Arte y Cultura
UNESCO declara Patrimonio Documental las fotos de Mariana Yampolsky
MXCity
Las hermosas fotografías de Mariana Yampolsky son declararas como patrimonio documental por parte de la UNESCO.

Foto destacada: @cultura_mx

Mariana Yampolsky es una artista que reflejó al México del siglo XX.

 

. . .

 

La Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) y el Comité Mexicano Memoria del Mundo decidió incluir el Archivo Fotográfico de Mariana Yampolsky para poner en evidencia el patrimonio documental de la humanidad, propiciar su conservación y promover el acceso a él.

La postulación de este importante acervo fue presentada conjuntamente por la Universidad Iberoamericana Ciudad de México (IBERO), institución en la que reside desde 2018 el archivo de la fotógrafa, y el Centro de la Imagen, institución de la Secretaría de Cultura del Gobierno de México, que tiene por objetivos difundir, preservar y reflexionar sobre la fotografía por medio de exposiciones, programas educativos, publicaciones y la conformación de un acervo.

 

 

 

"Agradecemos al Comité Mexicano Memoria del Mundo de la UNESCO, a las y los expertos que evaluaron la postulación, por el reconocimiento al valor documental y artístico de la obra fotográfica de Mariana Yampolsky, artista que amó a México y supo retratarlo de una manera única. Refrendamos el compromiso de preservar y difundir su obra para que cada vez más públicos conozcan la profundidad de su trabajo", afirmó la secretaria de Cultura del Gobierno de México, Alejandra Frausto Guerrero.

Marianne Gertrude Yampolsky Urbach nació el 6 de septiembre de 1925 en Chicago, Estados Unidos. En 1945, luego de graduarse en la Universidad de Chicago, se trasladó a la Ciudad de México para integrarse al Taller de la Gráfica Popular, colectivo de artistas con un fuerte compromiso político.

 

 

 

 

 

Al lado de figuras como Leopoldo Méndez y Pablo O?Higgins, se inició en el arte del grabado. Fue alumna de la Escuela Nacional de Pintura, Escultura y Grabado "La Esmeralda", ubicada cerca de la Ciudadela, en el centro de la ciudad.

Yampolsky se inició en la fotografía al cursar un taller con Lola Álvarez Bravo; tuvo una trayectoria de cinco décadas, registró mediante su mirada y las lentes de sus cámaras la vida cotidiana, las festividades patronales, religiosas y familiares de los pueblos mexicanos, su naturaleza y su arquitectura, así como la inocencia y sensibilidad de niñas, niños, mujeres y hombres a través de sus retratos.

 

 

 

 

En 1954 se nacionalizó mexicana y murió en la Ciudad de México el 3 de mayo de 2002. Antes de fallecer, estableció la Fundación Cultural Mariana Yampolsky, la cual comenzó con el proceso de catalogación y preservación de su archivo fotográfico. En 2018, luego de que esta Fundación se disolviera, el Sr. Arjen Van der Sluis, quien fuera esposo de la fotógrafa, decidió donar a la Universidad Iberoamericana campus Ciudad de México el archivo fotográfico y la biblioteca personal de Mariana.

En 2020, la IBERO cedió al Centro de la Imagen los derechos de 131 obras (126 fotografías y cinco grabados. Para 2022, la IBERO y el Centro de la Imagen, en colaboración y con actividades propias, conmemorarán el 20 aniversario luctuoso de Mariana Yampolsky.

 

 

Museo Interactivo Yancuic, el nuevo ícono cultural al oriente de la CDMX
MXCity
El Museo Interactivo Yancuic tiene una oferta de actividades culturales diseñadas para todas las edades...

Foto destacada: Edificios de México

El nuevo Museo infantil y juvenil Yancuic ofrece una gran alternativa cultural en Iztapalapa.

 

. . .

 

Yancuic es una palabra que significa "Nuevo", en náhuatl, al Oriente de la Ciudad de México que recién abrió sus puertas con una oferta de actividades dedicada a la población infantil y juvenil, para quienes existen pocos museos creados específicamente para atender sus necesidades.

Originalmente este lugar iba a ser un proyecto privatizado, un Papalote Museo del Niño; pero fue recuperado para crear el Museo Interactivo Infantil y Juvenil "Yancuic"  y uno de los nuevos símbolos culturales de Iztapalapa.

 

Sonia Sierra / El Universal

 

Este nuevo museo está conformado por seis niveles de 31 metros de altura en total sobre una superficie de 10 mil 957 metros cuadrados y además cuenta con 19 mil 966 metros cuadrados de terreno. Es una obra con una inversión de 529 millones de pesos y se busca que el museo sea un espacio de acceso público para la población de la alcaldía.

Se ubica cerca de la estación del Metro Constitución 1917 y también se conectará con las estaciones de Cablebús y Trolebús. Tiene una ocupación de hasta 5 mil visitantes diarios, sobre todo, la función principal del museo es "democratizar y descentralizar la cultura" generando un experiencia lúdica de aprendizaje mediante un proceso participativo.

 

 

 

Las exhibiciones serán temporales y se modificarán según la frecuencia de los visitantes. El hecho de que un museo con estas dimensiones, con esta importante oferta se encuentre en la zona oriente de la ciudad, habla de la importancia de llevar a otros lugares la cultura, pero también, de llevar a los infantes y jóvenes un programa cultural diferente, incluyente, de pertenencia y cercano a las comunidades diversas artísticas, científicas e históricas que hay en la ciudad.

Asimismo, este museo se va a vincular con el proyecto PILARES y los programas comunitarios que se encuentran dentro de la Secretaria de Cultura. Además, se convertirá en un punto en donde se exhiban productos artísticos, de innovación y tecnología que antes no contaban con un espacio propio.

 

 

 

Así que habrá promotores, talleristas, ejercicios lúdicos, monitores educación, deporte y aprendizaje significativo. En este espacio van a encontrar un espacio una muestra verdadera en donde podrán ampliarse y las dimensiones serán otras. Esta apuesta cultural de la ciudad para fortalecer los lazos sociales, comunitarios e identitarios.

 

 

 

 

Yancuic, Museo interactivo

Dónde: CETRAM Constitución de 1917, colonia Los Ángeles, Ermita Iztapalapa.

Cuando: lunes a sábado desde las 11:00 am

Entrada libre

Artistas de Guanajuato diseñan la gran alfombra de la Grand-Place de Bruselas
MXCity
Artistas de Guanajuato participaron en el diseño de la alfombra de begonias y dalias de la Grand-Place de Bruselas.

Foto destacada: enjoy the city

Es la segunda vez que esta artista de Guanajuato trabaja en el diseño de la alfombra de la Grand-Place de Bruselas.

 

. . .

 

En el transcurso de una mañana, cultivadores de begonias, guanajuatenses invitados y miles de voluntarios belgas, decoran 1.800 m 2 de la Grand-Place de Bruselas con una hermosa alfombra floral utilizando más de 500.000 flores. Pero esta no es la primera vez que esto sucede.

En 2018, el tema de la Grand-Place fue "Guanajuato, orgullo cultural de México." En aquel año México fue el país protagonista del evento donde la plaza se cubre de flores. A esa invitación, llegaron muchos artesanos de Guanajuato que tapizaron con medio millón de flores el piso creando una espectacular alfombra de mil 8000 metros.

 

Fotografía de Unión Guanajuato

 

En aquella ocasión, fue la primera vez que se aceptó un diseño con el símbolo religioso de San Miguel Arcángel, el santo patrono de Bruselas y de Uriangato, Guanajuato; además de ser la primera vez que un país latinoamericano fue invitado a participar.

4 años después, otras 400.000 flores tapizan la Grand Place de Bruselas, en una nueva alianza entre México y Bélgica para crear una alfombra floral. Pero en esta edición, se recuperó el diseño original de su estreno en 1971 con el león que preside el escudo de armas del país.

 

Fotografía de Unión Guanajuato

 

 

De hecho, se hizo con una mezcla de begonias y dalias (la flor nacional de México), crisantemos y corteza de 1.680 metros cuadrados, con 70 metros de largo y 24 de ancho. Se trata de la segunda vez que la artista mexicana Ana Rosa Aguilar Aguado, trabaja con el belga, Koen Vondenbusch, aprendiz del horticulturista que en 1971 ideó el primero de estos tapices para la plaza central de Bruselas, Étienne Stautemas.

 

Fotografía de Unión Guanajuato

 

Para este diseño, se invirtieron más de 280 horas haciendo bocetos a partir de los diseños originales, dibujando o eligiendo los colores. Entre las 140.000 begonias, las 225.000 dalias y los kilos de corteza coloreada con tintes naturales, los voluntarios y expertos se comunican en francés, flamenco o inglés, pero también mucho en castellano, gracias a los 54 españoles y a los siete mexicanos de diferentes organizaciones y asociaciones de arte efímero que se han desplazado a Bruselas para contribuir en la construcción de una obra insignia de la ciudad.

 

Fotografía de Unión Guanajuato

 

La alfombrista Sujeic Garibaiy es de Uriangato, Guanajuato, quien pone en práctica en suelo bruselense lo que su asociación ya hace cada mes de octubre con kilómetros de alfombras de serrín para honrar a su patrón, el arcángel San Miguel.

Este proyecto, es desarrollado por el gobierno municipal de Uriangato y el estatal de Guanajuato, contó con un presupuesto de cerca de 3 millones de pesos y de otros 50 mil euros por parte de la ciudad de Bruselas. Los turistas podrán conocer más de cerca la cultura mexicana durante los 4 días que durara este evento, a través de la música de mariachis y de vestimentas típicas del país.

 

Fotografía de Unión Guanajuato

 

En ediciones anteriores, la alfombra ha homenajeado al continente africano, a la amistad entre Bélgica y Japón, a Mozart o a la alquimia, entre muchas otras temáticas que han decorado la Grand Place un fin de semana de agosto de cada dos años, con la excepción del 2020 por la pandemia.

Pedro Páramo llega a Netflix con el ingenio supremo de Rodrigo Prieto
MXCity
Uno de los libros que revolucionó la literatura latinoamericana, Pedro Páramo, llegará a Netxflix a cargo de Rodrigo Prieto.

Foto destacada: Abraham Matías

Rodrigo Prieto, ganador del Oscar y extraordinario cinefotógrafo mexicano, será el director de Pedro Páramo.

 

. . .

 

Pedro Páramo es una novela editada en 1955, escrita por el único e inigualable Juan Rulfo; ubicada en la Guerra Cristera, y tendrá una nueva entrega para Netflix. De hecho, ya se sabe quién será el responsable de convertirla en película: Rodrigo Prieto.

Este cinefotógrafo fue nominado al Oscar por sus trabajos en “Secreto en la montaña”, “El irlandés” y “Silencio”, y la creación de Pedro Páramo será un gran debut como director con este largometraje anunciado desde el año pasado y que comenzará rodarse.

 

 

Rodrigo Prieto es, hoy por hoy, uno de los cinefotógrafos más respetados del mundo; ha trabajado con directores como Spike Lee y Curtis Hanson, en 8 Mile. En el 2002, filmó Frida, una película sobre la pintora mexicana Frida Kahlo, con Salma Hayek en el protagónico y en la producción.

Prieto fue nominado al Oscar a la mejor fotografía por su trabajo en Brokeback Mountain, del director Ang Lee, y por The Irishman, de Martin Scorsese. Fue nominado a los premios BAFTA por Babel, de Alejandro González Iñárritu. Y estuvo nominado al Oscar 2017 por Mejor Fotografía con la película Silence, dirigida por Martin Scorsese.

El trabajo de Rodrigo Prieto se caracteriza por el uso poco convencional de la cámara, utilizando la sobreexposición y otras técnicas para crear imágenes originales, parecidas a un sueño.

 

 

¿Qué hay de Pedro Páramo?

 

 

Prieto tiene una conexión directa con la época en que se cuenta la historia. Su abuelo tenía 16 años cuando se sumó a las fuerzas de Emiliano Zapata, mientras que su abuela vio en Coahuila la llegada de Francisco Villa. Ya está trabajando en la adaptación hecha por el español Mateo Gil, quien intentó filmarla hace más de una década.

Esta sería la tercera versión de Pedro Páramo, luego de las películas filmadas en 1966 y 1976, que llevaron en los roles principales, respectivamente, a las duplas de John Gavin y Carlos Fernández; Manuel Ojeda y Abelardo San Miguel.

 

 

Aunque Pedro Páramo sería la ópera prima de Rodrigo, en realidad conoce el mundo de la dirección después de haber trabajado con los mejores. Además, su tiene más de tres décadas de trabajo en textos, guiones, fotografía y dirección.

Pedro Páramo es una producción que se estrenará en festivales de cine internacionales como Venecia y San Sebastián. Eugenio Caballero realizará el diseño de escenografía y la película ya se encuentra en pre producción.

 

 

Por otro lado, también ya está en camino la nueva película de Alejandro González Iñárritu en Netflix y marca un hito como el regreso del director a México, después de 20 años de no filmar en nuestro país.

Se trata de Bardo, protagonizada por Daniel Giménez Cacho, estrena en el Festival de Venecia, dentro de competencia y seguramente será una de las películas más comentadas del año. Estamos listos para ver Bardo triunfar por el mundo. Estrenará en cines y posteriormente en exclusiva en Netflix.

Eclipse de siete lunas: revaloración de las mujeres dedicadas al muralismo
MXCity
Hoy muchas artistas mujeres que son muralistas y en Eclipse de siete lunas es posible ver los antecedentes de esta gran historia.

Foto destacada: Miguel Dimayuga / Proceso

Eclipse de siete lunas revalora el papel de la mujer en el arte del siglo XX, específicamente de las muralistas.  

 

. . .

 

Los murales mexicanos son reconocidos en todo el mundo, se han destacado los muralistas hombres, y más específicamente cuatro nombres: David Alfaro Siqueiros, José Clemente Orozco, Diego Rivera y Rufino Tamayo.

Fuera de la narrativa pictórica y estética de estos muralistas, también se dio una vasta obra de mujeres, tanto mexicanas como extranjeras, que formaron parte de un movimiento de artistas que transformaron de manera radical el arte público en México durante el siglo XX y que en sus obras reflejaron la preocupación social que marcó la época y la generación de creadores a la que pertenecieron.

 

 

Muestras de grandes artistas son Elena Huerta, creadora del mural más grande hecho por una mujer en México; Rina Lazo (recién fallecida en 2019) guatemalteca que asistió a Diego Rivera; las Hermanas Marion y Grace Greenwood, quienes pintaron la lucha social de las clases sociales, la lucha obrera, el anticolonialismo y la libertad de expresión.

Electa Arenal, poeta y escultora, que trabajó en los murales exteriores del Estadio Olímpico de Ciudad Universitaria; Valetta Swann (1904-1973) pintora y escultora inglesa, Fanny Rabel, Aurora Reyes y muchas mujeres más.

 

 

Con la finalidad de revalorar el espacio de las mujeres en el muralismo mexicano, la escritora Dina Comisarenco recupera la obra de 20 mujeres que se dedicaron al muralismo durante el siglo XX en México, en una la publicación de Eclipse de siete lunas. Mujeres muralistas en México.

El libro destaca artistas como Elena Huerta, Marion Greenwood, Elvira Gascón, Fanny Rabel, Rina Lazo y Olga Costa, entre otras. Es una rigurosa labor de rescate arqueológico en donde se recuperan datos y referencias que reconstruyen el panorama de la creación femenina a lo largo de un siglo, en un campo donde se había hecho invisible la acción de las mujeres, por olvido, explica la investigadora Karen Cordero.

 

 

La escritora, Comisarenco explicó, en entrevista para el periódico Excélsior, que son pocos los investigadores que se han dedicado al estudio de las muralistas. Por ejemplo, "hay estudios de James Oles sobre las hermanas Greenwood, yo trabajé a Aurora Reyes y a Fanny Rabel, y hay un texto colectivo dedicado a algunas de las muralistas publicado por el Seminario de Investigación de Muralismo de la UNAM".

Así que se trata de una valiosa aportación para revalorar a todas las muralistas en conjunto, contextualizando sus obras en relación con el ambiente político, social y cultura de las distintas etapas en las que trabajaron, y con la lucha a favor de los derechos de las mujeres.

 

 

Así, al evitar aislar a las artistas como casos únicos y al contextualizar en cambio sus obras, los mensajes transmitidos por cada artista resultan reveladores y significativos, y pueden apreciarse lo mucho que tenían en común.

La omisión de las mujeres muralistas, tiene que ver con lo poco que se conoce la labor de las artistas en general, no sólo por el hecho de que el muralismo ha sido generalmente monopolizado por los hombres, sino porque las mujeres que hacen arte público no se adaptan a los estereotipos que se asocian a la creatividad femenina con lo íntimo y lo doméstico.

 

 

"Así que la invisibilización a la que han sido sometidas las mujeres muralistas responde no sólo a las dificultades inherentes para estudiar su obra (poco reproducida y con archivos a veces en manos de familiares y no siempre de fácil acceso), sino también al desafío que significa su mera existencia para la forma en la que tradicionalmente se ha narrado la historiografía del arte mexicano del siglo XX", explicó.

Las primeras muralistas en México datan de la década de 1920 y eran estadunidenses, apunta Comisarenco. Y en esa lista están Ione Robinson, Marion y Grace Greenwood, Ryah Ludens, Lucienne Bloch y Eleonor Coen. Aurora Reyes fue la primera mexicana en realizar una pintura mural como autora. Se trató de El ataque a la maestra rural, en el Centro Escolar Revolución.

 

 

Eclipse de siete lunas es un recorrido por el arte de las muralistas, de 1920 a 1970 y reúne a 20 artistas que transitan del realismo al abstraccionismo y muestran que su narrativa aún está incompleta.

Podrás ver la obra de las artistas como Remedios Varo o Leonora Carrington, pero no tanto en sus creaciones de arte público. Sin embargo, entre las más productivas en mural hay que citar a Elena Huerta, Fanny Rabel y Rina Lazo, quien tiene más de 90 años y aún hace obra mural.

 

 

Asimismo, este libro da pie para un segundo volumen en el que se recupere la obra de artistas contemporáneas como Teresa Morán, Martha Ramírez, Carmen Parra, Patricia Quijano, Martha Tanguma, Margarita Gándara y Elena Climent entre muchas otras.

Museo del Meteorito, un increíble recorrido por 65 millones de años de historia
MXCity
La inauguración del Museo del Meteorito se suma el Sendero Jurásico y al mejoramiento urbano de Chicxulub.

Foto destacada: El Imparcial Oaxaca

El Museo del Meteorito en Yucatán reconoce la cultura milenaria y tradición de Chicxulub.

 

. . .

 

En el poblado de Chicxulub, Yucatán, cayó un meteorito hace 65 millones de años, fue tan inmenso que se ha teorizado que contribuyó a la extinción de los dinosaurios. Por esta razón se inauguró el Museo del Meteorito en el municipio de Progreso.

Este hermoso museo cuenta con exposiciones interactivas sobre el cataclismo, tiene "tecnología de punta" con la esperanza de que genere una gran derrama económica en una comunidad pesquera, donde viven miles de familias que fortalecer la identidad cultural de Yucatán.

 

 

 

 

Para la construcción de este espacio se invirtieron 1.9 millones de pesos en su construcción y equipamiento con recursos federales y del gobierno estatal, con lo que se pretende beneficiar a casi 70 mil habitantes de Progreso, más los visitantes que lleguen diario a este destino turístico con más de 150 años de historia.

Hay 8 salas que utilizan tecnología de realidad virtual y aumentada, los visitantes podrán hacer un recorrido por 14 mil millones de años de historia del planeta y su interacción con el universo, conociendo las 5 grandes extinciones.

 

 

 

 

Además, hay diversos atractivos y experiencias como mappings, tabletas digitales para diseñar tu propio dinosaurio, figuras con sonido y movimientos robóticos, a través del uso de la tecnología, de especies de dinosaurios como tiranosaurios, espinosaurios, dilofosaurio, triceraptor y triceratops, cada uno con información acerca de sus características.

También podrás interactuar con ejemplares originales de las rocas más antiguas de las que se tienen registro y evidencia fósil de las 4 primeras extinciones del planeta, además de explorar la vida del período cretácico, que es el que cursaba cuando cayó el meteorito en la actual zona de Chicxulub en Yucatán.

 

 

 

En este Museo podrás ver la historia paleontológica de Yucatán, y se une el Sendero Jurásico en Chicxulub, como parte del Programa de Mejoramiento Urbano de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (SEDATU).

También se agregarán 18 prismas en el museo inspirados en las casas mayas, y en su interior se trabajó con chukum, un árbol endémico de la península de Yucatán que se caracteriza por su corteza espinosa y resina rica en taninos, que le dan un color rojo.

Se espera que las azoteas del recinto sean un espacio público para que se visiten de manera gratuita.

 

 

 

Museo del Meteorito en Progreso

Dónde: sobre el malecón de Progreso, en el Parque de la Paz, en el estado de Yucatán.

Cuándo: lunes a domingo desde las 11:00 am hasta las 7:00 pm.

Cuánto: $250. Turistas extranjeros $350.

Yucatecos $150 Progreseños entrada libre

  

x