Gastronomía
5 lugares de CDMX con los mejores retos de comida
Mariana Gaxiola
En ocasiones el premio es un viaje, un cupón que dura muchos meses, la cuenta gratis o simplemente una fotografía en el restaurante, pero lograr terminarse uno de estos platillos le demuestra a todos de qué están hechos los chilangos.

En esta ciudad existe todo tipo de personas, pero hoy queremos dedicarle este artículo a los más aventureros en cuanto a comida se refiere. Estamos hablando de los retos de comida, esos que varios restaurantes de la Ciudad de México tienen para premiar a sus comensales si logran acabarse uno de los platillos más famosos en la carta del establecimiento.

Por lo general, suelen ser platillos grandes, enchilosos y con mucho pan; elementos que le vuelven complicado al aventurero su camino para lograr terminarse toda la comida. Pero si tú eres de los que no les da pena decir que tienen la boca grande, te recomendamos que te des una vuelta por estos lugares para probar tu habilidad de tragar con rapidez con los mejores retos de comida.

En ocasiones el premio es un viaje, un cupón que dura muchos meses, la cuenta gratis o simplemente una fotografía en el restaurante, pero lograr terminarse uno de estos platillos le demuestra a todos de qué están hechos los chilangos.

 

1.Burger Bar Joint

Av. Universidad #1038 Local J-08, Benito Juárez.

Este lugar tiene una salsa picosa cuya recete es secreta. El reto aquí es comerse la hamburguesa más picosa, unas papas y un litro de cerveza. De primera instancia, suena como un platillo que tú ordenarías y que fácilmente podrías acabarte. Pero el verdadero desafío está en devorar todo en solamente dos minutos.

 

2.Los Milanesos

Entre Av. Toluca y Glaciar, Olivar de los Padres. 

Inició como un puesto de tacos, pero lo que realmente destacó de este lugar es que las milanesas se sirven en forma de tacos y no son nada pequeños. El reto aquí es comerse más de 12 tacos, y aunque no hay tiempo para hacerlo no se ha podido romper el récord desde hace tres años.

 

3.Los burritos norteños

Transmisiones (Prolongación Canal de Miramontes), Tlalpan.

Se trata de un puesto que se dedica a vender burros con sabor norteño, ya que la carne está envuelta en las tortillas de harina que caracterizan a los estados del norte del país. Puedes pedir burros desde 20 cm de largo, pero aquí el reto es terminarse el que mide un metro y cinco refrescos en menos de una hora.

 

4.Wings Army

Calle Hamburgo 37, Cuauhtémoc, Juárez.

Restaurante de alitas conocido por su Reto Explosión. Debes de acabarte 40 alitas bañadas con dos de las salsas más picosas de la casa y unas papas a la francesa. Si logras terminar en 45 minutos serás uno de los 5 que ha obtenido el reconocimiento.

 

5. El Cuadrilátero

 Luis Moya 73, Ejido del Centro.

No es un puesto de tortas común, es un lugar emblemático del Centro de la CDMX cuyo platillo más famoso tiene un peso de 1.3 kg. Entre los ingredientes se encuentran huevos, pollo, tocino, bistec y chorizo. Si tardas más de 15 minutos en acabártela debes pagar $150. 

Breve historia cultural de la Charanda, bebida tradicional 100% mexicana
MXCity
La Charanda es la bebida alcohólica deliciosa parece al ron pero más brava, michoacana y con denominación de origen.

Charanda es una bebida tradicional mexicana con denominación de origen.

 

La Charanda es una bebida que está dentro de las 16 denominaciones de origen que México tiene en productos, técnicas o ingredientes que se dan en una zona específica del país. Esta bebida es originaria de la región de Uruapan, Michoacán, y su sabor es tan épico como el del ron, ya que se extrae de la fermentación de la caña de azúcar, su color es hermoso y su efecto es maravilloso.

Hay varios factores que hacen que el suelo de Uruapan le dé un sabor característico a la caña de azúcar con la que se produce la charanda, ya que esa zona y los 16 municipios que componen la región: Ario, Cotija, Gabriel Zamora, N. Parangaricutiro, Nuevo Urecho, Peribán, Los Reyes, S. Escalante, Tacámbaro, Tancítaro, Tangancícuaro, Taretán, Tocumbo, Turicato, Uruapan y Ziracuarétiro.

 

 

Debido a que estos sitios tienen una altura de 1600 a 3800 metros sobre el nivel del mar y se caracteriza por tener una gran cantidad de volcanes extintos, haciendo que el contenido de azúcar de los cultivos a esta altura sea mayor que los situados más cerca del nivel del mar.

La charanda se ha producido de manera artesanal desde 1857, según datos de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural. Su nombre se desprende del cerro La Charanda, que se encuentra en Uruapan, y que en purépecha significa “tierra colorada”. El proceso de la producción de esta bebida es similar al de otros rones y aguardientes, que provienen de la fermentación y destilación de la caña de azúcar.

 

 

 

Para elaborarla se utiliza el jugo de la caña o sus derivados como el melado, piloncillo o melaza. Pasa por dos destilaciones que la dejan en un porcentaje de entre 50 a 55 grados de alcohol, tiene mayor cantidad de azúcar, sacarosa y hierro, lo cual se traduce en un sabor más dulce y aromático; con tono ámbar debido a las barricas en las que se reposa son de roble o encino.

En un manuscrito de 1781 que se localiza en la Biblioteca Nacional de Madrid, llamado Memoria sobre las bebidas de la Nueva España, de Francisco Leandro de Viana, conde de Tepa, se describen los efectos y sus gravámenes excesivos, e incluso peyorativos del chinguirito; en cambio le gustó el pulque como bebida saludable. Por cierto, como dato curioso este personaje fue propietario de haciendas productoras de pulque, puesto que se había casado con la dueña de varias, por lo que se le reconocía como uno de los principales pulqueros del virreinato

 

 

Durante el período virreinal estuvo legalmente prohibido hacer el chinguirito, el padre de la charanda, porque competía de forma ilegal con el aguardiente traído de España, en particular del aguardiente catalán. Fermentar pulque sí estaba permitida pero se cobraba un impuesto por su elaboración.

A pesar de la prohibición algunos pobladores no se dejaron amedrentar por los colonizadores, así que siguieron produciendo vino, el aguardiente y otras bebidas regionales fuertes; eso explica por qué en Sonora, Chihuahua, Coahuila, y claro en Michoacán se siguió con la tradición de la producción de bebidas y que ahora se tenga a la Charanda como un producto con denominación de origen.

 

 

 

Los charanderos michoacanos aseguran que su producto no enfrentará crisis como la del tequila, porque los ciclos de producción de la caña son muy distintos a los del agave azul. Mientras que un agave tiene que madurar por siete u ocho años para estar listo para producir tequila, la charanda puede tener hasta dos zafras al año.

Como es un producto artesanal y sobre todo de consumo local, no tiene grandes flujos de la demanda en el mercado, muy a pesar de que es un producto que poco a poco ha trascendido fronteras por la originalidad de las marcas actuales, diseñadas con elementos mercadológicos que han catalizado la demanda en países donde la población inmigrante tiene raíces michoacanas.

 

 

 

La charanda se toma y se puede mezclar igual que un ron, pero tiene la ventaja de poder mezclarse con jugos, aguas frescas, refrescos embotellados y con otros licores. Además de ser un gran acompañante de carnes.

Se dice que la charanda tiene la particularidad de dejar en la garganta ese rastro de bravura y la invitación para degustarla hasta el último trago.

Arango, cocina mexicana con una vista hermosa al Monumento a la Revolución
MXCity
Arango ofrece una cocina mexicana con técnicas tradicionales en una terraza con la mejor vista al Monumento a la Revolución.

Arango, es el restaurante que revoluciona la cocina mexicana.

 

La gran experiencia del chef Alejandro Cuatepotzo lo animó a diseñar el menú de cocina mexicana de Arango. Esto después de haber trabajado con reconocidos chefs como Enrique Olvera de Pujol y con Martha Ortiz de Dulce Patria, dejando el legado en cada uno de los platillos. No obstante, Cuatepotzo ha conseguido destacarse por sí mismo y llevar la batuta de Arango, Cocina de Raíces.

Arango es una terraza ubicada frente al Monumento a la Revolución, que además tiene una de las vistas más imponentes de la Ciudad de México ya que se montó en lo que alguna vez fue la azotea del edificio. El restaurante le hace honor a José Doroteo Arango Arámbula, mejor conocido como Pancho Villa uno de los jefes de la Revolución mexicana, comandante de la División del Norte y caudillo del estado norteño de Chihuahua,

 

 

Este espacio está dedicado a México, y tanto la comida como la decoración y ubicación están pensadas para no perder detalles. Desde la ventana se aprecia el monumento a la Revolución y de lado derecho hay un extenso mural con la cara del héroe de la Revolución, creado por el artista Carlos Segovia. Con techos altos y una vista privilegiada, el restaurante da la impresión de haber salido de una película de los años 20.

La comida que ofrece Arango en su menú está a la altura de la tradición mexicana, cuyos ingredientes son locales y las recetas tradicionales de varios estados de México, como Yucatán o Puebla, de donde el chef Cuatepotzo es originario. Muchos de sus platillos toman inspiración de las viejas cantinas de la ciudad y utiliza mucho maíz, frijol y chile. Los platillos son visualmente estéticos y los sabores inesperados se manifiestan en cada bocado.

 

 

 

El tribilín, un platillo clásico de la cantinas mexicanas, es uno de los platillos más representativo del menú; es la mezcla de carne de res y camarón, complementada con una mayonesa de chipotle con médula y malanga. Para los de paladar aventurero, está el pinto de camote con barbacoa de lengua de res, que deshace en la boca como mantequilla.

Entre los platillos tradicionales se encuentra el rack de cordero con mole y plátano fermentado, una pequeña probada del origen poblano del chef. La ensalada de betabeles y palmitos tiene pinta de sencilla, pero con el puré de colinabo, un cremoso de queso y la vinagreta de avellana, este platillo es una de las mejores cartas para comenzar el juego.

 

 

 

Comer tacos de pierna de cordero estilo árabes con salsa de chipotle, admirando la belleza del restaurante, sobre todo cuando es la puesta del sol, es una impresión que te quedará para toda la vida. Su terraza lo vuelve un restaurante ideal para una primera cita, una junta de trabajo o una noche de tragos con amigos.

El postre Loreto y Guadalupe, chocolate salado, cacao garapiñado, esfera de chocolate rellena de espuma de frutos rojos ahumados, es genial.  El diseño art deco del restaurante y a una paleta de tonos grises, verdes y cafés que destacan en sillas y mesas que invitan a quedarse por una larga sobremesa.

 

 

 

Además es un sitio instagrameable a todo lo que da. Puedes tomar fotos de la Plaza de la República, esta novedosa zona de entretenimiento, gracias a la reapertura del Frontón México, donde ahora también opera un restaurante y casino, al tiempo de servir como foro de conciertos y festivales artísticos dirigidos a un público juvenil, y restaurantes que capitalizan la espectacular panorámica del Monumento a la Revolución; y al caer la noche tendrás la foto más genial desde Arango Cocina con Raíces.

El Restaurante Arango que tiene mucho para ofrecer, un excelente sazón, deliciosos moles, adobos y salsas al mejor estilo de un poblano, y también hay cortes de carne de lengua, cachete o suadero, que puedes degustar al estilo de un gourmet. No lo pienses más y visita este genial restraurante.

 

 

Restaurante Terraza Arango

Dónde: De La República 157, Tabacalera

Cuándo: lunes a domingo de 13:00 a 23:00

Cuánto: $500–$900

Sitio web // Facebook

Fotos de Food and Travel

15 restaurantes para apreciar las bellas jacarandas de la ciudad
MXCity
Estos lugares son ideales para ver una ciudad llena del júbilo que le pone el color de las preciosas jacarandas.

Estos restaurantes son el punto indicado para ver jacarandas.

 

Se dice que fue un jardinero japonés, Tatsugoro Matsumoto quién trajo de Tokio a la  Ciudad de México un par de jacarandas en 1896. Después de varios años en este país y su cercanía con los más poderosos de la ciudad en la colonia Roma, recomendó al presidente Álvaro Obregón plantar en las avenidas de la ciudad de México árboles de jacaranda que Tatsugoro había introducido desde Brasil y reprodujo con éxito en sus viveros de la ciudad.

El clima de la Ciudad ayudó a que el árbol de jacaranda tuviera éxito, y Matsumoto el resultado es lo que podemos ver cada año en la Ciudad, gracias a este japonés que nunca regresó a su país natal, y vivió en la Ciudad de México hasta 1955, año en el que murió a los 94 años de edad.

Gracias a esto podemos ver jacarandas por toda la ciudad, y aquí te dejamos estos restaurantes desde donde es posible contemplar este hermoso espectáculo de jacarandas en CDMX.

 

Barrio Alameda

Doctor Mora 9, Centro Histórico.

 

 

Con la recuperación de este espacio arquitectónico con estructura art decó, este centro comercial y cultural ofrece un espacio donde conviven algunas de las propuestas artísticas, culturales y gastronómicas más atractivas de la ciudad. Barrio Alameda es un sitio clave en la vida del Centro Histórico, pues se encarga de difundir un sentido de comunidad entre los vecinos, trabajadores y familias de la zona; además de trabajar como un laboratorio de ideas para compartir, desde donde puedes ver hermosas jacarandas en su terraza.

Cuándo: Lunes a miércoles de 13:00 a 0:00 horas, jueves a sábado de 13:30 a 1:00, domingo de 13:30 a 23:00.

Sitio web

 

Cervecería del barrio

Juárez 64, colonia Centro.

 

 

Es el lugar perfecto para dominguear después de darte una vuelta por el Centro y más si te encantan los mariscos y las cervezas. Un aguachile mixto con habanero y una Margarita Mangonera (tequila, mango, naranja y Cotroy) es las combinación perfecta en este lugar.

Cuándo: Lunes y martes de 13:00 a 02:00 horas, miércoles a sábado de 13:00 a 02:00 horas, domingo 13:00 a 20:00 horas.

Sitio web

 

Pizza Amore

Juárez 64, colonia Centro

 

 

Estas pizzas son todo un clásico en muchos puntos de la ciudad, sobre todo en la Roma-Condesa, pero al Centro llegaron con un concepto innovador llamado Patio Container, que consiste en una instalación de viejos contenedores de transporte que forman este restaurante.

Cuádo: Lunes a miércoles de 9:00 a 12:00, jueves a sábado de 9:00 a 2:00 y domingos de 9:00 a 22:00.

Sitio web

 

La Pescadería

Av. Oaxaca 137, Col.Roma Norte.

 

 

Como esta Pescaderia se ubica a unos pasos del parque España puedes ver todo el color de las jacarandas. Además encontrarás un ambiente relajado con pantallas para disfrutar eventos deportivos y en la terraza disfrutarás de buena música, contando con un DJ que ameniza el ambiente del lugar. Es obvio que cuenta  con un excelente servicio y buenas promociones es el lugar ideal para reunirse con amigos, tomar buenos tragos, pasar una noche excelente y con espectacular comida.

Sitio web

 

Pizzas del Perro Negro

Parque España 3, Roma Nte.

 

 

La carta del Perro Negro ofrece opciones clásicas como: La Hawaiana, la Mexicana y la Ranchera, y también están las creaciones poco comunes y muy recomendables, de la casa: Chilaquiles (pollo, salsa verde, tortilla y cebolla), la Hamburger (boloñesa, cebolla, tomate, pepinillos y papas a la francesa) y la Tennessee BBQ Jack Daniels (pollo, salsa BBQ, cilantro y tocino).  Es un lugar ideal para los amantes del rock.

Sitio web

 

We Love Burgers

Plaza Villa de Madrid 3, colonia Roma.

 

 

Esta hamburguesería es un lugar desde donde puedes mirar las jacarandas. Puedes pedir una increíble Mac & Cheese con papas, camote frito, aros de cebolla, calabaza al grill y (para la dieta) ensalada verde.

Cuándo: lunes a sábado 13:00 a 23:00, domingo de 13:00 a 21:00.

Facebook

 

Chuchito Pérez

Calle de Durango 187, Roma Norte.

 

 

En Chuchito Pérez encontrarás una mezcla de gastronomía oriental y mexicana, sushi y tacos, este es el lugar. Pide una Margacheve mientras disfrutas del color de las jacarandas.

Cuándo: lun-dom:13-2, $$, tc:todas

Sitio web

 

Terraza Hotel Parque México

Av México 133, Hipódromo Condesa.

 

 

 La terraza del Hotel Parque México ofrecen la mejor vista de la Zona Roma-Condesa. El Parque México te ofrece un ambiente relajado y sofisticado donde puedes disfrutar de buena música en vivo, grandes tragos y una comida franco mexicana excepcional. Entre los platillos que más resaltan están los tacos de pato confitado, la sopa de cebolla con chipotles caramelizados, el salmón en salsa de higos y el mousse de chocolate al Controy. Ve a conocer esta terraza y disfruta de una experiencia inolvidable en un lugar con obras de arte mexicano y europeo. 

Sitio web

 

Palmares Azotea 

Durango 216, Roma Nte.

 

 

En Palmares se alberga uno de los mejores ambientes, instalaciones y oferta gastronómica para ir por unos buenos drinks durante el fin de semana. Si vas, te recomendamos que ordenes uno de sus ceviches o los montaditos de jamón serrano. No olvides acompañarlos de la vista hacia las hermosas jacarandas que hay en la calle.

Sitio web

 

The Coffee Factory

Av. Juárez #14 piso 8, Colonia Centro

 

 

Esta gran terraza es la mejor idea para tomar un café y admirar la espectacular vista directa al Palacio de Bellas Artes, y al jardín de las mejores jacarandas en la CDMX; probablemente uno de los sitios mas reconocidos del Centro Histórico, es sin duda el mejor sitio para disfrutar de una bebida caliente.

Facebook

 

Garabatos

Calle Amberes 4, Cuauhtémoc.

 

 

Garabatos llenará tu antojo de pan y café. El volcán de chocolate con un expreso cortado es una delicia, te hará recordar a la abuela mientras miras con nostalgia las jacarandas. Llévate unas galletitas a tu hogar.

Cuándo: lunes a domingo de 7:00 a 22:00

Sitio web

 

Le Pain Quotidien

Avenida Paseo de la Reforma 316, Cuauhtémoc.

 

 

Un brunch con vista a las jacarandas de avenida Reforma, donde puedes pedir chilaquiles con huevos tibios, enchiladas y mucho más, acompañado de un jugo orgánico de manzana.

Cuándo: lunes a viernes de 7:00 a 23:00 y sábados de 8:00 a 23:00, domingos de 8:00 a 22:00

Sitio web

 

Taquería El Califa

Av. Paseo de la Reforma 382, Cuauhtémoc.

 

 

Ahora que los tacos al pastor han sido declarados como el mejor platillo del mundo, no puedes dejar pasar darte el lujo de tacos al pastos, un chicharrón de queso y quesito fundido, guacamole y lo típico de cualquier taquería.

Cuándo: lunes a domingo de 13:00 a 4:00

Sitio web

 

Terraza Cha Cha Cha

De La República 157, Tabacalera.

 

 

Este lugar probablemente puede presumir uno de los puntos para ver atardeceres bellos en la ciudad, más cuando el clima cálido apetece para estar en exteriores, bajo la sombra y con cerveza en mano… y con jacarandas en lontananza. Lánzate a descubrir esta terraza en la ciudad.

Cuándo: lunes a sábado de  13:00 a 1:30

Sitio web

 

Crisanta

Av. Plaza de la República 51, Tabacalera.

 

 

Crisanta te deleitará con su vista al Monumento a la Revolución, ambientada con jazz y funk para acompañar tu cerveza favorita. En este tap room tienen organizadas las cervezas en tres categorías: lagers, ales y de fermentación espontánea; y siempre habrá alguien del personal que pueda asesorarte para que tengas una experiencia de 10.

Cuándo: lunes a miércoles de 9:00 a 23:00 y jueves y sábado de 9:00 a 2:00

Sitio web

La deliciosa feria de la nieve regresa a Xochimilco
Redacción
Podrás degustar desde los sabores tradicionales hasta los más exóticos, dentro de un marco festivo y cultural propio de la región.

La feria de la nieve en Xochimilco es el pretexto ideal para salir de casa sin necesidad de abandonar la capital.

 

 xochimilco

 

Es bastante normal que hoy en día uno decida visitar lugares al aire libre dentro de la Ciudad de México debido a las olas de calor. En la capital existen lugares refrescantes para estos días de calor. Lugares como por ejemplo, Xochimilco, que hoy se encuentra ofreciendo las más deliciosas nieves que podrás probar en la capital. Se trata de nada menos que la feria de la nieve en Santiago Tulyehualco, Xochimilco.

La historia de la nieve en México tiene dos posibles invenciones: una dice que comenzó en la época colonial, y que fue un aperitivo traído por los italianos. Aparentemente se elaboraba de manera artesanal en garrafas de madera con ingredientes naturales, y se batía con una pequeña pala hasta lograr la consistencia deseada. Sin embargo, la tradición local de Xochimilco cuenta que antes de la conquista española, los xochimilcas la bajaban del volcán Popocatépetl transportándola en sacos. Su sentido era meramente religioso, ya que era especialmente para sacerdotes y gobernantes. La nieve extraída de lo más alto lo endulzaban con miel de tuna y miel de maguey, y se depositaban en vasijas de barro para trueque en el mercado de Tlatelolco. Nosotros nos quedamos con esta última versión pues hoy en día la nieve es uno de las golosinas más mexicanas. 

En la actualidad existen desde las formas más modernas e industrializadas de prepararla (enfriadores, congeladores y batidoras eléctricas), hasta los que aún conservan la antigua manera artesanal de preparación en cubetas de madera o de estaño, una puesta sobre otra y batiéndola a mano.

 

 

 

La feria de la nieve en Xochimilco es justamente un buen pretexto para acercarnos a sus procesos de elaboración, sus leyendas y por supuesto saborearnos las más deliciosas. Se trata de una de las ferias más antiguas y tradicionales de la Ciudad de México (se dice que data de 1529, una celebración crecida por Fray Martín de Valencia).

Aquí podrás disfrutar de todo tipo de sabores de nieves, desde las tradicionales de limón, fresa, chocolate, vainilla, queso, mamey, café, etc, hasta los sabores más exóticos y mexicanos por excelencia, como las improbables nieves de nopal, chicharrón, mole, aguacate, mazapán, tequila,  mezcal, y chocolate con vino. También podrás encontrar nieves medicinales, como son las de anís, hierbabuena y canela, o las suculentas de ostión y camarón. Por supuesto encontrarás más de una nieve mixeada, como es el caso de la beso de ángel, o la flotante de frozen. Todos estos sabores se encontraran dentro de las cuatro categorías que manejara el evento los cuales son: Frutales, Cereales, Amorosos y Marinos.

 

feria de la nieve xochimilco

 

Como un grandioso complemento a esta celebración, ya de por sí cargada de cultura, a la festividad se unen más de 300 artesanos de la región que se encuentran ofreciendo sus trabajos, así como productores de dulces. También se colocan puestos de antojitos mexicanos para quienes gustan de comer en la región. Y, como todo ritual mexicano, los bailes folclóricos engalana este fin de semana y un puñado más de actividades culturales diversas.

La feria de la nieve se encontrará disponible hasta el domingo 22 de abril en el poblado de Santiago Tulyehualco, en la delegación Xochimilco.

 

 

Feria de la nieve en Xochimilco

Dirección: Plaza Quirino Mendoza y Cortes, Santiago Tulyehualco, Delegación Xochimilco

Cuándo: del 13 al 22 de abril

Horarios: 8:00 a 00:00 hrs.

Entrada Libre.

 

/ Fotografía principal: Garuyo