a cabo reuniones y tertulias.

 

 

David Alfaro Siqueiros, Frida Kahlo, Octavio Paz, María Félix, Trotsky e incluso Walt Disney llegaron a disfrutar de los platillos y bebidas que ofrecía diariamente el restaurante.

Es importante mencionar que el Prendes fue uno de los pioneros en servir vino mexicano. En su época, las etiquetas francesas eran las que predominaban en todos los restaurantes de la Ciudad de México. Sin embargo, para los años 30, el entonces presidente interino Abelardo Rodríguez se dedicó a implementar el cultivo de la uva en Baja California. De aquellos viñedos nacieron los vinos Santo Tomás, que empezaron a maridarse con los platillos del Prendes.

Lamentablemente, después del fallecimiento de uno de los herederos del restaurante, y aunado al hecho de que el Centro Histórico se encontraba en remodelación en la década de los 80, el Prendes fue en decaída. Cerró sus puertas en 2002, pero por fortuna, uno de los familiares retomó la tradición culinaria y reabrió el restaurante en 2016. Ahora se encuentra en Polanco, y es todavía un emblema de la cultura gastronómica en México.

 

 

Prendes

Dirección: Moliere 222, Palacio de Hierro, Polanco II Sección

Teléfono: 01 55 5280 4309

Web