Tastiota es uno de los paraísos olvidados en tierra sonorense
MXCity
Tastiota es una zona costera en Sonora donde viven cazadores recolectores, un sitio con vestigios arqueológicos y poco visitado por turistas.

Tastiota es una pequeña comunidad pesquera que deslumbra por sus paisajes.

 

. . .

 

Tastiota en el estado de Sonora es reconocido por tener una gran construcción y operación de centrales fotovoltaicas, que generan energía para la Comisión Federal de Electricidad, suministrados por la empresa Canadian Solar.

Se trata primordialmente de una localidad pesquera, la cual en años anteriores solía ser uno de las playas más visitadas, pero con el tiempo se ha reducido la cantidad de turistas, aunque aún se mantienen las empresas acuícolas alrededor de la zona.

 

 

 

El Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) concedió una inspección del territorio como parte de los trámites, a la compañía canadiense, que decidió colocar paneles fotovoltaicos debido a las condiciones áridas del sector.

César Quijada, coordinador del Programa de Protección Técnica y Legal de Zonas Arqueológicas y Paleontológicas del INAH en Sonora, explicó que da vez que se realiza un proyecto de infraestructura se debe llevar a cabo una revisión de los predios con el fin de que no se afecten sitios arqueológicos e históricos.

 

 

 

Durante la revisión de los predios donde se pasarían las líneas y subestaciones de energía, se encontró un sitio con vestigios antiguos.  "El área que se seleccionó para una subestación, porque no podía estar en otro espacio, era sobre un sitio arqueológico, entonces le informamos a la CFE que la línea por donde se iba a llevar la electricidad afectaba a campamentos de cazadores recolectores y pescadores de los antecedentes a los seris", reveló.

 

 

Así que se decidió salvar el hallazgo para seguir con el proyecto en ese espacio, en Tastiota se decidió seguir por lo que se ha asegurado el material encontrado. Fue en 2019 cuando se realizó el descubrimiento de estos campamentos de cazadores recolectores en Tastiota, en el predio Las Conchas, y ha sido catalogado como uno de los más relevantes debido a sus características y a las piezas que contenía.

Entre los objetos hallados se encontraron metates y utensilios de molienda, puntas de flechas, así como lascas y navajillas elaboradas para cortar huesos quizás o animales medianos.

 

 

En la zona Oeste del sitio se localizaron fogones que pudieron excavar para obtener carbono con el objetivo de analizarlo en el laboratorio Beta Analytic en Florida, Estados Unidos, posteriormente los resultados arrojaron las fechas de estos sitios.

Su relevancia e importancia destaca en que esta zona costera no es común encontrar campamentos de cazadores recolectores, ya que la mayoría solían ser de pescadores debido a la cantidad de conchas que se han rescatado.

 

 

El tipo de cerámica que se halló en Tastiota pertenecía a una utilitaria, no a una ceremonial o de rituales que suele localizarse en otras excavaciones, además de los tipos de cuchillas y puntas de flechas que contenían.

Debido a los descubrimientos y a la empresa que desarrolla la energía, Tastiota se hunde en el olvido para el turismo nacional. Hoy en día es una comunidad pesquera donde sólo habitan catorce personas, está rodeada de granjas acuícolas y sus pobladores sobreviven de la escasa pesca que logran día a día.

 

 

 

Tastiota, Sonora

Dónde: A 100 kilómetros de Hermosillo, sobre la carretera 4 Sur.

Cuando: todo el año con bajo turismo

Entrada libre

Foto destacada @SonoraAereo

El Ex Convento de San Bernardino es un castillo tipo medieval en México
MXCity
El Ex Convento de San Bernardino es el segundo construido en América y se levanta como una antigua estructura medieval en Yucatán.

El estilo del Exconvento de San Bernardino te hará sentir como en un castillo medieval.

  

. . .

 

Fundado en 1552, el Convento de San Bernardino de Siena es el segundo construido en el Nuevo Mundo y se encuentra en Valladolid, Yucatán, y aún abre sus puertas para que podamos conocerlo.

El conjunto arquitectónico que recuerda a las construcciones medievales consta de iglesia, capilla, exconvento, atrio y huerta; espacios que habitó la orden franciscana como primera sede católica del área encargada de evangelizar a los mayas.

 

 

El nombre del convento proviene de San Bernardino de Siena, un misionero italiano de la orden franciscana. El diseño y levantamiento de la obra en 1552 quedó en manos del religioso y arquitecto, Fray Juan de Mérida.

El exconvento fue acabado de construir en el año 1560, dato que se escribió en números romanos a la entrada del inmueble junto con el escudo de la orden. Aunque la iglesia fue saqueada durante la Guerra de Castas, aún se conserva un hermoso interior.

 

 

Exconvento San Bernardino de Siena en Yucatán

 

El convento no fue dañado durante aquel combate, incluso enterraron las campanas frente a la capilla de San Roque para protegerlas del hurto. Aún se pueden admirar sus muros de más de 3 metros de ancho y las almenas que los coronan.

El interior de la iglesia es de una belleza inconmensurable. El retablo mayor fue tallado en madera y pintado de oro, sus motivos arabescos, los detalles barrocos y las efigies de Santa Teresa de Jesús y la virgen Dolorosa hacen necesario observarlo por un rato.

 

 

Por fuera se encuentra lo que en otros tiempos fuera el huerto construido sobre el Cenote Sis-há en el cual se han encontrado piezas precolombinas y virreinales que se exhiben en el convento como parte de su acervo cultural.

En sus días, a la entrada del cenote se construyó una noria para extraer el agua que regara el huerto, parte de la visita al exconvento al igual que algunos murales hechos a mano en los que pueden observarse procesiones.

 

 

Por las noches la historia de la "cuatro veces heroica" Valladolid, se narra en un espectáculo nocturno de luces que se proyecta sobre la facha del convento, cada cambio aspecto cuenta una página de su presencia histórica.

 

 

 

 

Ex convento de San Bernardino de Siena

¿Dónde? Calle 49 s/n, Sisal, Valladolid, Yucatán.

¿Cuándo? 9 a 5. Espectáculo de luces de 8 a 9 y de 9 a 10.

¿Cuánto? $60 por persona. El espectáculo es gratuito.

Fuente destacada: OCC Yucatán

La alcachofa, una verdura acorazada con el color verde del mediterráneo
MXCity
El sabor de la alcachofa recuerda al mediterráneo, y el alto contenido de mineral la hace favorita de los hipertensos y diabéticos.

El corazón tierno que no tiene tu novio, lo tiene la alcachofa.

 

. . .

 

La alcachofa proviene de África, pero se le encuentra entre los griegos desde la creación de los mitos, el suyo narra Zeus tomo a una bella doncella llamada Cynara, quien al escapar de él es convertida en esta verdura que científicamente se llama cynara scolymus.

Su nombre común, alcachofa, pertenece al vocablo árabe al-kharshûf, fue esta cultura la que dejó el nombre en España desde donde se trajo al nuevo mundo, aunque dicen que también fueron los franceses quienes la trajeron, donde ya se consumí mucho por Catalina de Médicis.

 

 

La alcachofa, aunque también existe morada, suele cultivarse en su versión verde. Aunque se le trata como una verdura es la flor de la alcachofera que no llega a abrir sus pétalos pues se le cosecha antes, por cierto, tu temporada es otoño ? invierno. 

Desde siempre se la ha consumido y cultivado más en la zona mediterránea, pero en México el noble corazón de la alcachofa también es apreciado por su alto contenido en agua, fibra, inulina y cinarina, resultando buena para prevenir males hepáticos, entre otros muchos beneficios.

 

 

La alcachofa es depurativa, ayuda a desechar el exceso de grasas y colesterol en el organismo, por si fuera poco, es fuente de calcio y fósforo, pero también contiene potasio, hierro, magnesio, zinc, vitamina B1 y pequeñas cantidades de vitaminas C, B3, B5 y B6.

Ya con todo esto querrás consumirlas de inmediato pero la alcachofa tiene algunos trucos para ser preparada adecuadamente, como escogerla bien al comprarla para lo cual deberás observar que esté firme, no importa si presenta un ligero color café, lo importante es la textura.

 

 

Cuando las alcachofas se cosechan al final de la temporada suelen presentar unos "pelitos" que en realidad son los futuros pistilos de la flor, se dice que no se deben quitar, pero es falso, estos "pelitos" suelen incomodar el consumo de la alcachofa así que no dudes en removerlos

La coraza de la alcachofa suele imponer, pero es toda una aleada si se va a preparar a las brasas ya que protege su corazón delicado y tierno. ¡No deseches el tallo! Éste puede consumirse si le quitas la parte exterior, pero ojo que la alcachofa se oxida muy rápido.

 

 

Este es otro aspecto por el que a muchos no les gusta cocinarla, parece que hay que trabajarla muy rápidamente, para evitar la oxidación de la alcachofa debes meter los trozos que cortes en agua fría con unas gotas de limón (dos limones para litro y medio de agua), tápalas con un trapo para cubrir los trozos que flotan.

Eso sí, tampoco las dejes remojar mucho, antes de entrar en contacto con el fuego deben de escurrirse y hasta secarse con un paño si es necesario. En internet hay muchas recetas para preparar alcachofa, nosotros te dejamos una receta que es para principiantes.

 

Foto destacada: thespruceeats

Mazamitla, la ciudad que vio nacer la inspiración y colores de Luis Barragán
MXCity
La belleza, el folklore, su tierra roja y las montañas que enmarcan el lago cercano, Mazamitla es el sitio que inspiró a Luis Barragán.

Mazamitla es un espectáculo visual lleno de folklor e inspiración.

 

. . .

 

Luis Barragán nació en Guadalajara, Jalisco, y solía pasar sus vacaciones, además de largos ratos de ocio, en la hacienda de Corrales, ubicada en las inmediaciones de Mazamitla.

El barrio de Santa Mónica de su ciudad natal, también fue una de sus inspiraciones arquitectónicas, pero nada como Mazamitla, el sitio que inspiró a uno de los arquitectos mexicanos más importantes del siglo XX.

 

 

Mazamitla se arraigó en el espíritu de Barragán, por las experiencias infantiles de esas estancias en el campo. Este sitio, tiene un entorno rural mexicano, una naturaleza serrana y belleza inigualable, que se reflejaría en la creación artística del jalisciense.

Su interés por la arquitectura, según afirmaba él mismo, había nacido fundamentalmente de la influencia del arquitecto Agustín Basave, otro jalisciense quien fue uno de sus maestros y estudió en Estados Unidos y cursos profesionales de arquitectura en Harvard, Cambridge, Massachusetts, y en el Instituto de Drexel, Philadelphia, Pensilvania.

Aquí puedes descubrir más secretos sobre Luis Barragán.

 

 

Mazamitla, la inspiración del gran Barragán

 

Mazamitla, por su parte, está a unos cuantos kilómetros de la Laguna de Chapala. Es un sitio lluvioso en el verano, con calles adoquinadas y casas con tejas color ladrillo, como si la ciudad fuera un fantasma de la naturaleza que lo rodea todo en cualquier estación del año.

Este sitio esta bordeado de cerros, bosques con pinos, madroños y mezquites, siendo espacios que rememoran el corredor de la Casa Gilardi o la entrada de la Casa Luis Barragán; además, los amaneceres y atardeceres de Mazamitla son de un tono amarillo, rosa y morado, bastante similar a la escala de colores que también utiliza el pinto Chucho Reyes.

 

 

Mazamitla como atractivo turístico

 

En Mazamitla hay varios sitios para el turismo, como las cabañas escondidas que sirven para el descanso de los senderistas que recorren las cascadas aledañas. Y al ser un sitio de montaña, sigue siendo un lugar para vacacionar el familia.

En un artículode AdMagazine, se afirma que en un discurso de aceptación del Pritzker, Luis Barragán habló de la importancia del entorno rural mexicano en la construcción de su lenguaje arquitectónico y la vida rural que desde su perspectiva, inspira contemplación y tranquilidad:

 

 

Mazamitla tiene una vista panorámica desde la Sierra del Tigre, un espectáculo hermoso y sorprendente; incluso desde sus elevaciones más altas, como el Cerro El Chacal y el Cerro del Tigre, es posible tener un panorama envidiable.

Este pueblo, ofre edificios coloniales y la Parroquia de San Cristóbal, además de  ciclismo de montaña, el senderismo, la cabalgata, vehículos 4 × 4 y el parapente; además de recorrer el sitio que inspiró a este gran arquitecto que fue Luis Barragán.

 

 

"En mi trabajo subyacen los recuerdos del rancho de mi padre donde pasé años de niñez y adolescencia, y en mi obra siempre alienta intento de transponer al mundo contemporáneo la magia de esas lejanas añoranzas tan colmadas de nostalgia".

Así que suponer a Mazamitla como el lugar de inspiración, es bastante sensato. Además, Barragán ha dicho varias veces que la tierra roja de Mazamitla es una de sus inspiraciones al momento de elegir los colores de sus proyectos.

 

 

 

Mazamitla

Dónde: Sur de Jalisco

Cuando: todo el año

Entrada libre

Foto destacada: Virtual Adventurer

Mexicanos identifican fósiles de un nuevo dinosaurio muy “platicador”
MXCity
El Tlatolophus galorum es un dinosaurio que fue nombrado juntando un término náhuatl con una palabra griega.

El nombre de este dinosaurio es una combinación de náhuatl con griego: Tlatolophus galorum.

 

. . .

 

Con gran orgullo, un equipo de paleontólogos mexicanos, pertenecientes al Instituto Nacional de Antropología e Historia de México (INAH) encontraron restos fosilizados de 72 millones de años, e identificaron una nueva especie de dinosaurio.

“Hace unos 72 o 73 millones de años, un enorme dinosaurio herbívoro murió en lo que debió ser un cuerpo de agua lleno de sedimentos, por lo que su cuerpo fue rápidamente cubierto por la tierra y pudo ser preservado a través de las edades”, dijeron los científicos refiriéndose a las condiciones encontradas del dinosaurio.

 

 

Tlatolophus galorum fue descubierto en Coahuila

 

El animal se llama Tlatolophus galorum y su cola fue descubierta primero, en el área General Cepeda del estado norteño de Coahuila en 2013. Pero conformé avanzaron las excavaciones, los científicos descubrieron el 80 por ciento de su cráneo, su cresta de 1,32 metros y huesos como el fémur y el hombro.

El nombre Tlatolophus se deriva de la palabra indígena náhuatl tlahtolli, que significa palabra o declaración, y de la palabra griega lophus, que significa cresta.

 

 

Esto permitió a los investigadores darse cuenta de que tenían una nueva especie de dinosaurio en sus manos. “Sabemos que tenían oídos con la capacidad de escuchar sonidos de baja frecuencia, por lo que deben haber sido dinosaurios pacíficos pero locuaces”, dice el comunicado.

 

 

Los paleontólogos también creen que los dinosaurios “emitían sonidos fuertes para ahuyentar a los depredadores o con fines reproductivos”,  es decir, que tenían un fuerte vínculo comunicativo, o como se ha expresado, que "hablaban".

El descubrimiento todavía siga investigándose, pero encontrar es reptil ya se ha publicado en la revista científica Cretaceous Research, según el INAH.

 

 

Se trata de un caso raro y excepcional para el mundo de la paleontología mexicana. “Los eventos altamente favorables tuvieron que ocurrir hace millones de años, cuando Coahuila era una región tropical, para que se conservara en las condiciones en las que se encontró”.

La forma de la cresta de los animales se parece a un símbolo utilizado por los pueblos mesoamericanos en manuscritos antiguos para representar la acción de la comunicación y el conocimiento en sí.

 

 

 

La nueva especie, el Tlatolophus galorum, fue descubierta un equipo de científicos entre ellos, Alejandro Ramírez, quien continúan recolectando, limpiando y analizando fragmentos óseos de la parte frontal del cuerpo del dinosaurio.

Foto destacada: DW

x