Leyendas de la misteriosa Laguna de Alchichica
MXCity
Las lagunas de cráter, mejor conocidas como axalapascos, son lugares misteriosos y exóticamente bellos; prueba de ello es la Laguna de Alchichica.

Entre Puebla y Veracruz se encuentra una serie de lagos formados en cráteres de volcanes extintos, dotados de una inusitada belleza; uno de ellos es la Laguna de Alchichica.

 

. . .

 

En la Cuenca Oriental del altiplano mexicano, la cual se encuentra dentro del Eje Neovolcánico, hay una serie de paisajes que no tienen parangón en el mundo. Se trata de los axalapascos maares, los cuales son lagos que se formaron en los cráteres de volcanes extintos. Estas singulares formaciones geológicas tienen sus propios microclimas, y muchas de ellas se formaron hace miles o millones de años, gracias a eventos eruptivos muy particulares, donde los mantos freáticos y el magma entran en contacto. El resultado de estas erupciones son los lagos de cráter, como la Laguna de Alchichica.

 

laguna-de-alchichica

Imagen de: descubro.mx

 

Hay dos cosas que distinguen a la Laguna de Alchichica de sus hermanas: sus características físicas y sus leyendas. En cuanto a la primera cuestión, este axalapasco se destaca por sus altas concentraciones de magnesio, su estratificación y las especies que en él habitan. A estas últimas se les considera microendémicas, y constan de una diatomea, dos crustáceos, el charal de Alchichica y la salamandra de Taylor. Además, cuenta con una gran cantidad de estromatolitos, los cuales son microorganismos que forman estructuras carbonatadas de curiosas formas, parecidas a los arrecifes.

 

 

laguna-de-alchichica

Imagen de: Twitter

 

Sin embargo, lo más interesante del lugar es el misterio que le rodea. Por un lado, se dice que sus dos kilómetros de diámetro ocultan una caverna, de la cual se dice que emanan luces en las noches. Los lugareños también aseguran que no tiene fondo (de hecho, su punto más profundo es de 60 metros, pero la leyenda persiste). También existe la creencia que está directamente conectada al océano, debido a su alto grado de salinidad.

 

laguna-de-alchichica

Imagen de: Twitter

 

 

Finalmente, se cuentan historias de objetos extraños que se aproximan al agua y se hunden, desapareciendo sin dejar rastro. Existe el relato hablado de un testigo, quien dice que mientras descansaba en las inmediaciones de la Laguna de Alchichica escuchó un zumbido ensordecedor. Acto seguido, alzó la vista y observó un artefacto informe que se zambulló en las aguas turquesas. Cabe destacar que la laguna fue un centro ceremonial para algunas culturas prehispánicas; tal vez algún dios quedó atrapado en su fondo y es el causante de todo lo extraño que acontece en ella.

 

laguna-de-alchichica

 

Para llegar se debe tomar la Carretera Federal de cuota No. 150 desde la capital y tomar la desviación localizada a la altura de Acatzingo para tomar la carretera No. 140 Tepeaca-Perote hasta San José Alchichica. Pasando el poblado de Oriental encontrarás los señalamientos para llegar a la laguna.

 

Otro axalapasco famoso de México: la insólita Alberca de los Espinos.

*Imagen destacada de: elsouvenir.com

Bartolomé Gallotti y las pinturas del palacio postal, una joya de la CDMX
MXCity
Bartolomé Gallotti fue el creador de los cuadros del alucinante Palacio Postal, pero pocos sabemos su historia y lo que hizo por el reciento.

Foto destacada: Revista Aventurero

Los frescos del Palacio Postal, como la arquitectura, están llenos de historia.

 

. . .

 

Justo en la esquina de Tacuba y Eje Central del Centro Histórico de la CDMX se encuentra uno de los muchos palacios construidos durante el porfiriato: el Palacio Postal.

 En este edificio ecléctico, en donde se dan cita todo tipo de artes por fuera y por dentro, puedes encontrar los frescos de Gallotti.

 

 

 

¿Quién fue Bartolomé Gallotti?

 

La Quinta Casa de Correos se inauguró en 1907 como una joya de la arquitectura desde su fachada hasta sus entrañas en las que se combinaron los estilos gótico, plateresco, veneciano y art nouveau.

Gárgolas, flores en escayola y finos trabajos de bronce enmarcan otros detalles como los aplicados en la otrora sala de juntas.

 

 

El artista nacido en la frontera de Italia con Suiza el 24 de agosto de 1872, Bartolomé Gallotti Ceroni, fue quien pintó los finos frescos de la que fuera la Sala de Juntas de la Dirección General del Correo, que hoy es una sala de exposición con el nombre del pintor.

Gatolli debió intervenir los muros de la Quinta Casa de Correos alrededor de los 34 años, momento en el que ya había pintado "La Cruz del Silencio" y participado en la ornamentación de la Iglesia de San Felipe de Jesús que se ubica a unas calles del Palacio, sobre Madero.

 

 

Los Frescos de Gallotti en el Palacio Postal

 

La sala de Juntas del Palacio debía ser suficientemente elegante así que Gallotti no escatimo en los materiales que usaría, mucho menos en las referencias a las labores del lugar, así que sus frescos resultaron una apología pictórica al correo que corona las cienes de la habitación.

Los frescos de Gallotti se encuentran en la parte superior de la sala, entre los trabajos de escayola que se hicieron en el techo y en la cenefa de la pared, dentro de gruesos marcos de yeso que refieren al art nouveau con sus discretos detalles florales.

 

 

El espacio que quedó para la obra no permitió que Gattolli pintara adultos, por eso podemos ver que son adolescentes y hasta niños en los espacios más pequeños, los que retrató trabajando en las actividades propias del correo.

Dos de los jóvenes representan a Hermes, deidad de la comunicación y a Hefaistos, deidad de la industria; ambas referencias a los griegos y el resto de las figuras demuestran la maestría que tenía Gattolli para pintar el cuerpo humano con perfecta proporción.

 

 

Los escorzos reposan sobre fondos de laminillas de oro fino, hojas de 24 quilates que originalmente Gattolli colocó a manera de tablero de ajedrez, alternando el lado brillante de la hoja con el lado mate.

Desafortunadamente el efecto ya no se puede apreciar.

 

 

Murales Palacio Postal

Dónde: Calle de Tacuba 1, Centro Histórico de la Cdad. de México, Centro.

Cuando: lunes a viernes de 08:30 y sábado y domingo de 10:00 a 16:00

Entrada libre

El origen de la caña en México y las maravillas de la tierra caliente
MXCity
El importante fenómeno sin el cual no tendríamos piloncillo, aguardiente y caña en el ponche, se genera con la caña dulce mexicana.

Foto destacada: Sol de tijuana

Y tú, ¿sabes de dónde proviene la caña?

 

. . .

 

Más o menos 3 mil años atrás, en la India ya se extraía azúcar de la caña, y aún antes del descubrimiento de América ya se cultivaba en las Islas Canarias, pero fue hasta que llegó a las tierras cálidas de la Nueva España que tomó un relevante protagonismo.

La caña llegó primero a la isla La Española en 1493 en uno de los viajes de Colón, desde ese momento la caña empezó a viajar a varios puntos de América marcando en reinado de Carlos V dando inicio a la industria azucarera.

 

¿Cómo se desarrolló la caña en México?

 

 

El primer registro del azúcar en México la ubica en la Nueva Galicia (Xalisco), en la provincia de Amula donde Francisco Cortés entregó en 1525 las primeras semillas de caña para ser sembradas, sin saberlo, aquel joven sobrino de Hernán Cortés había comenzado una exitosa siembra.

Aunque la caña ya se conocía en Europa no se había visto crecer tan rápido y con tanta abundancia, la fertilidad de la tierra y el clima propiciaron una gran inversión española en la caña mexicana, pero ¿por qué?

 

 

El éxito de la caña fue tal que desplazó cultivos nativos y extranjeros como el algodón que se sembraba en las poblaciones michoacanas de Sinagua y hasta Tepalcatepec, la finalidad era llevar grandes cantidades a España donde existió una gran cantidad trapiches hacia 1546.

Los trapiches son la maquinaria necesaria para extraer el azúcar de la caña dulce, caña de azúcar o caña de Castilla, que al igual que el plátano se pensaba era "cultivo de la tierra" por la manera en que se empezó a producir, las relaciones Tamazula, Xiquilpa y Ichcateupan, así lo registraron.

 

 

Natural de la Nueva España o no, para 1580 la caña había alcanzado mucho interés en los españoles radicados por acá quienes ya habían mandado traer trapiches desde la península Ibérica, el negocio no podía ser mejor porque se aprovechaba toda.

La Relación de Poncitlán y Cuiseo relata que la caña, además de utilizarse para la alimentación, también se utilizaba para la construcción de viviendas en lugares como Cuiseo, poblaciones que trabajaban el carrizo para techumbres y petates.

 

 

Para hacer casas se utilizaba la caña, pencas de maguey, mecate y como dice la relación "paja que llaman zacatl", es decir, la caña se incorporó al trabajo tradicional de los carrizales y después, ya entrado el siglo XVII se extendió a la industria del aguardiente.

El llamado “chinguirito” (un tipo de aguardiente) se comenzó a producir en diversas poblaciones nativas gracias a la introducción de destiladores árabes y filipinos, para ese momento el uso de trapiches también se empezó a regular con el crecimiento de los ingenios azucareros.

 

 

La caña entró originalmente por Veracruz, estado que sigue siendo el principal productor nacional con un 38%, seguido de Jalisco donde también se ha sembrado desde siempre, pero en general se cultiva en 22 entidades federativas.

Actualmente en México se cultivan 4 variedades, criolla, cristalina, violeta y veteada. La caña de azúcar está considerada como una de las fuentes energéticas más económicas y uno de los cultivos con mayor capacidad para convertir la energía solar en biomasa.

 

Ligres, las cuatro nuevas bendiciones del zoológico de Chihuahua
MXCity
Cuatro ligres, los felinos más imponentes, preciosos y grandes del mundo, han nacido en el Zoológico de Chihuahua.

Foto destacada: Heraldo de Chihuahua

Las bendiciones Ligres son enormes chihuahuenses que vivirán en Tamaulipas.

 

. . .

 

Buena noticia para los amantes de los grandes felinos, ya que han nacido cuatro crías de ligre en el zoológico de Aldama, Chihuahua. Los nuevos inquilinos del zoológico serán trasladarlos a Tamaulipas, ya que representa un costo elevado tener a las crías? es cierto, primero que todo?

 

¿Qué es un ligre?

 

 

Los ligres son la descendencia híbrida de un león macho y una tigresa; es decir, sus padres son del mismo género pero de diferentes especies. Se distinguen tigón, el felino más grande de todos los felinos existentes conocidos.

A lis ligres, como a los otros gatos gigantes, les gusta nadar, son muy sociables como los leones y suelen crecer más que las especies parentales.

 

¿Cuál es la historia de los Ligres?

 

 

A principios del siglo XIX en la India, el naturalista francés Étienne Geoffroy Saint-Hilaire, hizo una placa a color de la descendencia de un león y un tigre. El acrónimo “ligre” fue acuñado en la década de 1930 y el de Ligresa se utiliza para referirse a una mujer ligre.

En 1935, se criaron cuatro ligres de dos camadas en los Jardines Zoológicos de Bloemfontein , Sudáfrica. Tres de ellos, un macho y dos hembras, todavía vivían en 1953. El macho pesaba 340 kg y medía 45 cm, más alto que un león macho adulto en el hombro.

 

 

El ligre tiene un tenue patrón de rayas similar al de un tigre sobre un fondo leonado. Puede heredar rosetas del padre león, marcas negras, marrón oscuro o arenosas. El color de fondo puede ser correspondientemente leonado, arenoso o dorado.

Los cachorros nacidos en Chihuahua son hijos de la tigresa "Asia", de ocho años, y de "Greñas", un león africano de seis años de edad, quien que fue separado de la hembra para seguridad de las crías que nacieron el 24 de mayo.

 

 

El aspecto de estos felinos es como de un león con algunas rayas de tigre, mientras que su pelaje es entre el naranja y el amarillo. Las crías padecen gigantismo, pues llegan a medir hasta cuatro metros de largo y a pesar hasta 500 kilogramos. Al igual que los leones, los ‘ligres’ machos desarrollan melena.

Alberto Hernández, director del zoológico de Aldama, informó que los ligres permanecerán con su madre por tres semanas, y luego se irán adaptando a la comunidad.

 

 

Como datos curioso, los tigres blancos se han cruzado con leones para producir ligas “blancas” (en realidad doradas pálidas). En teoría, los tigres blancos podrían cruzarse con leones blancos para producir ligres blancos, muy pálidos o incluso sin rayas.

Pero no hay ligres negros. Como los tigres azules o malteses, ya no existen, los ligres grises o azules son extremadamente improbables. No es imposible que un ligre sea blanco, pero es muy raro. Los primeros ligres blancos conocidos nacieron en diciembre de 2013 en Myrtle Beach Safari en Myrtle Beach, Carolina del Sur, nacidos de león macho blanco y una tigre hembra blanca.

Si deseas ver otros felinos del zoológico, aquí tienes los datos:

 

 

Zoológico de Chihuahua

Dónde: Las Moras, Aldama, Chihuahua, a 20 minutos de la capital.

Cuando: lunes a domingo de 08:00 a 19:00

Cuánto: $60 pesos.

Hotel Sin Nombre: minimalismo mediterráneo, cultura y tradición oaxaqueña
MXCity
El Hotel Sin Nombre fue creado por artistas, arquitectos y artesanos de Oaxaca quienes dejaron un sitio sin marcas pero con mucho mezcal.

Foto destacada: The Spaces

El Hotel sin nombre dedicó 4 años al rediseño de una casa del siglo XVII en Oaxaca.

 

. . .

 

Se trata de una propiedad del arquitecto João Boto Caeiro y la artista Elliott Coon quienes crearon el Hotel Sin Nombre, de 24 habitaciones es una hábil mezcla de interiores sobrios y audaces florituras que reflejan los principios fundamentales de Gem & Bolt; la marca de mezcal artesanal que cofundó la artista.

El ingrediente que define el espíritu del Hotel Sin Nombre es la damiana, un arbusto nativo de la familia de la menta, ya que está diseñado para actuar como un antidepresivo natural, un baño de dulzura y hasta un afrodisíaco.

 

 

Boto Caeiro restauró esta fachada del siglo XVII, donde sobresale el patio central coronado con una cúpula que permite que entre la luz natural. Entre cactus en macetas, este precioso patio cuenta con asientos preciosos encima de una alfombra de lana oaxaqueña adornada con racimos de almohadas cosidas a mano.

En este patio los huéspedes disfrutan de desayunos, cócteles, exposiciones rotativas y actuaciones en vivo de músicos locales. También hay una biblioteca secreta con una selección de libros antiguos, y las interpretaciones recetarios vegetarianos de la gastronomía oaxaqueña.

 

 

El sitio destaca por sus paredes blancas y camas con plataforma de madera diseñadas por Coon. Las mantas son hechas a mano y bordadas por un colectivo de artesanos locales, así como los champús, acondicionadores y jabones locales en una botella de vidrio ámbar.

 

 

El Hotel Sin Nombre tiene un carácter discreto, pero tardaron más de cuatro años en reconstruir la estructura antigua, mantener la esencia original de los materiales tradicionales como arcilla, ladrillos hechos a mano, piedra caliza y madera.

La fachada está cubierta con pintura de tierra, y una azotea verde que hace deslumbrar el espacio con la biosfera de especies endémicas oaxaqueñas que atraen a las aves, mariposas, libélulas y más.

 

 

La pintura blanca fresca enfatiza las columnas y los arcos históricos, es el sello del edificio, además de la piscina de la azotea desde donde es posible disfrutar del atardecer en la cercana iglesia de Santo Domingo.

 o acurrucarse en el apartado rincón de lectura y escritura del hotel. En la planta baja, en Restaurante Sin Nombre, se sirven platos veganos y orgánicos según disponibilidad de temporada.

 

 

Hotel Sin Nombre, Oaxaca

Dónde: 20 de Noviembre 208, Centro, Oaxaca.

Cuando: todo el año

Cuánto: desde $3 000 pesos

x