Arte y Cultura
22 fascinantes exposiciones para ver durante agosto en la CDMX
MXCity
La CDMX es una de las grandes capitales artísticas del mundo y su oferta de exposiciones es de las más elaboradas y reconocidas.

La CDMX es una de las grandes capitales artísticas del mundo y su oferta de exposiciones es de las más elaboradas y reconocidas.

 

Lo cierto es que pocas cosas despiertan la sensibilidad, la creatividad e incluso la crítica como el arte. Se trata de una de las expresiones humanas más magníficas, que se vale de distintas técnicas, materiales y medios para estimular las entrañas de todos aquellos que celebran esta clase de creaciones tan subjetivas. Es pertinente aseverar que el arte es un aspecto coetáneo al ser humano. Difícilmente uno podría existir sin el otro, y es que esta bellísima simbiosis brinda un sentido trascendente al ser, que no se podría encontrar en cualquier otra característica propia del hemisferio derecho del cerebro.

El arte se constituye como parte esencial de la cotidianeidad de una sociedad. Y en el caso específico de la Ciudad de México, fue desde finales del siglo XVIII cuando comenzaron a erigirse los recintos museísticos. Los de esta urbe no son nada parecidos a los de otras latitudes del mundo. Alrededor de nuestra fascinante capital convergen museos clásicos, coloniales, históricos, modernos, fotográficos, filosóficos, prehispánicos, arquitectónicos, entre otros.

La realidad es que las exposiciones que se exhiben en la capital de los museos, nuestra CDMX, son profusas. Y como lo hacemos cada mes, hoy presentamos un listado con las mejores muestras que podrás hallar en la metrópoli y que estarán disponibles todo este mes que pinta increíble:

 

Sinestesia Olfativa

Museo del Perfume

 

 

La exhibición se presenta como una propuesta interdisciplinaria en la cual se desarrollaron diversos acercamientos, desde las prácticas artísticas contemporáneas, en torno al fenómeno sinestésico: la respuesta de dos o más sentidos ante un mismo estímulo. Los objetos que conforman este proyecto invitan a la interacción, a descubrir asociaciones mentales y recuerdos personales, imágenes fijas o en movimiento que permiten que el recorrido sea una experiencia vívida para los visitantes.

Dónde: MUPE, Museo del Perfume

Dirección: Calle de Tacuba 12, Centro Histórico.

Cuándo: 25 de julio

A partir de Julio, martes a jueves de 10:00 a 18:00, viernes a domingo de 10:00 – 20:00. Previa reservación.

Cuánto: $70 general, estudiantes y profesores $45

Sitio web // Facebook

 

 

Zapata Vivo a través de la gráfica contemporánea

Museo de la Estampa

 

 

A 100 años de la muerte de El Caudillo del sur, la Secretaría de Cultura y el Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura, a través del Museo Nacional de la Estampa (Munae), exhibirá Zapata vivo a través de la gráfica contemporánea, un acercamiento a la producción de nuevos exponentes del grabado, en diálogo con creadores de la primera y segunda mitad del siglo XX. 

Los temas que aborda esta exposición son la igualdad y la inclusión; las representaciones de Zapata en el espacio urbano; las mil caras de Zapata que narran cómo este líder representa a un sinnúmero de personas en un país tan plural como México; Zapata en la gráfica de la primera mitad del siglo XX; la imagen de Zapata en luchas más recientes; Zapata en la gráfica experimental y en el grabado menos tóxico, esta última como técnica en favor de la defensa y cuidado del ambiente.

Dónde: Av. Hidalgo 39, Centro Histórico de la Cdad. de México, Guerrero

Cuándo: 3 de agosto 2019

 

 

Jan Hendrix, Tierra Firme

MUAC

 

 

Se trata de una mirada profunda hacia la obra producida desde 1975, año en que Hendrix llega a México, a través de una beca del Ministerio de Cultura Holandés para trabajar con el paisaje mexicano. Tres años después, hace de éste su residencia permanente.

Los curadores de la muestra, Cuauhtémoc Medina y Maco Sánchez Blanco, nos conducen por los vasos comunicantes entre la cultura visual y literaria de México y Holanda, a la que Hendrix ha dado forma; y que es justo tema sobre el que se centra su obra, además de esa inspiración inagotable entre viajero y naturalista que plasma en su experimentación gráfica.

Dónde: MUAC

Dirección: Insurgentes 3000, C.U., 04510 Ciudad de México

Cuándo: 5 de mayo al 22 de septiembre 2019

Web

 

 

Rostros amigos, Rostros huachinango

Museo de la Ciudad de México

 

 

Rostros amigos, rostros Huachinango es una exposición autogestiva organizada por el Taller Huachinango que busca reflexionar sobre la vigencia del dibujo en la práctica contemporánea a través de 62 autorretratos hechos por 62 artistas.

Dónde: Pino Suárez 30 Col. Centro (Área 6), Cuauhtémoc, México.

Cuándo: hasta 11 de agosto, de martes a domingo, 10:00 – 18:00 hrs.

Cuánto: $34.00 50% de descuento a estudiantes, maestros e INAPAM, con credencial. Miércoles entrada libre.

 

 

Vogue Like a Painting

Museo Franz Mayer

 

 

Las huellas de la obra de Constable, Zuloaga y Sorolla, están presentes en las piezas que se muestran en este espectáculo, que combina los nombres más destacados de la fotografía clásica con el talento de las nuevas generaciones, como Irving Penn, Annie Leibovitz, Tim Walker, Paolo. Roversi, Steven Klein, David Sims, Erwin Olaf, Michael Thompson, Mario Testino y Peter Lindbergh, por nombrar algunos; en una exposición para los amantes de la moda, la cultura y su belleza en sus diversas formas, entonces no te debes perder.

Dónde: Av. Hidalgo 45, Centro Histórico de la Cdad. de México, Guerrero

Cuándo: hasta el 15 de septiembre

Cuánto: $60

 

 

Escenas de pudor y liviandad

Museo del Estanquillo

 

 

Unas eran famosas por su belleza, otras por su arte dramático que arrancaba lágrimas y otra por su manera de cantar los cuplés. Los ojos irónicos de Carlos Monsiváis se posaron largamente en estas tarjetas. Extrajo, de ellas, significados, interpretaciones, actitudes y la ideología de una época. Vio que estas mujeres eran el inicio de la liberación femenina; diosas de una religión que nadie se tomará la molestia de inventar; representantes de una pequeña industria de fotógrafos, maquillistas y decoradores; exiliadas de los hogares católicos; rostros que van de la alegría a la tragedia; y, sobre todo, símbolo de los beneficios de una época.

Dónde: Isabel la Católica 26, Esquina con Av. Madero Col. Centro (Área 1),

Cuándo: hasta 15 de septiembre de 2019, miércoles, viernes, sábado y domingo , 10:00 – 18:00 hrs.

Entrada libre

 

 

Los Huecos del Agua

Museo Universitario del Chopo

 

 

Esta exposición muestra la necesidad de abordar una geografía en toda su diversidad y desde todos sus resquicios. Desde la vastedad de sus bagajes y sus planteamientos estéticos y conceptuales, donde se enuncia el reclamo por la castellanización forzada, la destrucción ambiental por la concesión de su territorio por parte del Estado, la anulación de su autonomía o la violencia racista a la que han sido sujetos.

Dónde: Dr. Enrique Gonzalez Martínez 10, Santa María a Rivera.

Cuándo: hasta 22 de septiembre, miércoles a domingo, 11:30 a 19:00 hrs.

Cuánto: $30 general;  $15 estudiantes, maestros, UNAM e INAPAM con credencial vigente Miércoles entrada libre a exposiciones.

 

 

Tiempo de labor, juego y ocio

Museo Nacional de San Carlos

 

 

A través de las obras que integran la muestra, es posible adentrarnos en escenas que conforman una crónica visual e íntima del devenir de las sociedades, momentos que, a pesar del tiempo transcurrido, pueden resultarnos familiares y cercanos. En testimonios históricos que, a manera de crónica, nos hablan y sumergen en los íntimos detalles de esta parte de la vida del ser humano en sociedad. Admira obras de artistas como Charles Michel, Pierre Ribera, Eduardo Chicharro, Jean Béraud y Thomas Lawrence.

Dónde: Puente de Alvarado 50, Tabacalera, Cuauhtémoc.

Cuándo: hasta el 22 de septiembre 2019, martes a domingo de 10:00 a 18:00 hrs.

Cuánto: general de $50.

Entrada gratuita con credencial INAPAM o de estudiante, niños menores a 13 años y los domingos.

 

 

Ra’a yachí kanú. El señor jícara grande

Museo Nacional de Culturas Populares

 

 

Compuesta por una serie de jícaras bellamente decoradas con elementos florales y representaciones de animales en peligro de extinción, la muestra aborda la problemática de la explotación comercial descontrolada de la flora y la fauna en los territorios de las comunidades indígenas. La acompañan una serie de grabados en metal sobre papel que ahondan sobre la misma temática.

Dónde: Avenida Hidalgo 289, Esquina con Allende Col. Del Carmen, Coyoacán.

Cuándo: hasta 22 de septiembre de 2019, de martes a jueves , 10:00 – 18:00 hrs y de viernes a domingo , 10:00 – 20:00 hrs.

Cuánto: $15.00 Entrada general. Domingos entrada libre.

 

 

Toledo Ve

Museo Nacional de Culturas Populares

 

Fotografía: El Universal

 

Esta exposición individual de Francisco Toledo que reúne más de 600 piezas entre bocetos, prototipos, modelos y objetos intervenidos, así como creaciones múltiples y únicas. La muestra Toledo ve, se adentrará en el universo creativo del artista y conocerá diversas etapas de producción de la amplia gama de bienes funcionales que ha diseñado en varias décadas que han diluido los límites de diversos campos del conocimiento y la creación artística, ha vuelto porosas las fronteras entre las artes visuales, la literatura, el diseño, la artesanía, la arquitectura, el juego, la enseñanza, el activismo social y la ecología.

Dónde: Hidalgo 289, colonia Del Carmen, alcaldía de Coyoacán

Cuándo: hasta 29 de septiembre de 2019, martes a jueves de 10:00 a 18:00 hrs y  viernes a domingo hasta las 20:00 hrs.

Cuánto: $15 pesos de martes a domingo de 10 a 20 horas.

 

 

Dont de David Shrigley

Museo de Arte Carrillo Gil

 

Fotografía: Hoja de Ruta

 

Su obra genera mensajes directos y poderosos mediante frases provocadoras y dibujos inmediatos, quizás más ligados a la línea de la caricatura que al arte culto, siempre a través de gestos irreverentes y de una sencillez contundente, lo mismo como ilustrador de carteles, libros, arte de álbumes y videoclips. Las piezas reunidas en esta exposición establecen un diálogo entre obras tempranas y su práctica reciente, en las que la constante referencia a la vida cotidiana en su discurso es evidente.

Dónde: Av. Revolución 1608, San Ángel.

Cuándo: hasta 29 de septiembre; martes a sábado de 10:00 – 18:00 hrs.

Cuánto: $50 Entrada libre para estudiantes y profesores con credencial vigente, niños menores de 12 años y personas afiliadas al INAPAM.

Domingo, entrada libre

 

 

Lunas del sistema solar: A 50 años del Apolo 11

Casa del Lago UNAM

 

 

Hace 50 años, el 20 de julio de 1969, dos seres humanos pisaron por primera vez una superficie distinta a la de la Tierra. Este momento marcó el inicio de un viaje de exploración que tarde o temprano deberá llevarnos a distintos rincones del Sistema Solar y, tal vez, más allá. Esta exposición muestra distintas facetas de la Luna terrestre, así como lunas de algunos de nuestros planetas vecinos. Todas las imágenes forman parte del archivo de la NASA, la agencia espacial estadounidense que considera una de sus tareas primordiales la difusión de los hallazgos que ha ido reuniendo desde su creación en 1958.

Dónde: Antiguo Bosque de Chapultepec, 1a. Sección Col. San Miguel Chapultepec I.

Cuándo: hasta 29 de septiembre de 2019, sábado de 12:00 – 13:00 hrs.

Entrada libre

 

 

De la A a la Z: Viaje a la Luna

Centro de a Imagen

 

 

De la A a la Z: Viaje a la luna es una exposición de Leandro Katz, artista, escritor y realizador argentino, quien es conocido por sus películas y sus instalaciones fotográficas y esta ocasión da muestra mediante su proyecto visual, de sus inquietudes antropológicas y la relación de los seres humanos con fenómenos espaciales y cómo impactan en la cultura de América Latina. El mural El lado oscuro de la luna, del artista francés Sébastien Girard, se trata de un archivo fotográfico relacionado con las misiones Apolo de la NASA, en el verano de 1966, antes del alunizaje, así como otras imágenes posteriores como la tomada en 1972 de la superficie lunar y sus cráteres, tomadas para la misma misión.

Dónde: Plaza de la Ciudadela 2, Centro Histórico de la Cdad.

Cuándo: miércoles a domingo de 10:00 – 19:00 hrs.

Entrada libre

 

 

Lujos de Nácar

Museo del Templo Mayor

 

 

Las excavaciones del Proyecto Templo Mayor han sacado a la luz una gran cantidad de objetos de concha, muchos de ellos nacarados. En la muestra se explica la riqueza material de una serie de atavíos hechos con ese recurso marino y usados por los mexicas y otras culturas prehispánicas, los cuales los denominaban epnepaniuhqui. Eran objetos del más alto lujo y estaban restringidos a contextos rituales. Su función, según se sabe, era producir en sus portadores un efecto sobrenatural “agradable para los dioses”, a través del tornasol del nácar.

Dónde: Seminario 8 Col. Centro (Área 6).

Cuándo: hasta 29 de septiembre de 2019, de martes a domingo, 09:00 – 17:00 hrs.

Cuánto: $75.00 Entrada general, Entrada libre a menores de 13 años, estudiantes, maestros, personas de la tercera edad, pensionados y jubilados, Entrada libre para nacionales y extranjeros residentes en el país.

 

 

Territorios de la Memoria

Museo de Arte Moderno

 

 

Territorios de la memoria presenta un panorama del periodo 1985-2018, marcado por transiciones en los ámbitos social, cultural y político. Esta exposición procede en el cruce de hechos e interpretaciones, relacionándolos con actores, lugares y situaciones reales. Los temas están expuestos en cuatro territorios que ofrecen diversas lecturas sobre el devenir de nuestra sociedad y su situación actual.

Dónde: Paseo de la Reforma s/n , Esquina con Gandhi.

Cuándo: Hasta 22 de septiembre.

Cuánto: $70.00 Entrada general.

Domingo Entrada libre

 

 

Exposición Wolfgang Paalen

Museo Franz Mayer

 

 

Más allá del Surrealismo lleva a los espectadores en una travesía por las muchas épocas creativas del surrealista austriaco, por medio de 106 piezas de su acervo personal, donado por su viuda Isabel Marín hace más de 10 años. La exposición manifiesta la vida de Wolfgang Paalen (viajes, pensamientos y obsesiones) que lo acompañaron por su proceso artístico: el arte amerindio, la ciencia, la mujer y la técnica del fumage, a través de pinturas, fotografías, publicaciones y documentos personales.

Dónde: Av. Hidalgo 45, Centro Histórico de la Cdad. de México, Guerrero

Cuándo: hasta el 08 de septiembre de martes a domingo de 10:00 a 17:00

Cuánto: General: $60

 

 

World Press Photo 2019

Museo Franz Mayer

 

 

Con increíbles fotos de México, Estados Unidos, Francia, Rusia, Siria, Italia y Portugal, entre otros países, se manifiesta una cruda realidad de temas contemporáneos en una exposición que presenta las fotografías triunfadoras del concurso de fotoperiodismo más prestigioso del mundo. En la actualidad este concurso anual de fotoperiodismo atrae más de 5,000 participantes que envían alrededor de 95,000 fotografías de 125 países.

Dónde: Hidalgo 45, Centro Histórico

Cuándo: hasta el domingo 15 de septiembre

Cuánto: Entrada general: $60

 

 

Apariencia desnuda: Koons y Duchamps

Museo Jumex

 

 

La exposición de estos dos artistas incluye un catálogo publicado por Phaidon y Fundación Jumex, y del curador Massimiliano Gioni: director artístico Edlis Neeson del New Museum de Nueva York y director de la Fundación Trussardi de Milán. Gioni ha organizado numerosas exposiciones internacionales, entre ellas la 55ª Bienal de Venecia, Berlín y ha curado varias exposiciones colectivas de artistas increíbles de todo el mundo. Tendrá una selección de las más reconocidas series de Koons como The New, Banality, Made in Heaven, Celebration, Antiquity y obras como Rabbit, Balloon Dog, Moon, Play-Doh, y Hulk.

 Dónde: Blvd. Miguel de Cervantes Saavedra 303, Col. Granada.

Cuándo: hasta 29 de septiembre de 2019. De martes a domingo de 10:00 a 20:00.

Cuánto: $30 público nacional. Entrada gratuita a menores de 15, estudiantes, profesores, adultos mayores con credencial vigente.

 

 

Atl, fuego, tierra y viento

MUNAL

 

 

Exposición compuesta por 130 piezas, curada por Víctor Rodríguez Rangel. Se trata de la primera exposición dedicada a Gerardo Murillo, mejor conocido como Dr. Atl, en el Museo Nacional de Arte. Destacan las obras que fueron adjudicadas al MUNAL en 2007 procedentes de fondos artísticos y nacionales del INBAL. El conjunto pictórico del Dr. Atl dialoga con artistas como Eugenio Landesio, José María Velasco, Cleofas Almanza, Carlos Rivera, Joaquín Clausell, Francisco Goitia, Luis Nishizawa, Pedro Flores, Mario Almela y Jorge Obregón.

Dónde: Tacuba 8, Centro Histórico, CDMX.

Cuándo: hasta 29 de septiembre de 2019, martes a domingo de 10:00 a 18:00.

Cuánto: $70 general.

 

 

Ai Weiwei

MUAC

 

 

El artista y activista chino Ai Weiwei es un personaje del arte contemporáneo, una figura que constantemente ha criticado al gobierno chino y cuyo arte trasciende por su búsqueda de la libertad como derecho a cuestionarlo todo. Para celebrar 10 años, el Museo Universitario de Arte Contemporáneo de la UNAM presenta un juego de paralelismos entre China y México con la exposición Ai Weiwei. Restablecer memorias. Verás el mayor readymade histórico-político del artista: Salón ancestral de la familia Wang (2015), un templo de madera de la dinastía Ming que registra la destrucción del patrimonio cultural chino bajo la violencia de la revolución, la pérdida de la sociedad rural y la comercialización de antigüedades.

Dónde: Centro Cultural Universitario, Insurgentes Sur 3000,Ciudad Universitaria

Cuándo: Hasta 06 de octubre de 2019

Cuánto: $40

 

 

Los Senderistas de Rashid Johnson

Museo Tamayo

 

 

Los Senderistas se presenta una selección de pintura que tiene como eje principal la representación de la ansiedad, que comenzó como una catarsis personal de la ansiedad y progresó a ser una representación de la ansiedad colectiva. En el patio del museo, la enorme escultura llamada The Crisis es habitada por plantas, libros y esculturas de manteca de karité que estudia la apropiación de movimientos históricos anteriores como el minimalismo.

Donde: Av. Paseo de la Reforma 51, Bosque de Chapultepec, Bosque de Chapultepec I Secc

Cuándo: hasta el 10 de noviembre 2019

Cuánto: $70 pesos

 

 

Färg. El racionalismo espontáneo de Waldemar Sjölander

Museo de Arte Carrillo Gil

 

 

Para Waldemar Sjölander su mayor obsesión era el color; de ahí Färg, palabra que encabeza el título de esta muestra. Sjölander, quien se formó como acuarelista en su natal Suecia, inconforme con la sobria inspiración tonal que le ofrecían los matices de las tierras nórdicas, decide emprender la utópica búsqueda del color en América.

Dónde: Av. Revolución 1608, San Angel.

Cuándo: hasta 10 de noviembre de 2019, martes a domingo de 10:00 a 18:00.

Cuánto: $50. Entrada libre los domingos.

 

 

Pablo O’Higgins. Oficio gráfico

Museo Dolores Olmedo

 

 

Treinta litografías de Pablo O´Higgins integran la Colección del Museo Dolores Olmedo que nos permite conocer algunos de los temas que ocuparon la mente del artista. Los desposeídos, los olvidados, los amigos, el trabajo urbano y rural, el paisaje mexicano e incluso María, su esposa, aparecen retratados en estas litografías que, por azares del destino, permanecieron en el anonimato de una biblioteca por más de ocho años. La exposición cuenta con un espacio lúdico que recrea el proceso creativo del artista, y en el cual los visitantes podrán crear su propia obra y aprender aspectos técnicos del oficio de grabador.

Dónde: Av. México 5843 Col. La Noria, C.P. 16030, Deleg. Xochimilco México.

Cuándo: hasta 16 de diciembre de 2019, de martes a domingo, 10:00 – 18:00 hrs.

Cuánto: $20.00 donativo general, $10.00 estudiantes y maestros.

 Entrada libre Los martes

 

 

Foto México. Demetrio Bilbatúa

Museo Soumaya Plaza Loreto

 

 

La muestra desvela la visión del realizador por medio de imágenes, captadas por la propia cámara del documentalista y que dan cuenta de la historia de nuestro país; con un acercamiento íntimo forman parte del acervo personal del maestro que recientemente fue donado a Fundación Carlos Slim.

Dónde: Av. Revolución, Esquina con Eje 10 Sur Río Magdalena Col. Tizapan.

Cuándo: Hasta 31 de diciembre de 2019 lunes, miércoles, jueves, viernes y domingo , 10:30 – 18:30 hrs. sábado , 10:30 – 20:00 hrs.

Entrada libre

 

 

La colección Museo Tamayo presenta a Picasso, Miró, Rothko y Seagal

Museo Tamayo

 

 

Las obras pertenecientes a esta línea se han incorporado a la colección a través de donaciones de artistas que han exhibido en el museo o por obras producidas ex profeso. De esta manera se busca consolidar una colección representativa de arte contemporáneo internacional que coincida con la vocación del museo.

Desde 1981 cuando se inauguró el Museo, Rufino Tamayo legó una colección importante de arte internacional, con el fin de dar la oportunidad a los mexicanos de tener acceso directo a obras de artistas prominentes en su generación. Sobre este legado se ha venido desarrollando una colección que hoy en día incluye varios de los grandes nombres de la historia del arte de los siglos XX y XXI.

Dónde: Av. Paseo de la Reforma 51, Bosque de Chapultepec, Bosque de Chapultepec I Secc.

Cuándo: hasta el 15 de diciembre del 2021

Costo: $70 pesos

Historias prehispánicas: el mito del nacimiento de Huitzilopochtli
MXCity
La segunda entrega en nuestra serie de mitos prehispánicos es de vital importancia en la cosmogonía mexica: el nacimiento de Huitzilopochtli.

El mito del nacimiento de Huitzilopochtli no es solo una historia: tiene una carga ritual y simbólica que llegaba a definir las prácticas religiosas y sociales de los mexicas.

 

La vida diaria de los pueblos mesoamericanos estaba fuertemente regida por sus prácticas religiosas. Los sacerdotes eran figuras de suma importancia en el estrato social, ya que conocían la palabra de los dioses. Por eso es que los mitos son mucho más que secuencias narrativas: contienen las bases de la creación del mundo ritual y cotidiano. Sientan los parámetros para llevar a cabo toda clase de prácticas, desde civiles hasta sagradas. Uno de los mitos más importantes de la sociedad mexica es el nacimiento de Huitzilopochtli. A continuación, el texto íntegro:

 

Códice Florentino, Lib. III. Cap. I (Traducción directa del náhuatl hecha por

el Dr. Miguel León-Portilla)

 

Mucho honraban los mexicas a Huitzilopochtli; su origen, su principio, fue de esta manera:

 

En Coatepec, por el rumbo de Tula,

había estado viviendo,

allí habitaba una mujer

de nombre Coatlicue.

Era madre de los 400 Centzonhuitznahuas

y de una hermana de éstos

de nombre Coyolxauhqui.

Y esta Coatlicue allí hacía penitencia,

barría, tenía a su cargo el barrer,

así hacía penitencia,

en Coatepec, la Montaña de la Serpiente,

y una vez,

cuando barría Coatlicue,

sobre ella bajó un plumaje,

como una bola de plumas finas.

En seguida lo recogió Coatlicue,

lo colocó en su seno.

Cuando terminó de barrer,

buscó la pluma, que había colocado en su seno,

pero nada vio allí.

En ese momento Coatlicue quedó encinta.

 

nacimiento-de-huitzilopochtli

Coatlicue, en el Museo Nacional de Antropología e Historia. Imagen de: Wikimiedia Commons.

 

A ver los 400 Centzonhuitznahuas que su madre estaba encinta,

mucho se enojaron, dijeron:

– “¿Quién le ha hecho esto?

¿Quién la dejó encinta?

Nos afrenta, nos deshonra”.

Y su hermana Coyolxauhqui les dijo:

– “Hermanos, ella nos ha deshonrado.

Hemos de matar a nuestra madre,

la perversa que se encuentra ya encinta.

¿Quién le hizo lo que lleva en el seno?

Cuando supo esto Coatlicue,

mucho se espantó,

mucho se entristeció.

Pero su hijo Huitzilopochtli, que estaba en su seno,

le confrontaba, le decía:

-“No temas,

yo sé lo que tengo que hacer”.

Habiendo oído Coatlicue

las palabras de su hijo,

mucho se consoló,

se calmó su corazón,

se sintió tranquila.

 

nacimiento-de-huitzilopochtli

Huitzilopochtli en el Códice Telleriano-Remensis. Imagen de: Wikimedia Commons.

 

Y entretanto, los 400 Centzonhuitznahuas

se juntaron para tomar acuerdo,

y determinaron a una

dar muerte a su madre,

porque ella los había infamado.

Estaban muy enojados,

estaban muy irritados,

como si su corazón se les fuera a salir.

Coyolxauhqui mucho los incitaba,

avivaba la ira de sus hermanos,

para que mataran a su madre.

Y los 400 Centzonhuitznahuas

se aprestaron,

se ataviaron para la guerra.

Y estos 400 Centzonhuitznahuas

eran como capitanes,

torcían y enredaban sus cabellos,

como guerreros arreglaban su cabellera.

Pero uno llamado Cuahuitlíac

era falso en sus palabras.

 

nacimiento-de-huitzilopochtli

Huitzilopochtli en el Códice Tovar. Imagen de: Wikimedia Commons.

 

Lo que decían los 400 Centzonhuitznahuas,

en seguida iba a decírselo,

iba a comunicárselo a Huitzilopochtli.

Y Huitzilopochtli le respondía:

– “Ten cuidado, está vigilante,

tío mío, bien sé lo que tengo que hacer”.

Y cuando finalmente estuvieron de acuerdo,

estuvieron resueltos los 400 Centzonhuitznahuas

a matar, a acabar con su madre,

luego se pusieron en movimiento,

los guiaba Coyolxauhqui.

Iban bien robustecidos, ataviados,

guarnecidos para la guerra,

se distribuyeron entre sí sus vestidos de papel

su anecúyotl, sus brazaletes,

sus colgajos de papel pintado,

se ataron campanillas en sus pantorrillas

las campanas llamadas oyohualli.

Sus flechas tenían puntas barbadas.

Luego se pusieron en movimiento,

iban en orden, en fila;

en ordenado escuadrón,

los guiaba Coyolxauhqui.

 

nacimiento-de-huitzilopochtli

Huitzilopochtli en el Códice Borbónico. Imagen de: Arqueología Mexicana.

 

Pero Cuahuitlícac subió en seguida a la montaña,

para hablar desde allí a Huitzilopochtli,

le dijo:

– “Ya vienen.”

Huitzilopochtli le respondió:

– “Mira bien por dónde vienen.”

Dijo entonces Cuahuitlícac:

-“Vienen ya por Tzompantitlan.”

Y una vez más le dijo Huitzilopochtli:

– “¿Por dónde vienen ya?”

Cuahuitlícac le respondió:

– “Vienen ya por Coaxalpan.”

Y de nuevo Huitzilopochtli preguntó a Cuahutlícac:

– “Mira bien por dónde vienen.”

En seguida le contestó Cuahuitlícac:

– “Vienen ya por la cuesta de la montaña.”

Y todavía una vez más le dijo Huitzilopochtli:

– “Mira bien por dónde vienen.”

Entonces le dijo Cuahuitlícac:

-“Ya están en la cumbre, ya llegan,

los viene guiando Coyolxahuqui.”

En ese momento nació Huitzilopochtli,

se vistió sus atavíos,

su escudo de plumas de águila,

sus dardos, su lanzadardos azul,

el llamado lanzadardos de turquesa.

nacimiento-de-huitzilopochtli

La batalla del Coatépetl en el Códice Florentino. Imagen de: Arqueología Mexicana.

 

Se pintó su rostro

con franjas diagonales,

con el color llamado “pintura de niño”.

Sobre su cabeza colocó plumas finas,

se puso sus orejeras.

Y uno de sus pies, el izquierdo, era enjuto,

llevaba una sandalia cubierta de plumas,

y sus dos piernas y sus dos brazos

los llevaba pintados de azul.

Y el llamado Tochancalqui

puso fuego a la serpiente hecha de teas llamadas Xiuhcóatl,

que obedecía a Huitzilopochtli.

Luego con ella hirió a Coyolxauqui,

le cortó la cabeza,

la cual vino a quedar abandonada,

en la ladera de Coatépetl,

montaña de la serpiente.

El cuerpo de Coyolxauhqui

fue rodando hacia abajo,

cayó hecho pedazos,

por diversas partes cayeron sus manos,

sus piernas, su cuerpo.

Entonces Huitzilopochtli se irguió,

persiguió a los 400 Centzonhuitznahuas,

los fue acosando, los hizo dispersarse

desde la cumbre de Coatépetl, la montaña de la culebra.

 

nacimiento-de-huitzilopochtli

Coyolxauhqui en el Museo Nacional de Antropología e Historia. Imagen de: Pinterest.

 

Y cuando los había seguido

hasta el pie de la montaña,

los persiguió, los acosó cual conejos,

en torno de la montaña.

Cuatro veces los hizo dar vueltas.

En vano trataban de hacer algo en contra de él,

en vano se revolvían contra él

al son de los cascabeles

y hacían golpear sus escudos.

Nada pudieron hacer,

nada pudieron lograr,

con nada pudieron defenderse.

Huitzilopochtli los acosó, los ahuyentó,

los destrozó, los aniquiló, los anonadó.

Y entonces los dejó,

continuaba persiguiéndolos.

Pero ellos mucho le rogaban, le decían:

– “¡Basta ya!”

Pero Huitzilopochtli no se contentó con esto,

con fuerza se ensañaba contra ellos.

Los perseguía.

 

nacimiento-de-huitzilopochtli

Tzompantli dedicado a Huitzilopochtli en el Códice Ramírez. Imagen de: Wikimedia Commons.

 

Sólo unos cuantos pudieron escapar de su presencia,

Pudieron liberarse de sus manos.

Se dirigieron hacia el sur

los pocos que escaparon

de las manos de Huitzilopochtli.

Y cuando Huitzilopochtli les hubo dado muerte,

cuando hubo dado salida a su ira,

les quitó sus atavíos, sus adornos, su anecúyotl,

se los puso, se los apropió,

los incorporó a su destino,

hizo de ellos sus propias insignias.

Y este Huitzilopochtli, según se decía,

era un portento,

porque con sólo una pluma fina,

que cayó en el vientre de su madre Coatlicue,

fue concebido.

Nadie apareció jamás como su padre.

A él lo veneraban los mexicas,

le hacían sacrificios,

lo honraban y servían.

Y Huitzilopochtli recompensaba

a quien así obraba.

Y su culto fue tomado de allí,

de Coatépec, la montaña de la serpiente,

como se practicaba desde los tiempos antiguos.

 

Tomado de Justino Fernández, “Una aproximación a Coyolxauhqui”, Estudios de Cultura Náhuatl (México: UNAM, 1963), Vol. IV, pp 37-53

 

nacimiento-de-huitzilopochtli

 

Si quieres investigar más a fondo el nacimiento de Huitzilopochtli, te recomendamos leer el estudio exhaustivo que realizó el Dr. Patrick Johansson.

También te puede interesar: el simbolismo del murciélago en la cultura mexica.

 

*Imagen destacada de: Arqueología Mexicana (Códice Azcatitlán)

Huipil: el vestido adornado más tradicional y hermoso de la antigüedad
MXCity
Los huipiles reviven la historia textil de un pueblo que durante años ha mantenido con vida el arte de tejer con ingenio, expresión y creatividad.

El huipil reflejaba la condición socio-política de una clase en la antigüedad.

 

La palabra huipil proviene del vocablo náhuatl “Huipilli” que significa “mi tapado”. En algunos idiomas mayas se conoce como “po´t” y todavía cerca del año 500 d.n.e., los huipiles se usaban en ceremonias socio-religiosas, y más tarde se usaron en todas las ramas de la sociedad. Algunos descubrimientos arqueológicos han encontrado figuras de cerámica maya con mujeres vestidas con huipiles que pertenecían a la elite.

Ya que antes las mujeres no utilizaban nada para cubrir su pecho, el huipil se hizo de uso común como blusa para poder esconder las partes del cuerpo que los españoles consideraban vergonzoso. Se producían de algodón y utilizaban el telar de cintura para realizar las piezas que unidas formarían el huipil. También se utiliza lana y a veces se mezclaban las dos fibras.

 

 

 

Para 1563 el huipil evolucionó con la introducción del telar de pedales, el tejido de brocado, ya que se mejoraron las técnicas de tapiz soumak o tejido confeccionado. Aunque muchos huipiles parecen hechos a mano, en realidad están hechos con la técnica del brocado y el bordado a mano solo se utiliza para rematar el cuello y bocamangas.

El huipil se empezó a utilizar con regularidad a partir del siglo XVI, con la característica de que pueblo la realizó de acuerdo con su cultura, implementando materiales económicos y una silueta muy fácil de confeccionar. Se bordaban con los hilos teñidos y utilizaban diferentes materiales para darle más diseño como pelo de animal, generalmente de conejo, y plumas de pato.

 

 

Como en la antigüedad, las niñas comienzan a aprender a tejer y bordar para poder confeccionar sus propias prendas y también para poder crear artesanías locales de cada estado. Una diferencia radical, es que en el pasado se solían usar en todo momento ya que eran parte de la vida diaria; mientras que hoy se utilizan en ocasiones especiales.

Para la boda había un Huipil especial y esa prenda al momento de morir era la que vestía al cuerpo para enterrarlo. Las mujeres casadas deben utilizar un Huipil con flores abiertas para hacer notar que es casada. Si es una jovencita virgen debe utilizarse con flores cerradas.

 

 

En México se usa en cada rincón del país, como en Puebla, Querétaro, y lugares de la Huasteca. Pero como se dice que el huipil es de origen Maya, la Península de Yucatán lo adoptó como traje típico, que en su forma más elaborada tiene tres partes: jubón, fustán y el propio hipil como se le conoce en la zona de México.

El atuendo puede llegar a las rodillas o a los pies, aunque hoy en día ya no se entretejen plumas de pato o bordándolo con pelo de conejo para adornarlo. Hoy en día se utilizan telas sintéticas, para antes, para darle color a los tejidos se usaba la cochinilla, tinte de conchas marinas, añil de corteza de ciertos árboles, como el campeche, moral, marañón, algodón y el “cuyuxcate” el cual era de café natural.

 

 

Estas preciosas prendas se usaban para reflejar y distinguir la identidad de la etnia y la posición socio económica, en ellos se bordan cerros, volcanes, surcos de la madre tierra, del sol, la luna, las estrellas. Hoy en día, se usan para preservar una tradición y un traje típico que es precioso.

Las mujeres que tejen en telar de cintura usan el sistema de “pepenado” para trazar los diseños, el cual es de ir levantando con una aguja de hueso o con los dedos un humero de hilos para ir intercalando hilos de colores e ir formando las figuras.

 

 

En San Juan Sacatepéquez se bordan y tejen una gran variedad de huipiles, el más común le llaman kapo’jpo’t, estos pueden ser lisos o brocados (diseños con tejidos de seda), y los diseños son zoomorfos (figuras de animales), como gallos, pavos, palomas, águilas, venados, armadillos, gallinas, estrellas o rosas.

Actualmente, el uso del huipil es motivo de orgullo para muchos habitantes de la península yucateca, algunas mujeres lo usan diariamente, otras lo visten de manera ocasional y también hay quienes, aunque no lo portan, les agrada ver cómo luce, de cualquier manera, forma parte de nuestra historia y tradición, por lo que es uno de los elementos que evocan la fusión de las culturas que le dieron origen y que manifiesta su identidad.

 

*Foto de portada: Atlas of Beauty

Historias prehispánicas: el mito azteca de Quetzalcóatl borracho
MXCity
La primera entrega en nuestra serie de mitos prehispánicos es un favorito de los académicos y los bibliófilos: el mito de Quetzalcóatl borracho.

La mitología prehispánica es inmensamente rica: en personajes, alegorías, simbolismos, metáforas e imágenes. El mito de Quetzalcóatl borracho es un gran ejemplo de ello.

 

¿Listo para comenzar a empaparte de cultura prehispánica? La función empieza con el mito azteca de Quetzalcóatl borracho. En este texto se habla sobre los efectos de las bebidas alcohólicas, específicamente el pulque, en el cuerpo. En tiempos de los mexicas, el cosumo del pulque estaba reservado a los sacerdotes y a los viejos. A los primeros, porque te sacaba el espíritu del cuerpo, movía tu tonalli, tu fuerza vital; eran las únicas personas debidamente entrenadas para lidiar con sus efectos y aprovecharlos en un contexto ritual. A los segundos, porque se consideraba que si llegabas a una edad avanzada (logro nada fácil, en esos tiempos), tenías derecho de hacer prácticamente lo que quisieras. Por eso, los viejos tenían acceso a una dotación diaria de pulque. De hecho, los castigos por embriagarse para la gente que no lo tenía permitido eran muy severos: iban desde golpizas y tortura hasta la muerte. A continuación, el texto íntegro:

 

 

Todo parece ir bien en Tula hasta que tres personajes deciden poner fin a la fortuna de Quetzalcóatl y los toltecas: los dioses Huitzilopochtli, Tlacahuepan y Titlacahuan (este último no es sino otro apelativo o avatar de Tezcatlipoca). Los personajes reciben los calificativos de nahualli y tlacatecólotl, esto es, se les concibe como poderosos magos divinos. Según los Anales de Cuauhtitlan, se prepararon para engañar a Quetzalcóatl y “hacerle perder el tino y que ya no haga penitencia”, y Tezcatlipoca agregó: “Yo digo que vayamos a darle su cuerpo”; el propósito consiste en alejarlo de la vida espiritual del sacerdocio y llevarlo a los placeres de la vida mundana.

En los textos nahuas, a los adversarios de Quetzalcóatl se les atribuye la capacidad de obrar tetzáhuitl , esto es, que a través de sus artes mágicas podían producir prodigios o portentos, fenómenos inusitados y sorprendentes que por lo mismo provocaban temor en quienes eran testigos de su aparición, pues se supone que dichos portentos eran anuncios de eventos negativos en un futuro próximo y siempre implicaban la presencia o la acción de los seres divinos; además, suelen ocurrir con más frecuencia en momentos de graves crisis sociales y políticas. Justamente, los dioses convocados por Tezcatlipoca realizaron diversos prodigios para engañar a Quetzalcóatl y a los toltecas con el fin de hacerlos incurrir en faltas morales y así poder dar cuenta de la gran ciudad, pues como dice el texto sahaguntino “los tres hicieron portentos con los que presagiaron la destrucción de Tula”.

 

quetzalcoatl-borracho
Imagen de: arqueologiamexicana.mx (Códice Florentino)

 

El primer portento de los magos divinos ocurre cuando Tezcatlipoca se transforma en anciano para tener acceso al recluido Quetzalcóatl y ofrecerle pulque. Después de una pequeña discusión con quienes guardan a su desprevenido adversario, llega hasta su presencia; una vez ahí le ofrece el pulque como si fuera una medicina, ya que Quetzalcóatl está enfermo. Dijo Quetzalcóatl: “Estoy muy enfermo por todas partes, en ninguna parte están bien mis brazos, mis pies; bien desmayado está mi cuerpo, así como que se deshace”; y luego dijo el viejecillo: “Ya aquí está la medicina que es muy buena, ligera y va una cosa con la otra, si la bebieres en ti saldrá y ablandará tu cuerpo y llorarás, será generoso tu corazón; tú recordarás que morirás; y además bien por ella recordarás adonde irás”.

Aunque al principio se niega a beber, el señor de Tula termina cediendo a la incitación del falso anciano y comienza por sólo probar un poco de la bebida. Enseguida, dice el texto náhuatl, se “movió su tonalli ”, y termina embriagándose, con un mal resultado pues “ya por eso llora, mucho se aflige, entonces por ello se le fue el corazón a Quetzalcóatl, ya no recuerda lo que antes conocía de su manera de vivir, lo que conoce de su forma de vida, bien le dio vueltas a su corazón el tlacatecólotl ”.

 

quetzalcoatl-borracho
Imagen de: The Guardian (Códice Bodley)

 

Mover el tonalli indica que Tezcatlipoca ha causado conmoción en las inclinaciones más íntimas del penitente y en su fuerza vital. Con la borrachera, Quetzalcóatl ha perdido el juicio y la cordura, se le fue el corazón y le da vueltas; si se tiene en cuenta que en el mundo náhuatl el corazón es el principal centro de conciencia y de voluntad, se comprende la gravedad de lo que le pasó a Quetzalcóatl, perdió la conciencia y la voluntad. Esto da por resultado que olvide “su forma de vida”, la cual es la vida ritual, de penitencia y abstinencia del sacerdote, faltando por ello a sus obligaciones rituales, gravísima transgresión que afecta a toda la sociedad. Por tanto, Tezcatlipoca ha logrado dañar a la sociedad tolteca en uno de sus ejes básicos, la comunicación con lo sagrado, pues en el pensamiento mesoamericano el bienestar social depende, en última instancia, del favor divino.

 

quetzalcoatl-borracho

 

Por su parte, los Anales de Cuauhtitlan refrendan esta noción de pérdida de la estabilidad anímica de Quetzalcóatl, pues en pleno estado de embriaguez mandó traer a Quetzalpétlatl, “estera preciosa”, mujer dedicada al culto divino y por ello con votos de abstinencia, con la cual tuvo relaciones sexuales. De esta manera ha cometido las faltas más graves en que puede caer un sacerdote, una falta lleva a otra: la embriaguez en un lugar sagrado mientras está dedicado a la penitencia lo lleva a tener relaciones con una mujer dedicada a los dioses. Los dos han olvidado sus grandes responsabilidades, como lo señala el texto de los Anales: “Después que se embriagaron […] Ya no bajaron a la acequia; ya no fueron a ponerse espinas; ya nada hicieron al alba. Cuando amaneció, mucho se entristecieron, se ablandó su corazón. Luego dijo Quetzalcóatl: ‘¡Desdichado de mí!’”.

 

Tomado de Miguel Pastrana Flores, “Tezcatlipoca contra Quetzalcóatl en la caída de Tula”, Arqueología Mexicana núm. 112, pp. 30-35.

 

Enérate qué representaba el murciélago en la cultura mexica aquí.

*Imagen destacada de: Wikimedia Commons (Códice Magliabechiano)

Murciélago en la cultura mexica: mitos, simbolismos y deidades
MXCity
Al murciélago se le rindió culto como a un dios mexica del mundo subterráneo vinculado con la oscuridad, la tierra y la muerte.

Tzinacan tiene un inusual nacimiento del cuerpo de Quetzalcóatl.

 

Los murciélagos han estado presenten en varias facetas de la vida humana, algunas más afortunadas que otras. Hoy en día la figura del murciélago se está poniendo de nueva cuenta sobre la mesa, pero a lo largo de los años no ha sido una figura extraña.

Entre las representaciones artísticas más famosas de los murciélagos se hallan las zapotecas, entre las mexicas sobresale una escultura cerámica de gran formato en la que se modeló un murciélago antropomorfo, encontrada en el sitio Miraflores, en el Estado de México y que hoy se exhibe en el Museo del Templo Mayor, en la Ciudad de México.

 

 

 

Se le rindió culto como un dios, a quien se asoció con la decapitación y como una entidad del mundo subterráneo, vinculado con la noche, la tierra y la muerte. Una leyenda mexica del murciélago hable de su origen, donde según tzinacan, “murciélago que muerde” nace del semen y la sangre derramados por Quetzalcóatl en uno de sus autosacrificios. Es enviado entonces a que muerda el órgano genital de la diosa Xochiquétzal, y una vez que se lo arranca, lo entrega a los dioses, quienes lo lavan, y de esa agua nacen flores olorosas. Luego lo llevan al inframundo y ahí Mictlantecuhtli, señor de los muertos, lo vuelve a lavar y de esa agua nace el cempoalxóchitl, flor de los muertos.

 

Foto Museo Amparo

 

Su culto se remonta al menos a 500 a.C. y sus representaciones abundan en esculturas de piedra, urnas de cerámica, pinturas, códices o topónimos. El murciélago, junto con la araña, el búho, el jaguar y el alacrán, se asociaba por lo general a la oscuridad, la tierra y la muerte. En el Códice Vaticano B se muestra con cabezas en las “manos”. Mientras que los códices mayas lo muestran sosteniendo en una mano el cuchillo de los sacrificios y en la otra tiene a la víctima. Zotz en maya; Tzinacan en náhuatl: los nombres del dios murciélago. Por todo Mesoamérica abundan las representaciones de este animal, que recibe diferentes nombres según las distintas lenguas:  Ticuchi léhle, mixteco; Thut, huasteco; Nitsoasts, pame del norte; Ntsúats, pame del sur; Tsat’s, otomí; Tsoats, otomipame.

Los murciélagos estuvieron fuertemente relacionados con los escribas mayas, los hombres murciélago. Esto se puede apreciar en varias imágenes de este personaje en los vasos estilo códice, donde este personaje aparece portando alas de quiróptero, lo que sugiere que los escribas lograban transportarse al inframundo y conocer los designios de los dioses, para después plasmarlo en los códices.

 

 

 

Los aztecas asociaban a este mamífero volador con el culto a la muerte y con los sacrificios humanos. En el códice Fejérvary-Mayer aparece la representación antropomorfa de un murciélago, sosteniendo en una mano un corazón y en la otra la cabeza de un hombre decapitado. Este quiróptero también representaba al ser que origino la menstruación y el que otorgaba el don de la procreación a la mujer. Además, los murciélagos tenían relación con la fertilidad, por la asociación que los mayas hacían a partir de observar que polinizaban las flores de muchas plantas.

Aunque también, las culturas prehispánicas resaltan su importancia al considerarlos como parte vital en el equilibrio de la naturaleza y su relación con el humano. Para los mayas y los zapotecas el murciélago fue una deidad importante y que con frecuencia se le representaba con características humanas y nunca en una forma natural.

 

 

 

En el panteón de Monte Albán, Oaxaca, el dios Murciélago está relacionado con la fertilidad y con el dios del maíz, y destaca por la cresta, las cejas y el tragus de las orejas en forma de hoja, que en algunos casos se multiplica hasta formar un collar. Por el estilo de algunas representaciones, esta deidad podría confundirse con el tigre, pero su cresta siempre lo caracteriza plenamente.

El murciélago ha sido representado de diversas maneras: de pie, con máxtlatl, en forma de vaso e imitando una garra semejante a la de un ave, o en la parte central de un vaso ya sea completo o sólo la cabeza. Asimismo, hay deidades que llevan un yelmo en forma de cabeza de murciélago, de cuyas fauces sale el rostro del dios, como la deidad Quiépelagayo, “5 flor”, que muestra características del animal.

 

 

 

Como dios nocturno que sale de las cuevas al ponerse el Sol, el murciélago era también asociado con el jaguar. Este último proviene de la cultura olmeca, en la que se le rindió culto, y pasó al panteón zapoteca, en el que se le deificó y relacionó con el espíritu de la tierra y del agua, y por tanto con Cocijo. En una de las urnas del Museo Nacional de Antropología, el dios Murciélago lleva un collar del cual pende una cabeza de jaguar.

Foto destacada Museo Amparo